Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO 7 s 1 s 2007 MADRID 67 La nave Torroja agoniza a la espera del arreglo judicial que permita reactivarla IU denuncia el abandono en que se encuentra la antigua fábrica, de alto valor arquitectónico s El Ayuntamiento dice no poder actuar sin que se resuelva la quiebra SARA MEDIALDEA MADRID. La antigua nave que la firma Boetticher y Navarro tiene en Villaverde, obra de Eduardo Torroja y popularmente conocida como la catedral de Torroja por su valor arquitectónico, sigue abandonada desde que en 1992 la empresa declaró la quiebra. La portavoz de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Madrid, Inés Sabanés, ha denunciado el lamentable estado en que se encuentra el lugar, y la inacción municipal. Sabanés visitó días atrás, junto con los concejales de su grupo Concha Denche y Julio Misiego, la nave, y recordó que Ruiz- Gallardón lleva diez años sin hacer nada por ese lugar, ni como presidente de la Comunidad ni como alcalde de Madrid, salvo anunciar de manera insistente que algún día habrá algo Mientras, su aspecto es cada año más lamentable. El abandono va ganando enteros, y la zona ha sido refugio de okupas y hasta escenario de algún incendio. IU denuncia que no sólo su aspecto es lamentable, sino que en los presupuestos del año que viene no hay dinero para ello La misma denuncia que ha venido repitiendo este grupo desde hace años, y en la que también ha coincidido el PSOE. Su concejal Pedro Sánchez ya denunciaba que en 2004 el presupuesto local incluía una cantidad de 1,8 millones de euros para acondicionamiento de la nave que no se ejecutó. Las peticiones de IU sobre la nave son muy concretas: Que se limpie el lugar y se vele por su seguridad hasta que el proyecto que tiene para él el Gobierno se ponga en marcha PECADOS CAPITALES Mayte Alcaraz Historia de una catedral industrial La nave Torroja, obra de Eduardo Torroja, es uno de los símbolos de la industria pesada madrileña en los años 40 y 50. Su estructura de hormigón y sus bóvedas con lucernarios le dan un aspecto de catedral, y así es como se la conoce en el mundo de la arquitectura. Tiene una superficie total de 68.000 metros cuadrados. Torroja es también autor del Hipódromo de la Zarzuela. Fallo del concurso El problema, explican desde el Gobierno, se escapa de sus manos: Debemos esperar a que se resuelva la quiebra de Boetticher mientras esto no ocurre, el Ayuntamiento no será propietario de la nave Hasta entonces, añadieron las fuentes del área de Economía, que dirige Miguel Ángel Villanueva, estamos dando todos los pasos posibles para que el proyecto avance lo más rápidamente posible una vez el Con- sistorio pueda hacerse cargo del edificio Actualmente, el edificio está gestionado por los síndicos de la quiebra. Una vez que se resuelva judicialmente, el Ayuntamiento modificará el Plan General de Ordenación Urbana para dar vía libre a los planes que tiene para la zona: un centro de Alta Tecnología. Para ello, se convocó y falló un concurso, que ganó el proyecto Banda ancha del equipo de arquitectos que forman José María Churtichaga, Joaquín Lizasoain, Rolf Brülisauer y Mauro Doncel, con la colaboración de Ophelia Mantz. Además, explicaron fuentes municipales, se ha firmado un convenio con el CSIC- -concretamente, con su Instituto Torroja, especializado en las patologías de las edificaciones- -para que estudie las circunstancias en que se encuentra la nave. De esta forma, se pretende poder iniciar las obras para su recuperación prácticamente de inmediato en el momento en que se resuelva la cuestión legal que pesa sobre el inmueble. SABER ESTAR rente a algunas incomparecencias (materiales y morales) cabe resaltar, aquí y hoy, la entrega y responsabilidad con la que, tanto la presidenta de la Comunidad como el alcalde de Madrid, han afrontado la gran tragedia de la T- 4 de Barajas. No es sólo porque estuvieran allí desde las primeros instantes que siguieron a la tragedia- -no hubo Doñana alguna que los separara de su deber- sino que no han dejado de estar en ninguno de los momentos dolorosos que han jalonado estos primeros compases del año. Conviene hacer la crítica, aunque sea buena (o precisamente por eso) para dar a cada cual lo que le corresponde. Si alguna virtud tienen las Administraciones locales es la de poder servir más directamente a los intereses de los ciudadanos, restando adherencias burocráticas a la siempre impersonal maquinaria administrativa del Estado. Pues bien, en ambos Gobiernos (regional y local) se han sentado las bases de una reconciliación de los ciudadanos con sus representantes más próximos, lejos de luchas partidistas, gracias a ese gesto, a ese fundirse con... (por decirlo de una manera garrettiana) el sentido íntimo del pueblo, ...el que viene de la razón divina, y procede de la síntesis trascendente, superior e inspirada por las grandes eternas verdades, que no se demuestran porque se sienten Por eso lo que hizo la presidenta y Gallardón, sin ir dirigido a nadie, llegó a todos. Reconfortó oír a Esperanza Aguirre, tras el atentado, ofrecer al Gobierno de la nación todo su apoyo. O ver al alcalde, con casco y chaleco, pasearse entre cascotes aunado con los servicios de bomberos, emergencias y policía que han pasado estos días en Barajas en busca, por desgracia, de muerte. Contrasta todo eso con los ventajistas de la política como José Bono, ahora empeñado en sacar los dientes contra el proceso de paz de Zapatero, los mismos dientes que se ha dedicado a limar durante los años de poltrona ministerial. Por no citar vacíos tan importantes como los no llenados por el presidente o su vicepresidenta, Ma- F Un largo proceso legal que dura ya catorce años La nave Torroja, situada en el distrito de Villaverde, está en desuso desde la declaración de quiebra de la empresa propietaria en 1992. En septiembre de 2003, un convenio con la empresa Boetticher convertía el edificio en propiedad municipal, y a cambio recogía en el resto de la superficie la construcción de unas 500 viviendas. Cuando este convenio sea ratificado por los tribunales, el Ayuntamiento estará en condiciones de iniciar las obras, algo que probablemente- -y a expensas de la actuación judicial- -podría ocurrir en mayo de 2007. El cierre dejó una herida abierta en Villaverde. La complicada situación jurídica de la firma y su quiebra multiplicaron los problemas de sus trabajadores para cobrar las indemnizaciones. Adelantar pasos Estamos haciendo todo lo administrativamente posible para adelantar pasos; hay voluntad en el Gobierno municipal de apoyar esta idea, y de mejorar la zona en que se encuentra explicaron las mismas fuentes. Como ejemplos de esa voluntad, pusieron las inversiones realizadas por el Ayuntamiento en otros puntos cercanos, como el polígono industrial de La Resina y otras zonas situadas en este mismo distrito de Villaverde. ría Teresa Fernández de la Vega, con escasísima dedicación en esta crisis. ¿Será que no comulga con estas ruedas de molino de Rodríguez Zapatero? Eduardo Torroja construyó este edificio para Boetticher y Navarro en el distrito de Villaverde JULIÁN DE DOMINGO