Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
6 OPINIÓN MARTES 19 s 12 s 2006 ABC AD LIBITUM NI POLÍTICA, NI EXTERIOR OSÉ Luis Rodríguez Zapatero, como los malos periodistas, escribe antes el titular de la crónica de sus actividades que el texto que narra su peripecia y, llegado el caso, la valora. Carece, como nos tiene suficientemente demostrado, de un programa para la política exterior y, para que no se le note la escasez, ha buscado para ella un rótulo solemne: Alianza de Civilizaciones. Es algo hueco, sin sentido; pero eso le permite al líder socialista, y a su risible equipo de Exteriores, ir tirando y mantener las apariencias. Ayer, en Nueva York, en compañía del ya declinante Kofi Annan y del difícilmente emerM. MARTÍN gente Recep Tayip ErdoFERRAND gan, Zapatero volvió a darle un pase de garlopa al invento; pero tengo la sensación de que, en su permanente confusión, el presidente del Gobierno guarda las virutas y desprecia el tronco del que salen. Está instalado en la patología de lo accesorio y es incapaz de entender y asumir lo fundamental. De ahí los resultados. La Alianza de Civilizaciones es un concepto demasiado grande para políticos de talla tan chica. Es, además, un proyecto que, de ser posible, exige mucha firmeza y mayor coherencia. ¿Puede asomarse a ese pozo un líder que, por ejemplo, cuando viaja a Argel y conversa con Abdelaziz Butenflica, afirma lo contrario de lo que sostiene en la Asamblea General de la ONU? Un hombre que, en menos de una semana, con relación al problema del Sahara- -que no es un asunto sobrevenido- pasa de defender la autodeterminación a predicar la autonomía es, a elegir, un frívolo o un irresponsable. No es esa la mejor vestidura para un proyecto que, de ser viable, exigiría la dirección de una personalidad notable, respetable y respetada. La gran crisis mundial es de liderazgos; pero, aún en su ausencia, los hay menores y mínimos. Nosotros estamos en la nanopolítica. Enredado en la quimera de una Alianza en la que, de verdad, sólo confían los turcos, y más por el interés que por la convicción, Zapatero va consumiendo su turno de poder sin un solo fruto que llevarse al zurrón. Esa es poca chicha para el guiso internacional que España debe cocinar como elemento insustituible para el soporte de su prestigio y la proyección de sus mercados y alianzas. En esas compañías en las que luce el líder socialista, quizá las únicas que le admiten como igual, no se afianzan las vías de nuestra mejor y mayor integración con nuestros socios en la UE, nuestros aliados en la OTAN y, menos todavía, con nuestros inquilinos de los EE. UU. La Alianza de Civilizaciones es lo más parecido a jugar al póquer con garbanzos, y así, en el supuesto de que se gane la partida, todavía seguirá faltándonos todo el compango para estar en condiciones de hacer el cocido al que conduce el experimento como única salida. Claro que, dicho sea en defensa de Zapatero, la grandeza no se compra ni toca en las tómbolas. POR OTRA PARTE LA BOLSA SE DESPIDE DEL 11 DE SEPTIEMBRE se, y el papel que en España han jugado constructoras e inN el mundo económico la pregunta es unánime: mobiliarias corresponderá a los fondos genéricamente co ¿hasta cuándo durará el presente subidón? Muy ponocidos como private equity cuya formulación jurídicos, si es que hay alguno, se atreven a hacer pronósca más habitual es la de fondos de capital riesgo. A lo largo ticos más concretos que el genérico de que es imprescindiy ancho del mundo, esos fondos, necesitados de invertir ble estar alerta para ver cuándo cambia el barómetro. Es miles de millones de dólares, volverán su vista a la Bolsa verdad que la bonanza económica se mueve en un camino como nunca antes lo habían hecho, por la sencilla razón lleno de obstáculos: el petróleo y otras materias primas de que fuera de ese mercado no hay proyectos suficientes. persistentemente altos y con posibilidad de subir aún Como en el caso español, el factor decisivo que más; el gigantesco déficit comercial norteameriempujará hacia arriba el mercado no será tanto cano, que en algún momento puede provocar una la evolución positiva de los resultados empresacaída brusca del dólar, y, tercero, pero no menos riales como el hecho de que existe mucho dinero importante, la evolución de la entera economía con necesidad de realizar inversiones. norteamericana, pues si Estados Unidos dejara En el caso de que el petróleo, el dólar y el crecide crecer, la economía de todo el mundo acusaría miento de Estados Unidos continuaran más o meel golpe. nos como hasta ahora, y este pronóstico se confirTres amenazas concretas y reales, pero como mara, las empresas volverían a cotizarse en nivelas tres llevan tanto tiempo en presencia y no han JOSÉ M les anteriores a septiembre de 2001, cuando el ataprovocado ninguna catástrofe, parece como si el GARCÍA- HOZ que terrorista a Nueva York forzó un nuevo escepersonal se hubiera acostumbrado, y, dado que renario financiero. Desde el ataque a las Torres Gemelas, nuncia a resolverlas, convive con las tres amenazas como los inversores habían puesto una prima de riesgo a cualsi éstas no existieran. Pendientes, es verdad, de los indicaquier inversión bursátil, de forma que las empresas que dores económicos norteamericanos, pero poco más. con facilidad cotizaban a treinta o cuarenta veces su beneSi las cosas continúan como están, lo más probable es ficio vieron bajar sus precios hasta la mitad, por la sencique 2007 presente unos resultados globales muy positivos, lla razón de que la imagen de los aviones estrellándose y por lo menos a nivel bursátil, y los mercados de todo el derrumbando los rascacielos no se borraba de la memomundo continuarán con los crecimientos de dos cifras ria de los gestores. que al final del ejercicio registrarán todas las Bolsas munParece que la imagen, aunque imborrable, ha pasado diales, excepto la de Japón. En España, como bien se sabe, al territorio de la historia, y presumiblemente dejará de constructoras e inmobiliarias nacionales han invertido condicionar las actitudes y los diagnósticos de quienes las fabulosas ganancias acumuladas en otras empresas tienen la misión de invertir miles de millones de dólares. cotizadas, sobre todo eléctricas y energéticas. Esas comEn el mercado nacional, por su parte, da la impresión pras han provocado la subida- -económicamente artifide que todo el pescado se ha vendido durante este año y, cial, pero financieramente muy real- -de empresas cuyas por tanto, los movimientos positivos no alcanzarán ni de perspectivas de aumentar y mejorar el negocio no son lejos los registrados en 2006 y, más que del resultado de las grandes. En otras palabras: la Bolsa española está a punempresas, vivirán del reflejo de lo que ocurra en la econoto de cerrar el mejor ejercicio de su historia, no porque las mía y las Bolsas de los países mundialmente significatiempresas fueran extraordinariamente bien, sino porque vos como Estados Unidos o Alemania. La locura autónohan habido inversores con el bolsillo repleto dispuestos a ma ya no da más de sí. pagar muchísimo. josemaria garcia- hoz. com En el escenario mundial la exuberancia puede repetir- J E