Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
12 ESPAÑA ETA amenaza al Gobierno s La estrategia del Ejecutivo VIERNES 12 s 1 s 2007 ABC Demasiados lapsus Cuando ETA anunció el alto el fuego, el Gobierno empezó a utilizar un sospechoso lenguaje s Zapatero llama accidentes a los atentados, Rubalcaba habla de proyectos de zulo y De la Vega califica de papelito el Pacto Antiterrorista POR ALMUDENA MARTÍNEZ- FORNÉS FOTO JULIÁN DE DOMINGO MADRID. Pueden ser deslices verbales, lapsus o errores conscientes o inconscientes, pero lo cierto es que desde que ETA anunció el alto el fuego permanente, el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y algunos de los miembros de su equipo han empezado a utilizar un extraño lenguaje cuando hablan de política antiterrorista. A continuación, publicamos algunos ejemplos del nuevo vocabulario del Ejecutivo: diciembre del zulo localizado por la Ertzaintza en Amorebieta: Es un proyecto de zulo donde los terroristas iban a meter una serie de cosas ¿Qué dice la Real Academia de la Lengua? Atentado: agresión contra la vida o la integridad física o moral de alguien. Accidente: suceso eventual o acción de que involuntariamente resulta daño para las personas o las cosas. No entiendo ese afán de pegarse al papelito Con estas palabras se refirió la vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, a la defensa que hace el PP del Pacto por las Libertades y contra el Terrorismo, al que calificó de papelito ahora requieren hechos en la misma dirección En otra entrevista a El País empleó unas palabras similares: No cabe duda de que Otegi ha venido manteniendo un discurso a favor de la esperanza de la paz, y es fundamental que la izquierda abertzale participe en el proceso de la paz Otegi, un discurso a favor de la esperanza de la paz También se pueden calificar de inquietantes las palabras con las que definió Zapatero al dirigente proetarra Arnaldo Otegi, con antecedentes terroristas. En una entrevista concedida a Telecinco el 30 de marzo pasado afirmó: Es líder de la izquierda abertzale y ha tenido un discurso por la paz y por abrir una etapa política distinta en Euskadi, palabras que De Juana es uno de los que están en el proceso Con esta afirmación, fuera de micrófonos, Zapatero sorprendió 28 de octubre a los periodistas que le acompañaron a un pueblo de Soria. El presidente del Gobierno afirmó que las declaraciones del asesino De Juana Chaos en la Audiencia Nacional eran coherentes con determinada información que tenía de que el etarra es uno de los que está con el proceso Llamar accidentes a los atentados terroristas Zapatero volvió a equivocarse ayer en el Senado y calificó de accidente el brutal atentado de Barajas, aunque a continuación corrigió y dijo trágico atentado Este mismo error lo cometió el pasado 29 de diciembre, cuando al hacer balance del año, llamó trágicos accidentes mortales a los asesinatos de ETA. En realidad, se trata de un error algo habitual del presidente del Gobierno, que lo ha repetido en otras ocasiones. En una entrevista concedida a El País el pasado marzo, Zapatero ya calificaba de accidentes a los atentados: por un lado, hablaba de que el proceso sería largo y decía que aunque mi deseo es que no haya ningún accidente, nadie puede descartarlo y, por otro, cuando se refería a los asesinatos que rompieron la primera tregua del IRA, decía: Hubo siempre un hilo de comunicación más allá de lo que podría ser un accidente Rodríguez Zapatero, ayer, al término de la Conferencia A la madre de Irene Villa: A mi abuelo lo asesinaron Uno de los más dolorosos exabruptos de José Luis Rodríguez Zapatero lo protagonizó la madre de Irene Villa, María Jesús González, a quien convocó en el Palacio de la Moncloa el pasado mes de febrero en desagravio por su ausencia al congreso que habían organizado las víctimas del terrorismo. Entiendo lo que sientes perfectamente. A mi abuelo lo asesinaron en la guerra le espetó el presidente del Gobierno en presencia de otras víctimas de ETA. El presidente recupera las riendas tras pagar el coste de ceder la gestión pública de la crisis a Rubalcaba Zapatero cancela su agenda exterior y de partido para pilotar directamente la búsqueda de la unidad democrática GONZALO LÓPEZ ALBA MADRID. El 30 diciembre, tras el atentado de ETA en Barajas, Alfredo Pérez Rubalcaba reclamó en su condición de ministro del Interior, y obtuvo del presidente del Gobierno, el control exclusivo de la gestión mediático- política de la crisis que le estalló en las manos al Gobierno. Diez días después, desde el pasado lunes- -aunque su primera manifestación fue la minicumbre gubernamental que convocó el viernes 5- José Luis Rodríguez Zapatero decidió recuperar las riendas de la respuesta gubernamental ante la evidencia de que el resultado de la gestión mediática controlada por el ministro del Interior ha sido que, mientras éste salía indemne y hasta elogiado pese a su responsabilidad directa, el presidente del Gobierno caía a los niveles más bajos de valoración ciudadana al haber desviado todo el desgaste hacia él en lugar de protegerle. Además, Zapatero está convencido de que Mariano Rajoy busca cobrarse su cabeza a cuenta del fracaso del proceso de paz -no ha pasado desapercibido que nadie del PP haya levantado la voz para reclamar la dimisión del ministro del Interior- Este análisis de lo ocurrido y del horizonte que se avecina, unido a la búsqueda del mayor consenso posible con el mayor número posible de fuerzas políticas que ha marcado como prioridad política, es el que justifica, según fuentes de toda solvencia consultadas por ABC, que Zapatero haya optado por aplazar- -por segunda vez- -el viaje que tenía previsto realizar la semana próxima a Japón y también cancelar la intervención que tenía anunciada para hoy en la Convención del PSOE de Andalucía. No se trata sólo de que Zapatero quiera concentrarse en preparar su comparecencia parlamentaria del lunes, en la que viene trabajando desde la semana pasada y reservarse hasta ese día su mensaje político. Convencido de que la dirección del PP ha concluido que puede ganar las próximas elecciones generales gracias a ETA y decidido a buscar la unidad de los demócratas hasta el último aliento pero con la previsión de que no será ese el escenario del lunes en el Congreso de los Diputados, su prioridad será seguir buscando ese consenso después del lunes. Para ello, en Moncloa se considera muy probable que a partir del martes abra personalmente una nueva ronda de conversaciones con los líderes de la oposición, con muchos de los cuales ya ha hablado por teléfono en estos días. Además, quiere estar encima del seguimiento de las operaciones policiales puestas en marcha contra ETA y tener una percepción lo más directa posible del clima social que se plasmará en las manifestaciones de mañana en Madrid y Bilbao. Tras confirmarse el desmarque del PP, el presidente del Gobierno no asistará a la convocada en Madrid y la representación del Gobierno se delegará en algunos ministros para evitar la imagen de protagonismo del Gobierno y subrayar su carácter cívico Chaves y Blanco encabezarán la representación del PSOE. Zapatero suspende pero no rompe el proceso El mismo día del atentado de Barajas, el presidente del Gobierno volvió a utilizar sospechosamente el lenguaje cuando hasta en tres ocasiones se negó a dar por roto el llamado proceso de paz e insistió en que sólo está suspendido. Un proyecto de zulo donde iban a meter cosas También el ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, parece estar afectado ocasionalmente por este nuevo lenguaje antiterrorista. O, al menos, extraña parece la definición que ofreció el pasado 29 de En el Gobierno se cree que si el PP no pide la dimisión del ministro del Interior es porque quiere cobrarse la cabeza del presidente