Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
108 MIÉRCOLES 29- -11- -2006 ABC TELEVISIÓNyRADIO www. abc. es televisionyradio PEIPERVIÚ Federico Marín Bellón Michael Grade, presidente de la BBC, ficha por la cadena de la competencia Intentará reflotar la privada ITV, que pierde espectadores e ingresos publicitarios EMILI J. BLASCO. CORRESPONSAL LONDRES. En medio de la dura negociación con el Gobierno de Tony Blair sobre la nueva carta que debe regir a la BBC en los próximos diez años, y singularmente sobre la cuantía del canon televisivo que percibe la corporación pública británica, Michael Grade se marcha a la competencia: la privada ITV Grade se hizo cargo de la presidencia de la BBC en 2004, después de que tanto el presidente como el director general de la corporación dimitieran a consecuencia del caso Hutton, que cuestionaba los filtros utilizados por los directivos ante imprecisas informaciones relacionadas con el uso que había hecho Downing Street sobre las supuestas armas de destrucción masiva de Sadam Husein. KRAMER CONTRA KRAMER esde GH y OT la tele no ha inventado nada digno de ser recordado, aunque sea para bien. En lugar de nuevos programas inventamos cadenas, que es más fácil. Hasta el PSOE sabe producir un gran éxito, mientras las cadenas generalistas se ahogan en su nostalgia del 20 por ciento. En EE. UU. ha venido a animar el panorama la metedura de pata del actor Michael Richards (Cosmo Kramer en Seinfield que arrastra su fama como cómico monologuista. Harto de ser interrumpido en plena actuación, el otro día se encaró con varios espectadores y les insultó con la palabra prohibida, que suena aún peor que nuestro negro más racista. the n- word susurran allí para no decir nigger Richards habría sido más sensato maldiciendo a sus madres. Sincero o no, el hombre ha pedido perdón allá donde le han dejado, pero hasta el reverendo Jesse Jackson ha aprovechado su púlpito mediático para que esta Navidad Papá Noel no regale la séptima temporada de la serie. La historia parece sacada de un capítulo de Curb your enthusiasm en la que Larry David, creador de Seinfield cuenta sus propios desatinos. Entre lo puritanos que son allí con cualquier desliz (salvo si muere mucha gente) y la manga ancha imperante en España, cuesta encontrar el paraíso del término medio. D Michel Grade abandona la BBC para presidir la cadena independiente ITV Concurso público El Gobierno, vencedor en ese pulso del informe Hutton (si bien luego lo ha perdido en la cuestión de fondo ante la opinión pública) hizo valer entonces su potestad para dirimir quién debía hacerse cargo de la BBC y designó a Grade, a partir de un concurso público en el que una comisión de funcionarios tiene su palabra, pero la última corresponde al Ministerio de Cultura. Ahora, Grade deja en la estacada a la ministra de Cultura, Tessa Jowell, quien se había enfrentado con algunos de sus colegas que reclamaban que el puesto estuviera sujeto a una regulación externa. Grade, con larga experiencia en la televisión británica (consejero delegado de Channel 4 de 1988 a 2002, y luego presidente de una productora hasta su pase a la presidencia de la BBC, entre otros puestos) ha sido llamado para sacar a la ITV del bache que está atravesando en los últimos años, con pérdida de espectadores y de ingresos publicitarios. Esta evolución provocó hace unos meses la marcha de su consejero delegado, Charles Allen. La ITV es la principal cadena privada del Reino Unido y la de mayor audiencia, y el vacío de poder la estaba poniendo al alcance de posibles compradores. Como presidente y consejero delegado, Grade es una figura suficientemente carismática como para recobrar el ánimo de los accionistas y parar la opa que está considerando Richard Branson, el dueño de Virgin. Branson, a través de la operadora de cable NTL, que pronto pasará a denominarse Virgin Media, intenta convertirse en gran magnate de la comunicación. De momento, su mano sobre ITV ha sido detenida por otro gran personaje del sector, Rupert Murdoch, que ha adquirido el 18 por ciento de ITV para bloquear la venta. Ahora la BBC deberá bus- AFP Su salida deja en evidencia a la ministra de Cultura, que peleó para nombrarle Grade es una figura carismática como para parar la opa que está considerando Branson Tendrá la misión de preparar a la cadena para la era digital Javier Elorriaga vuelve a vestir la bata blanca de Hospital central ABC MADRID. Javier Elorriaga vuelve a vestir la bata blanca en Telecinco. El actor que tan bien supo engañarnos con su planta de intelectual en Tesis vuelve a apostar por la pequeña pantalla mediante una colaboración en la serie de Videomedia, Hospital Central Durante cinco capítulos, y a partir del 6 de diciembre, el actor dará vida a Joaquín Sotomayor, padre de Javier y conocido cirujano plástico. No es la primera vez que Elorriaga protagoniza un cameo en Hospital Central De he- cho, el actor debutó en la serie en la primera entrega de la tercera temporada, una colaboración que se ha desarrollado varias veces a lo largo de la historia de la producción. El regreso del prepotente padre de Javier Sotomayor no es casual. El cirujano sigue empeñado en arrastrar a su retoño a la sanidad privada, un sector en el que el joven no termina de verse totalmente adaptado. Hospital Central es una de las series favoritas de la audiencia y un icono de éxito para la cadena privada. car otro presidente de su junta de gobernadores, que en corto tiempo pasará a constituirse en una fundación con una relación más externa respecto al día a día de la corporación y en cuya composición no intervendrá el Gobierno. La marcha de Grade no afecta al puesto ejecutivo que Mark Thompson tiene como director general. Con su paso a ITV Grade marcha a una compañía relacionada con su familia. Su tío fundó una de las empresas que luego se irían fusionando hasta constituir la actual ITV que acaba de cumplir cincuenta años de emisiones. La misión de Grade es acondicionar a la cadena para la era digital. La ITV ya ha puesto en marcha diversos canales digitales, en ocasiones sin claros perfiles y en general con menos notoriedad que los novedosas opciones lanzadas por Channel 4. En ocasiones se ha planteado una posible fusión entre Channel 4, de titularidad pública (aunque financiada con anuncios, a diferencia de la BBC) y la ITV ante el declive de liderazgo de esta última. La designación de Grade vendría a avalar la continuidad en solitario de la ITV si no es que se pro, duce una aproximación hacia la otra privada, Channel 5.