Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
48 MADRID VIERNES 5 s 1 s 2007 ABC Y usted, ¿qué pide a los Reyes Magos? Desde un chalé en Arturo Soria a menos atascos o un poco más de seguridad en la ciudad. Algunos trabajadores madrileños han confesado qué les gustaría que les trajeran los Magos de Oriente POR CRISTINA ALONSO FOTOS FRANCISCO SECO MADRID. Los hay que se conforman con un casco de moto. Otros son más ambiciosos y piden a los cuatro vientos una mansión, un viaje interminable o una novia. Aunque los Reyes sean cosa de niños, a los madrileños adultos también se les escapa una sonrisa cuando se les habla de Melchor, Gaspar y Baltasar. Sonrojados o no, han confesado qué sorpresas les gustaría encontrarse mañana por la mañana debajo del árbol. Un viajecito a una playa en la que haga calorcito. Tampoco quiero irme muy lejos, me conformo con Canarias reconocía Luis Floro mientras pasaba la escoba a la Plaza Mayor. Este barrendero asegura que, si se pudieran empaquetar, la felicidad y la salud serían los mejores regalos que le podrían hacer. Pero me conformo con un buen trabajo afirma. Y si Gallardón se convirtiera en Rey Mago por un día tendría claro qué escribir en su carta: Menos obras y más seguridad, que hay muy poca. Yo estoy todo el día en la calle y lo veo la lotería Y a modo de posdata: Suerte y salud para todos, más para los países pobres, que lo necesitan más A mí me encantaría una dieta de adelgazamiento efectiva, que he engordado cuatro kilos con tanta cena de Navidad cuenta Maribel, dependienta de la calle Mayor. Y a Gallardón le pediría que la ciudad siga estando tan bonita, pero que arregle un poco el tema del tráfico, que es una pesadilla explica mientras coloca su escaparate, a punto de acoger las rebajas de enero. Un poco más de amabilidad El tráfico también le quita el sueño a Juan Ignacio Cañadilla, conductor de la línea 133 de la EMT. Pero ni siquiera se molesta en pedir que haya menos atascos porque asegura que eso sería perder el tiempo. Mi deseo es que las personas seamos más respetuosas, más amables... yo a cambio regalaría simpatía, humanidad, cordialidad... explica al volante de su autobús, estacionado a pocos metros de la plaza de Callao. Si pudiera, este conductor dejaría grandes sacos de carbón a todos aquellos que pisotean a los otros para conseguir sus objetivos Y en cuanto se le pregunta por el mejor regalo que ha recibido, responde al instante: Mi mujer y mis hijos Para ellos y para él desearía, si pudiera, un piso mejor que el que tienen. En la Moraleja estaría bien añade. Aunque viaja en moto, quizá el tráfico también tenga algo que ver en la decisión de Raimundo, cartero, al que lo que le interesa es irse lejos. Tan lejos como al país de las pirámides. Sólo pido un viaje de dos semanas a Egipto. Espero que me lo traigan comenta. Luis tiene 56 años y trabaja como barrendero. Uno de sus deseos: que en Madrid haya menos obras y un poco más de seguridad Que desaparezca ETA Jonathan, policía municipal que vigilaba en su coche los alrededores de la plaza, coincide con Luis. Pero pide más: Tranquilidad para esta ciudad, que creo que la necesitamos todos. Y que desaparezca ETA Este joven ya se huele lo que mañana le dejarán los Reyes: Algo para la moto, una cazadora o un casco. Está bien Pero por pedir, que no quede: Salud, una chica, un chalecito en Arturo Soria... Erwin, boliviano de 25 años, ofrece castañas y mazorcas de maíz asadas en una esquina de la Puerta del Sol. Lo primero que le viene a la cabeza: Les pediría que me toque Cariño para los españoles Alicia y Ever no quieren nada material. Estos peruanos trabajan junto a la Puerta del Sol. Disfrazados de personajes Disney, alegran el paseo de los niños y les regalan globos. Pediría muchísimo cariño para los españoles y un año de mucha prosperidad, felicidad y unión a este país tan precioso confiesa Alicia, encargada de hinchar los globos. A mí me gustaría que los Reyes nos trajeran una buena política de trabajo, apoyo a los inmigrantes y una mayor oportunidad de participar en la vida ciudadana opina, por su parte, Ever. espera un viaje de dos semanas a Egipto. El mejor regalo que le hicieron los Reyes Magos fue una escapada a Granada Raimundo, cartero de 33 años,