Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
94 DOMINGO 10- -12- -2006 ABC DEPORTES www. abc. es deportes Las dudas pierden al Madrid Los de Capello fueron disciplinados y serios, pero con los cambios acabaron perdiendo fuelle hasta ser superados por un Sevilla que tuvo mucho tesón Sevilla Real Madrid 2 1 ra totalmente bien se debe poner en el haber del Sevilla, no en el debe del Madrid. Tiene el equipo de Juande unos mecanismos de presión en su medular (gran partido de Renato) como poseen muy pocos equipos en España. Incluso con más jugones que en otras ocasiones, al Madrid le costó sacar el balón, al menos hasta que flaquearon las fuerzas locales. Entonces apareció Beckham y su guante. Cuando más presionaba el Sevilla y más agua achicaba el Madrid de su cueva, el inglés se sacó un centro chut envenenado que Palop se tragó enterito. Tuvo tanto mérito el madridista como demérito el portero, que intuyó un centro que no era tal. No duró mucho el asunto. El Sevilla se fue herido a por Casillas y un voleón de Luis Fabiano al larguero pilló a la zaga blanca con las migajas del pastel en la boca. Se les adelantó Kanouté y empató el partido. Fue a lo más que llegaron los sevillistas. Desde ese momento, como si hubiesen llegado a la meta, fueron perdiendo pulso y tensión. Comenzaron a llegar una décima de segundo más tarde a la presión y en ese tiempo de demora Guti comenzó a fabricar, Ronaldo a amenazar y todo el Madrid a sacar el mazo. Sólo a golpes y a faltas intempestivas pudo el Sevilla frenar a los madridistas, que acabaron el primer tiempo amos del espacio y del balón, con los de Juande un tanto asfixiados y reculando más de lo que hubieran pensado en un principio. Ni un ápice bajó la tensión en la segunda parte. Todos metían la pierna, presionaban con ardor y ni un balón se perdió sin que todos pusiesen el alma en cada jugada. Capello había protegido a su zaga sacando a Míchel Salgado, amenazado de expulsión en la primera mitad, y metiendo a Mejía para que fuera al centro y Ramos a la derecha. La maniobra frenó bastante a la banda izquierda del Sevilla, donde Adriano había creado muchos problemas. Hubo un toma y daca tremendo en el que el medio campo iba desapareciendo para dar paso a un fútbol más directo donde gente como Ronaldo o Kanouté tenían cada vez más opciones. El brasileño la tuvo, pero Palop pagó la factura del primer tiempo con una excelente salida. También Maresca, con un golpeo brutal que Casillas se sacó de encima como pudo. Partido abierto pues, con océanos enteros de por medio. En el fragor de la batalla, Capello dio un paso atrás, quitando a Ronaldo, y Juande un paso adelante, metiendo a Chevantón. En el cruce de tácticas y movimientos de peones, el Sevilla ganó enteros y posibilidades, con más bazas ofensivas mientras que los madridistas entendieron el mensaje replegando velas. En el recular llegó la preciosa tijera de Chevantón que superó a Casillas y castigó las dudas del técnico italiano. Luego, los intentos del Madrid ya no tenían a Ronaldo en el campo y no había tiempo ni fe para la remontada. Sevilla (4- 2- 3- 1) Palop; D. Alves, Javi Navarro, Escudé, David; Poulsen (Maresca, m. 61) Renato; Jesús Navas, Luis Fabiano (Chevantón, m. 63) Adriano (Puerta, m. 71) y Kanouté. Real Madrid (4- 4- 2) Casillas; Míchel Salgado (Mejía, m. 46) Cannavaro, Sergio Ramos, Roberto Carlos; Beckham, Emerson, Guti (Reyes, m. 80) Raúl; Ronaldo (Robinho, m. 68) y Van Nistelrooy. Árbitro: Múñiz Fernández, del Comité asturiano. Tarjeta amarilla a Javi Navarro, Luis Fabiano, Míchel Salgado, Beckham, Chevantón. Goles: 0- 1, m. 12: Beckham. 1- 1, m. 16: Kanouté. 2- 1, m. 77: Chevantón. Ni una filigrana El Madrid, bien. Serio, concentrado, disciplinado, lo mismo que su rival, sin un alarde y sin filigranas para la galería. Partido con el colmillo retorcido y con todos enfrascados en su trabajo, sin levantar la cabeza de los libros, que el examen era de aúpa. JOSÉ MANUEL CUÉLLAR Tensión antes, tensión durante y tensión después. Suele pasar en los choques de grandes mercancias. Llegaba el Sevilla crecido, aupado en su equilibrio, en un medio campo rompedor, apabullante y con armas demoledoras por las bandas. Un Sevilla favorito. Pero este Madrid granítico no es fácil de achantar. Capello, en un alarde de valentía, dio la sorpresa y cumplió su palabra: los dos nueves, Ronaldo y Van Nistelrooy, juntos y Guti de enlace. Promesa de buen fútbol. Fue una buena apuesta para tener el balón. Que no salie- ABC. es Los partidos de la Liga en directo en abc. eurosport. es futbol Así jugó el Sevilla Palop: regular. D. Alves: bien. Javi Navarro: regular. Escudé: bien. David: regular. Poulsen: regular. Renato: notable. Jesús Navas: bien. Luis Fabiano: bien. Adriano: bien. Kanouté: regular. Maresca: bien. Chevantón: bien. Puerta: regular. El técnico: Juande Ramos. Bien. Refrescó al equipo con buenos cambios. Gran organización. Lo mejor: Presión y la entrada de Chevantón. La labor de Renato. Lo peor: Algunos problemas atrás. Dosificó mal en la primera mitad. Así jugó el Real Madrid Casillas: regular. Míchel Salgado: regular. Cannavaro: bien. Sergio Ramos: bien. Roberto Carlos: regular. Beckham: regular. Emerson: regular. Guti: bien. Raúl: mal. Ronaldo: bien. Van Nistelrooy: mal. Mejía: mal. Robinho: mal. Reyes: mal. El técnico: Fabio Capello. Mal. Se comió el partido con los cambios, que perjudicaron al equipo. Lo mejor: Movimiento de balón al flojear la presión rival. Ramos. Lo peor: Dudas defensivas. No tuvo salida al principio. Beckham alza los brazos celebrando su gol Adriano salta eludiendo la entrada de Canna