Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
32 INTERNACIONAL JUEVES 7 s 12 s 2006 ABC Alfonso Rojo EL TERRORISTA ABURRIDO a clave es el aburrimiento. No me refiero a los autóctonos, a los que chantajean al Gobierno Zapatero con huelgas trufadas de jamón de york y se alivian regularmente gracias a las ordeñadoras de la banda y al vis a vis carcelario. Tampoco a los borrokas, que revientan cajeros automáticos o incendian autobuses. El problema con estos, sobre todo con los facinerosos del terrorismo callejero, es que lo pasan demasiado bien. Irrumpir en una Casa del Pueblo o en un batzoki, destrozar el mobiliario y sacar en carrera a la desprevenida clientela, tiene que producir una buena subida de adrenalina y mucha risa. Sobre todo si no te pasa nada y ni siquiera hay que pagar los vidrios rotos. Los que aburren y mucho son los terroristas islámicos. Estoy convencido de que en el origen del mal, junto al fanatismo, el empacho religioso y los traumas culturales, está el aburrimiento. Es un detalle difícil de percibir, porque el conocimiento que el español medio tiene del mundo musulmán se limita a unos sofocones en los abigarrados zocos de Marruecos, una tardes de tostadero en las playas tunecinas o un viaje organizado en Turquía. Para percibir la magnitud del asunto, hay que pasar cierto tiempo sobre el terreno. Cuando se cruza Argel en taxi, camino de hoteles como el Saint George o de la relativa seguridad de barrios como Al Biar, y se observa a través de la ventanilla a centenares de gardiens des murs apoyados indolentemente en las desconchadas paredes de la zona baja, es imposible evitar un escalofrío. Probablemente, la inmensa mayoría son muchachos inofensivos, cuya desdicha es no encontrar empleo y a los que preocupa más el fútbol que la yihad, pero es entre ellos donde el FIS y Al Qaida reclutan sus matarifes. En Afganistán, Irak, Siria, Arabia Saudí o Yemen son millones los que consumen la jornada rascándose los pies y las bolas. Sin nada que hacer, enclaustrados en una jaula de represión sexual, miseria moral y tedio. No me extraña que sean presa fácil de los profetas que les prometen vino a raudales, mujeres a manta y una muerte gloriosa. L Jalihenna Uld Errachid anunció ayer el proyecto de autonomía de Rabat para asentar su soberanía en el Sahara Occidental LUIS DE VEGA Mohamed VI ya tiene el proyecto de autonomía para el Sahara Occidental Rabat compara al Frente Polisario con la banda terrorista ETA s Marruecos sigue sin dar detalles de este texto, que califica de revolucionario LUIS DE VEGA. CORRESPONSAL RABAT. El presidente del Consejo Real Consultivo para Asuntos Saharauis (Corcas) Jalihenna Uld Errachid, no ahorró ayer calificativos para ensalzar el proyecto de autonomía para la ex colonia española que en la noche del martes entregaron a Mohamed VI. Extraordinario, histórico y revolucionario dijo este ex dirigente de un partido político títere del franquismo que acabó rindiendo pleitesía a Hasán II poco antes de que Marruecos invadiera el Sahara Occidental con la Marcha Verde. Este saharaui, firme defensor de las tesis de Rabat, fue aupado por el Rey alauí a la cabeza del Corcas, cuya misión desde marzo pasado es desarrollar el plan de autonomía con el que Marruecos quiere que el territorio en conflicto quede dentro de sus fronteras. El texto enviado a palacio cumple tres requisitos fundamentales, según explicó Errachid en una concurrida rueda de prensa concedida en Rabat en árabe y castellano. Primero, deja clara la soberanía de Marruecos. Segundo, atribuye algunas competencias a los saharauis. Tercero, se trata de una propuesta conforme a la legalidad internacional ni plazos de tiempo hasta que Mohamed VI decida qué hace con lo que, de momento, no es más que una propuesta de proyecto para la que, además, será necesario reformar la actual Constitución marroquí. Errachid calificó de tontería las denuncias de violación de derechos humanos en el Sahara Occidental, realizadas entre otros por la ONU, Amnistía Internacional o Human Rights Watch. Como prueba, puso el ejemplo de algunos conocidos activistas a favor de la independencia como Ali Salem Tamek, Aminatu Haidar o Sidi Mohamed Dadach que, tras salir de la cárcel, critican libremente a Marruecos por el mundo Marruecos seguirá sin embargo sin dejar entrar a El Aaiún, capital de la ex colonia, a delegaciones como las españolas o del Parlamento europeo que quieran comprobar sobre el terreno la situación. No podemos permitir que venga cualquiera con una bandera del Polisario dijo Errachid. ¿Qué pensarían ustedes de alguien que llegara a Madrid diciendo viva ETA? contrapreguntó a este corresponsal. En los campamentos (de refugiados de Tinduf) sí se violan los derechos humanos comentó. Allí viven de la limosna internacional, el Polisario es un partido único que no se democratiza y no hay libertad para viajar ni para hablar La comparecencia de Errachid era muy esperada. La prensa marroquí e internacional airea cada vez más los problemas del Corcas y la falta de influencia de esta institución. Primero se incluyeron entre sus miembros los nombres de varios notables saharauis ya fallecidos. Después salieron a relucir fuertes diferencias entre algunos de sus dirigentes. Y por último se han arrojado serias dudas sobre si realmente tenían encomendada por el rey la labor de diseñar un proyecto de autonomía que, a buen seguro, saldrá de palacio y de ningún otro sitio, como han vaticinado algunos periodistas independientes. Ambigüedad informativa El plan, aunque no está contemplado en ningún proceso descolonizador ni en los textos de la ONU, que insiste en el derecho de autodeterminación, es la única solución posible a la que está dispuesto el Reino alauí. Errachid dijo que negociarán si es necesario con los independentistas del Polisario donde y cuando sea mientras no pongan en entredicho lo que él considera la soberanía del reino de Marruecos El presidente del Corcas dijo que la autonomía será a imagen y semejanza de las comunidades autónomas españolas. Tendrá su Parlamento, su Gobierno y su autoridad judicial, pero no quiso dar más detalles Rabat califica de tonterías las denuncias de violación de derechos humanos en la ex colonia Delegaciones como las españolas o del Parlamento Europeo seguirán sin poder acceder a El Aaiún