Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
34 INTERNACIONAL MIÉRCOLES 20 s 12 s 2006 ABC El Mosad israelí cree que Irán no tendrá la bomba atómica antes de tres años EFE JERUSALÉN. El responsable de los Servicios Secretos de Israel (Mosad) Meir Dagán, ha informado al Parlamento de que, según sus investigadores, Irán no podrá fabricar su primera bomba atómica antes del año 2009, según indicaba ayer el diario Haaretz En un informe semestral para la Comisión parlamentaria de Asuntos de Seguridad y del Exterior, del que da cuenta el periódico, Dagán dice que Irán se dotará de armas nucleares si logra superar todos los obstáculos tecnológicos para producir uranio enriquecido. Irán quiere contar con 3.000 centrifugadoras para finales de 2007 con el objetivo de producir uranio enriquecido, factor esencial para la fisión nuclear. Cuando lo consiga y los equipos trabajen ininterrumpidamente durante tres meses, el país estará en condiciones de lograr la cantidad de uranio necesaria, según Dagán. En 2008, esas centrifugadoras llevarán operando un año, y habrán podido producir 25 kilogramos de uranio, lo que significa que en uno o dos años más podrán fabricar un arma nuclear, añade. Calle de Damasco en una de las zonas donde viven los chiíes seguidores del clérigo Muqtada Al Sadr El infierno iraquí en el exilio Seguidores y detractores de Sadam Husein viven ahora en los mismos barrios de la vecina Siria. Han huido del caos que reina en su país, pero se han llevado consigo las tensiones y han convertido cada barrio del exilio en un pequeño Bagdad TEXTO Y FOTO MIKEL AYESTARÁN DAMASCO. Esto es ahora como Bagdad. Antes de la caída de Sadam sólo veníamos los que teníamos problemas con el régimen, pero ahora han salido también los propios baasistas y esto es un infierno, ¿por qué no se han quedado allí a defender a su líder? De un barrio tranquilo hemos pasado a un lugar donde se asesina y luego se tiran los cuerpos a Irak Zeinab Asfur, regenta una farmacia en el barrio de Saida Zeinab, a las afueras de Damasco. Este es un lugar célebre ya que acoge el santuario de Zeinab, nieta de Mahoma, al que acuden miles de peregrinos chiíes de todo el mundo. Hasta 2003 era un barrio exclusivamente chií, a partir de esta fecha comenzó a llegar también una importante comunidad suní y ahora las tensiones nacionales se han trasladado a este lugar. Los seguidores del régimen a un lado de la calle, aquellos que tuvieron que huir de Sadam, al otro. Los primeros gritan en plena calle ¡Viva, Sadam! los segundos se callan y esperan a que lo ahorquen pronto. Es la única solución, el inicio de la paz. Muchos de estos suníes siguen pensando que volverá al poder y mientras tengan esa esperanza no habrá calma opina Khaled Talib, que regenta un pequeño café donde no entra un suní Uno no puede dar un paso sin que se le pegue alguien a la espalda. Aquí han llegado desde sus mokhabarats (guardias secretos) hasta funcionarios de todo tipo, mucha gente que vivía del régimen, ahora lo intentan controlar todo advierte Zeinab. No hay banderas iraquíes en la calle, tampoco retratos del dictador, la batalla de los símbolos la ganan los chiíes, que a su vez también están divididos, a muerte, entre los seguidores de los clérigos Sistani y Al Sadr. Lo más iraquí que se puede encontrar son las decenas de agencias de viajes que ofrecen taxis a Bagdad. Chavales gritan a la puerta ¡Bagdad! ¡Faluya! destinos que salen cada día en los informativos por los continuos atentados y a los que se puede llegar por veinte euros desde Damasco a bordo de un impecable GMC. La vida sigue. Quedan muchos familiares al otro lado y la gente viaja, es un buen negocio. Además, la resistencia vencerá y pronto tendremos de nuevo a Sadam en su puesto comenta Tarik, desde la puerta de su agencia. estos nuevos ricos y han visto como los alquileres en zonas como Mezze o Sipkin, se han puesto por las nubes. El dinero que se gana fácil, fácil se va. Yo creo que lo han robado susurra Zeinab desde su Farmacia, donde nunca habla con los clientes de política, para no tener problemas Junto al barrio de Saida Zeinab, los iraquíes también se han concentrado en otras zonas cercanas a la capital como Masaquem Barze y Jaramana. Su adaptación y convivencia es tranquila, en general, aunque en Jaramana los propietarios ya han dejado de alquilar pisos a sus vecinos. Hace unos meses se produjo una pelea entre jóvenes sirios e iraquíes y un chico sirio de 23 años perdió la vida de una puñalada. Éste fue el inicio de una auténtica batalla campal que precisó de la intervención de la policía y ejército. El barrio estuvo en una especie de toque de queda durante dos meses y ahora la división entre ambas comunidades es total. Siria es el hogar para muchos iraquíes que prefieren no ver la televisión, ni leer los periódicos. No les hace falta. Ven que cada vez más compatriotas huyen del país y saben que esa es la peor señal. Todos, pro y anti Sadam, piden el fin de la ocupación para plantearse un retorno a casa, aunque son conscientes de que lo que se van a encontrar es un país entero para reconstruir. Sanciones de la ONU Una importante fuente israelí no identificada expresó al rotativo la convicción de que los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad de la ONU- -Estados Unidos, Rusia, Francia, China y el Reino Unido- -apoyarán la imposición de sanciones a Irán por negarse a cesar sus supuestos planes para fabricar armas nucleares. Israel espera que EE. UU. y la Unión Europea vayan más allá de lo que decida el Consejo de Seguridad e impongan una amplia gama de presiones de orden político y económico sobre Irán. El presidente iraní, Mahmud Ahmadineyad, ha reiterado recientemente que Israel debe ser borrado del mapa en tanto que el primer ministro israelí, Ehud Olmert, insinuó la semana pasada que su país también posee armas atómicas. Según la fuente citada por Haaretz varios países han impuesto sanciones de facto a Irán evitando contactos de alto nivel diplomático o negándose a recibir personalidades de ese país. En el informe, Dagán también se muestra escéptico respecto de los últimas ofertas de paz del presidente sirio. Pelea mortal En Siria vive la comunidad de refugiados iraquíes más importante. Las autoridades de Damasco calculan que supera el medio millón de personas. Sólo en Saida Zeinab viven unos cuarenta mil. Hay dos bloques distintos. Los que llegaron huyendo del régimen y los que han llegado huyendo del caos instaurando desde la caída del mismo. La diferencia básica entre ambos, además de la ideológica y religiosa, es la económica ya que los nuevos iraquíes están llegando con mucho dinero informan desde el Ministerio de Expatriados. Las agencias de alquiler de pisos en Damasco son las que más han notado la llegada de Aquí han llegado desde sus mokhabarats (guardias secretos) hasta funcionarios de todo tipo