Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 27 s 12 s 2006 Vela DEPORTES 91 Lo pasé fantástico, aunque alguna vez ha sido angustioso Esperanza Pérez s Navegante solitaria Papá Noel hizo realidad el mayor de sus sueños: ya es la primera española que ha cruzado el Atlántico en solitario. Su destino fue la isla de Santa Lucía, a la que arribó el sábado a las cinco de la tarde después de recorrer más de tres mil millas durante 23 días POR PEDRO SARDINA MADRID. No se sabía nada de ella desde que zarpó de Canarias hace 23 días. El foro de su página web reflejaba que se encontraba bien; que seguía su aventura. El teléfono suena y tras unos diez tonos, se escucha su voz al otro lado... del Atlántico. Exultante de alegría. jos, pero es una soledad gratificante. Piensas en los tuyos y casi puedes tocarlos. La radio es una gran compañera porque te permite hablar con otros navegantes y compartir lo que estás haciendo. España y piensas que quedan tres mil millas ves una cuesta arriba grande, pero que día a día vas venciendo. Te das cuenta de que se puede vivir sin móvil, sin televisión... A lo único que te niegas es a no tener contacto humano, pero ése sabes que lo vas a tener a la llegada. ¿Qué ha comido? -Igual que en casa (se ríe) Arroz a la cubana, fabada, tortilla española, jamón, chorizo, huevos fritos, pasta... En un barco se come muy bien, si sabes cocinar, claro. -O sea, que lo aconseja como terapia... -Sí, como terapia o como desafío para realizar algo que parece imposible. Cuando sales de ¿Le impresiona ser la primera mujer española que ha cruzado el charco -No, no me impresiona nada. Me considero, antes que una mujer, una persona, pero sí reconozco que es un gran paso de la vela oceánica femenina en España, que desgraciadamente está desamparada. Esta sí puede ser una de mis reivindicaciones como mujer. La heroína española llegará a Cartagena el próximo día 12 Tengo una familia maravillosa que siempre me ha apoyado en todo. Gracias a ellos estoy aquí, en Santa Lucía. EFE ¿Le ha tocado la lotería? -Esto es mucho mejor que eso. Me encuentro fenomenal. No quería llegar, pero todo se acaba. Es maravilloso haber tenido la oportunidad de hacer esta travesía. Me siento muy afortunada. marineros del puerto y algunos curiosos. Lo cierto es que me sentí como una reina. ¿Y ahora qué? -Lo primero será reparar las averías que traigo para devolver el barco a España en perfecto estado. Luego me tomaré unas vacaciones por estas islas para descansar y disfrutar hasta que el día 12 de enero regrese a España. ¿Tan bien lo ha pasado? -Lo he pasado fantástico, aunque he de confesar que alguna vez ha sido angustioso. Los barcos son así: si caminan mucho son peligrosos y si se paran porque no hay viento son desesperantes. En general lo he pasado muy bien y me alegro de haberlo hecho. No me impresiona haberlo conseguido, pero reconozco que es un gran paso para la vela oceánica femenina en España ¿Quién la esperaba en puerto? -José María Ripoll, mi armador, y algunos amigos españoles que están de regata por aquí. La verdad es que se han pasado porque me han recibido como a una heroína y tampoco es eso. También estaban los ¿Mamá estará contenta? -Ha respirado. No es fácil para una madre aguantar todo este tiempo con un hijo a merced del océano. Mi padre, por el contrario, está muy ilusionado. ¿No ha pasado miedo? -En general, no. Ha habido momentos, como cuando rompí el piloto automático, que me llegué a preocupar porque estuve bastantes horas al pairo, pero entre la Rueda de los Navegantes y los barcos españoles que por estas fechas cruzan al Caribe me dieron mucha confianza y me tranquilicé. Basurko, a mil millas de Fremantle y a 400 de Dalton ABC FREMANTLE (AUSTRALIA) Unai Basurko se encuentra a unas mil millas de la llegada de la primera etapa de la Velux 5 Océanos (Bilbao- Fremantle) a la caza de Graham Dalton, que tan sólo navega cuatrocientas millas más adelante. Para mañana se espera la llegada de Robin Knox- Johnston, que en las últimas horas ha pasado una gran borrasca con vientos de más de cuarenta nudos. El español tiene la moral alta y se muestra muy contento de lo acontecido hasta ahora. Unai intenta llegar antes del día 4 de enero, su cumpleaños, y según las condiciones meteorológicas que tenía ayer es muy probable que consiga tocar tierra el día de Año Nuevo. Su deseo es alcanzar a Dalton para no quedar el último. ¿Cuál ha sido el mejor momento? -Todos. El reto era cruzar. No había carrera alguna. Las puestas de sol son maravillosas; los desayunos en la bañera por la mañana temprano; los delfines, que te acompañan durante horas jugando con tu quilla; la ola atlántica, que cuando vas de popa parece que te va a comer y lo que hace es subirte casi hasta el cielo... ABC ¿Se ha sentido sola? -No. Tienes tiempo para pensar y para conocerte a ti misma un poco más, pero no he sentido ninguna soledad. Es cierto que no se ve nada más que agua y algún carguero a lo le- Seis heridos en el Maximus que se retira con el ABN y el Endofin Cuarenta y ocho horas después de la salida de la Rolex Sidney- Hobart, el ABN 1 rompió el palo, el Endofin el timón, y el Maximus el mástil, cuya caída provocó seis heridos a bordo. Inmediatamente tres helicópteros salieron en ayuda del maxi, aunque el tiempo no es bueno. Los vientos, de unos treinta y cinco nudos, levantaban olas de más de cinco metros. El ABN navegaba mucho más al Norte, por lo que tardará más en volver a Sidney.