Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
74 CULTURAyESPECTÁCULOS JUEVES 28 s 12 s 2006 ABC Hollywood tapa fuera de casa las goteras del éxito Instinto básico 2 Poseidón La joven del agua y Todos los hombres del rey son algunas de las grandes producciones del cine americano que no han funcionado en la taquilla como se esperaba JOSE LUIS DE HARO SERVICIO ESPECIAL NUEVA YORK. No todo en la Meca del cine es glamour y grandes sumas de dinero. Cuando las cámaras se apagan y las luces enfocan las taquillas, cientos de millones de dólares pueden acabar en saco roto. Al menos, así lo considera la revista Variety que ha publicado la lista de las películas que han suspendido el examen financiero durante este año y no han conseguido recaudar la cantidad necesaria para amortizar su coste total de producción. Por supuesto, cuando se habla de tropiezos económicos también hay que tener en cuenta la recaudación previa cuando se trata de una secuela y su aceptación internacional. Un ejemplo muy claro está en la película Misión Imposible III con la que el excéntrico Tom Cruise sólo consiguió 133 millones de dólares en Estados Unidos, todo un fracaso que pudo remontar con su recaudación en todo el mundo. millones. Aún así, parece que su distribuidora, Sony Pictures, se olía algo, ya que ni siquiera se arriesgó a mostrar el filme previamente a los críticos cinematográficos por miedo a las represalias. Poseidón hundida De la que se esperaba que siguiera la estela de la todopoderosa Titanic de James Cameron, no quedó más que un barco a la deriva. Poseidón no levantó la expectación esperada por sus creadores, que invirtieron alrededor de 160 millones de dólares en este remake pasado por agua. En EE. UU. la recaudación apenas rozó los 60 millones, una cantidad que terminó de amortizarse con el dinero de la taquilla internacional, que añadió otros 121 millones al saco, una cantidad bastante remolona para otro trágico crucero marítimo. Sin abandonar experiencias acuáticas, tampoco hay que olvidar a La mujer del agua cuya fábula no ha convencido lo más mínimo al público estadounidense que, acostumbrado a tramas como El sexto sentido no se dejaron deleitar por la última historia de M. Night Shyamalan. La película sólo se hizo con 42 millones de dólares en el mercado nacional frente a un coste estimado de 75 millones. Gracias a su proyección internacional, la producción consiguió 30 millones adicionales por parte de los cines internacionales. Poseidón (en la imagen) y La mujer del agua son dos de los títulos que han naufragado en 2006 Sharon Stone no consiguió el éxito esperado con su regreso como Catherine Tramell en Instinto básico 2 ABC Las diez peores Aún así, entre las diez películas que han pinchado en los Estados Unidos durante este año se encuentra Todos los hombres del Rey una obra dirigida por el oscarizado Steve Zaillian y con un reparto que cuenta con actores de la talla de Sean Penn, Kate Winslet y Jude Law parece no haber superado a la obra original por la que Broderick Crawford recibió un Oscar en 1949. Su coste acabó rozando los 55 millones de dólares y estuvo guardada un año en el cajón para ser reeditada. Ha acabado recaudando solamente 7 millones. Algo parecido le ha ocurrido al segundo cruce de piernas de Sharon Stone en Instinto Básico 2 un verdadero batacazo que no alcanzó a recaudar ni 5 millones de dólares, mientras que el coste total de la película superó los 70 Las nuevas versiones de películas ya editadas en el pasado parecen haber tenido mala pata durante 2006. The Wicker Man remake de la obra de culto del mismo nombre estrenada en 1973, no ha conseguido atraer al mismo número de fanáticos tras pasar por las manos de Neil LaBute y contar con la presencia de Nicolas Cage. Frente a un coste de 40 millones de dólares, sólo 23 millones han pasado a ingresar la cuenta de recaudación. En la lista se incluyen otros títulos, como La fuente Freedomland Flyboys o Un buen año pero apenas existen películas de genero cómico o familiar. Los thrillers se han convertido en un verdadero riesgo para las cuentas corrientes de Hollywood, que vuelven a pinchar cuando se trata de salir de la horma impuesta por la audiencia. Más información en: http: www. variety. com