Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
84 CULTURAyESPECTÁCULOS MARTES 28 s 11 s 2006 ABC Jorge Semprún: La guerra en defensa de la República fue justa, pero no santa Inauguró el Congreso sobre la Guerra Civil arremetiendo contra Iglesia y comunismo ANTONIO ASTORGA MADRID. Deportado en Buchenwald, desde los 19 años y medio a los 21 y medio supo del terror y del frío del exilio. Fue el largo viaje de iniciación de un gran resistente que hará de su experiencia vital un momento de memoria y de creación literaria. Así presentó ayer al escritor y ex ministro de Cultura Jorge Semprún el catedrático Santos Juliá, coordinador del Congreso La Guerra Civil Española organizado por el Ministerio de Cultura y la Sociedad Estatal de Conmemoraciones Culturales. Semprún ofreció en la UNED la lección inaugural del encuentro. Éste fue el testimonio desde su subjetividad aclaró el memorialista: licismo fue el grano de arena que impidió que el régimen franquista hubiera sido totalitario. Ayudó y destrozó Stalin, inventor de Comisiones Obreras: Semprún, expulsado del Partido Comunista en 1964, recordó que sobre el PCE recae el peso abyecto de la política de exterminio soviético y el peso real de la política infame de los aparatos de información y de espionaje de Stalin. En 1948 el PCE está destrozado. Uribe, Carrillo y Pasionaria viajan a Moscú para entrevistarse con Stalin, que les ordena: ¡Hay que trabajar donde estén las masas, en los sindicatos verticales! Por lo tanto, Stalin es el inventor de las Comisiones Obreras, el único rescoldo que queda hoy del Partido Comunista en España. En el año 60, de forma descabellada, se propone la guerrilla, la lucha armada como forma de combate. Y los comunistas soviéticos permiten sobrevivir a Claudín y a Carrillo. La ausen- El ex ministro de Cultura socialista, de la mano de su colega en el cargo, Carmen Calvo, ayer en la UNED cia de democracia interna, la sumisión a los imperativos soviéticos y el vaivén de la política internacional de la URSS han terminado por hundir al Partido Comunista las tesis de los revisionistas la decisión de acabar con la República la tomó una parte del Ejército, Burguesía y Derecha dad de la victoria absoluta para el franquismo se ve en el último comunicado. El pensamiento último de Azaña a favor de la paz, la piedad y el perdón puede ser un elemento que alimente, nutra y permita desarrollar en España una política de mejora democrática, si Dios lo quie- No hay ejércitos inocentes Semprún cargó, en primer lugar, contra esos llamados revisionistas actuales -cuyos libros se le caen de las manos- -para proclamar que la guerra en defensa de la República, como consecuencia del golpe de Estado, fue justa: desde el punto de vista del derecho de gentes, en defensa de un régimen parlamentario elegido democráticamente y de la justicia. Fue una guerra contra el fascismo en un momento en el que los totalitarismos nazi y estalinista estaban en apogeo. Hay guerras justas, no ejércitos inocentes escribió Malraux ¿Podría haber terminado la Guerra de otro modo? Tampoco -concluyó el autor de La escritura y la vida La necesi- ¿Podría haberse evitado la Guerra Civil? No. Porque en contra de Un documental recrea el asesinato de Calvo Sotelo o el vuelo del Dragón Rapide rodado desde su interior ca, discursos, palabras, lo que se hablaba, lo que se comentaba Eterio Ortega ha rodado en el auténtico Dragón Rapide, en el Museo del Aire, y ha reconstruido con actores el asesinato de Calvo Sotelo o la conspiración de cómo se prepara el golpe de Estado. No había material de archivo ni fílmico al respecto de esos y otros sucesos y el resultado ha sido una narración dramática, pero siempre ateniéndonos a la realidad Eterio Ortega ha peregrinado por archivos rusos, alemanes y españoles para capturar imágenes inéditas, que nunca se habían presentado. ¿Qué se encontrará el espectador que no haya visto sobre la Guerra Civil? La guerra en la reta- No fue una cruzada Para Semprún, la idea de la insurrección fascista que desencadena la guerra como reacción a una revolución bolchevique en marcha es una de las cosas más absurdas que he escuchado nunca. Similar a cuando la historiografía alemana exonera de culpa al nazismo por los excesos del bolchevismo Por otra parte, la guerra popular en defensa de la República no fue una cruzada, ni guerra santa La Iglesia impidió el totalitarismo Benditos sean los cañones si en las brechas que abren florece el Evangelio dijo un obispo español. La Iglesia movilizó a clases campesinas, medias y a buena parte de España contra la República. Pero la existencia de ese nacionalcato- Imagen del gélido frente de Teruel extraída del documental Noticias de una guerra ABC Noticias de una guerra huellas congeladas en blanco y negro A. A. MADRID. A las diez y media de la noche de hoy se emite en el Círculo de Bellas Artes el documental Noticias de una guerra (93 minutos) dirigido por Eterio Ortega Santillana, producido por Elías Querejeta y con la colaboración especial de la Sociedad Estatal de Conmemoraciones Culturales. Exhibido en el Festival de San Sebastián, Eterio Ortega explica a ABC que se trata de una película documental realizada con materiales de archivo y secuencias rodadas con actores. Hemos recreado sonidos de la épo-