Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO 3 s 12 s 2006 INTERNACIONAL 39 Venezuela acude a las urnas con todas las promesas de reforma pendientes Ocho años de República Bolivariana no han reducido la pobreza ni limado las desigualdades en el país s Nadie sabe dónde están las rentas del petróleo MANUEL M. CASCANTE ENVIADO ESPECIAL CARACAS. Cuando el viajero entra en Venezuela por el aeropuerto internacional de Maiquetía, quizá le sorprenda encontrarse con una terminal moderna y luminosa. Y, tras pasar la aduana en este país cuyo presidente hace bandera del antiimperialismo gringo ser recibido por un Friday s y un Subway dos cadenas estadounidenses de comida rápida. ¿Dónde está la revolución? Después el visitante entra en el parque temático bolivariano. Rodeado por cerros donde se hacinan miles de ranchitos (chabolas) inmensos cartelones con Hugo Chávez anuncian que hay una revolución en marcha y un caudillo que la lidera. Para llegar a Caracas deberá utilizar la trocha una vía de dos carriles (con un solo sentido en horas punta) que sustituye al puente hundido por un deslave de tierras hace casi un año. El viaje puede demorarse cuatro horas. Venezuela es un país de contrastes y contradicciones. El alto precio del petróleo le ha permitido recibir más de 370.000 millones de dólares de renta petrolera en los últimos ocho años. Pero su repercusión en la ciudadanía no salta a la vista. Y las estadísticas, como las encuestas de intención de voto para las elecciones de hoy, son dispares, incluso contrapuestas. sobre el principal opositor, Manuel Rosales. A pocos kilómetros, en Chacao, distrito cercano a la Capital Federal, todo es diferente. Sector de clase media- alta, con la mayor tasa de recaudación impositiva del Gran Caracas. Su administración está en manos del opositor Leopoldo López. En sus lujosos centros comerciales menudean las boutiques más refinadas, y por sus pasillos deambulan los bellos cachorros del núcleo duro de la oposición, los escuálidos Desbarajuste público Los números son fríos y, con frecuencia, incongruentes, pero revelan un desbarajuste en la gestión pública. En 1998 el 20 por ciento más favorecido de la población acumulaba el 50,7 por ciento de la renta nacional, mientras que el 20 por ciento más pobre se conformaba con el 4,4 por ciento. En 2005 los primeros conservaban el 52,5 por ciento de la riqueza y los sectores más vulnerables se repartían el 3,7 por ciento. Entre quienes manejan automóviles de lujo (la venta de coches importados aumentó un 400 por ciento en los últimos dos años) se suman hoy los nuevos ricos, la nueva burguesía bolivariana que ha medrado a cuenta del Estado y, en muchos casos, de la corrupción. Aquí conviven tres tipos de cambio: el oficial, que se cotiza a 2.100 bolívares por dólar; el clandestino, que ofrece 3.200 La oposición a Chávez en Maracaibo muestra su rechazo saboteando un cartel electoral bolívares por divisa norteamericana; y el argentino (2.600 por dólar) llamado así porque es el que utilizan los bancos para formalizar sus operaciones con los títulos de deuda externa argentina que el Gobierno ha adquirido en los últimos EPA Hoy existen la mitad de las empresas que en 1998 y más de cien asesinatos cada fin de semana años. La inflación para este año se calcula en el 15 por ciento y la deuda externa ha pasado de 31.000 a 41.000 millones. Sin embargo, las reservas estratégicas llegan a los 51.000 millones de dólares. 8 millones de pobres Según la Universidad Católica Andrés Bello en el país hay 8,3 millones de pobres (31,3 por ciento de la población) y otros 8 millones viven en la pobreza extrema (30,5 por ciento) Hoy hay un 1,7 por ciento de pobres menos que en 1998, cuando Hugo Chávez ganó sus primeras elecciones, pero un 7 por ciento más de pobres de solemnidad. Ése es el vivero de votos rojos, rojitos que casi con seguridad le permitirán al paracaidista de Sabaneta permanecer en el Palacio de Miraflores el próximo sexenio. La única duda es la diferencia que logrará Incongruencias Hoy hay la mitad de empresas que en el 98. El poder adquisitivo de las capas medias y bajas ha bajado a pesar de que el salario mínimo pasó en los últimos doce meses de 135 a 190 euros. Siete de cada diez venezolanos sin empleo trabajan como buhoneros o reciben alguna ayuda estatal. Hay más de cien asesinatos cada fin de semana. El crecimiento del PIB tiene altibajos sorprendentes: -6 puntos en el 99, +3,4 en el 2001, -7,7 en el 2003, +17,9 en el 2004, +7 (estimados) en 2006... ¿Dónde está la revolución? Chávez se olvida de Bolívar y abraza la figura de Miranda Hugo Chávez parece haberle dado un descanso a Bolívar. Otro prohombre de la independencia ocupa la imaginería revolucionaria en su lugar: Francisco de Miranda, nombre del comando electoral que pretende revalidarle la Presidencia. Miranda puede parecer un precedente de Chávez. De aquel caraqueño que combatió en tres continentes (en África, junto a los españoles; en Europa, para las tropas revolucionarias francesas; y en América, por la independencia) dijo Napoleón: Este Quijote, que no está loco, tiene el fuego sagrado en el alma Quijote y Don Juan, llegó hasta la corte de Catalina la Grande, y engrosó la lista de sus amantes. Nuestro primer héroe lo llama Chávez, embarcado como aquél en una cruzada planetaria contra el imperialismo yanqui y abanderar un mundo multipolar Pero el caudillo bolivariano elude que Miranda estuvo a punto de ser guillotinado por Robespierre. O que fue el propio Bolívar quien, creyéndolo un traidor, lo entregó al ejército español, para morir en una prisión gaditana en 1816.