Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 27- -11- -2006 Rally Lisboa- Dakar s Los aspirantes españoles DEPORTES 101 Saben que sólo salgo a ganar Roma s Piloto de Mitsubishi Repsol En 2004 aprobó la asignatura pendiente, la victoria en motos, y abordó el más difícil todavía: el doblete en coches. En enero subió al tercer puesto. Hoy sólo se conforma con ganar. Desea dedicar un triunfo a Henri Magne, el copiloto fallecido este año T. G. -M. MADRID. Posee ambición de campeón. Siempre sale a ganar. Es su sello. de Schlesser y al equipo Volkswagen con De Villiers, Vatanen y Carlos Sainz. con el Mitsubishi. Serán etapas de nueve horas al volante, donde el problema es el cansancio. Aunque donde se puede romper el coche es en Marruecos, porque las piedras te surgen en la pista. y valles por los que entrar o salir, pero siempre hay cosas que no puedes calibrar. Te sorprenden nuevas dunas en el desierto o tormentas de arena en las que no sabes ni dónde estás. Un éxito en homenaje al recordado Henri Magne Joan Nani Roma (Folgueroles, 17- 2- 72) era un mocetón de casi dos metros que pudo ser un excelente portero de fútbol, pero la pasión de las motos se cruzó en el camino. Se apuntó a su primera carrera falsificando la licencia de un amigo. Ganó y comenzó una larga andadura de éxitos en el enduro, hasta ganar el sueño de los rallys, el Dakar, en 2004. Compitió siete veces para que la fortuna, por fin, no le privara de alcanzar un reto que mereció consumar más veces. Su fe, similar a su físico, mueve montañas y dunas. En 2005 pasó a los coches y en su segunda participación fue tercero. Su copiloto, Magne, murió hace medio año junto a él, en el rally de Marruecos. Ahora le quiere brindar el Dakar. -En enero dijo que aún le faltaba técnica de pilotaje. ¿Ahora le falta algo para ser el ganador? -No. Y cuando has corrido en moto es más fácil competir sobre cuatro ruedas. Aportas la experiencia del conocimiento del terreno, de discernir el color de la arena blanda, la peor. Pero no puedo tener la misma veteranía sobre el coche que Masuoka, que lleva veinte años, o Peterhansel, que suma diez. Será mi duodécimo Dakar, el segundo sobre el Mitsubishi, y ustedes conocen mi historial: sólo salgo a ganar. Si veo la oportunidad voy a intentar triunfar, a luchar por ello. ¿Es más enemigo el trazado o los rivales? -La carrera es un gran rival, porque es compleja. Es bonito cuando vas ganando, pero sabes que cualquier circunstancia te elimina en un momento. ¿Usted también siente la atracción de Tombuctú? -Sí, porque al cabo de tantos años en el Dakar has escuchado muchas historias y es una ciudad de leyenda que se la está tragando el desierto. Allí viviremos una de las etapas maratón y si te das un golpe no te ayudará nadie. Malí presenta muchas dificultades, con dunas y pistas de arena. -Fue podio en 2006. Sólo le queda un objetivo, vencer. -La meta es siempre mejorar y si en enero fui tercero, mi reto en el próximo Dakar es ser segundo o primero. Es importante seguir motivado para afrontarlo, para ganarlo, y me siento con muchas ganas. Otra cuestión es lo complicado que es conseguirlo. La carrera es muy larga y no puedes asegurar que vas a triunfar cuando te enfrentas a Peterhansel, ganador en dos ocasiones, a Masuoka, vencedor en otras dos, y a Luc Alphand, que triunfó en una ocasión. Y junto a ellos, a Jutta Kleinschmidt, que lo consiguió en el año 2001, al buggy -Peterhansel, Masuoka y Luc Alphand corren junto a usted en Mitsubishi Repsol. ¿Hay un líder? -No, y ese es un principio que Mitsubishi respeta muchísimo. Otra cuestión es que, si pierdes tres horas, ayudes a quien vaya mejor en el equipo. ¿El Dakar 2007 es más duro? -Es similar al del año pasado, pero Mauritania será muy difícil si se levantan las tormentas de arena. El trayecto decisivo lo viviremos desde Atar (octava de las quince etapas) hasta Nema (undécima) pasando por Tichit y Tombuctú. En este trayecto habrá dos etapas maratón en la que no habrá mecánicos ni asistencia y el GPS sólo se abre a tres kilómetros del punto de control. En Mauritania sufriremos las jornadas más duras, con dunas y la hierba- camello que deja huecos donde te puedes quedar ¿Cómo conoce el camino de año en año? ¿Distingue senderos o rocas que son viejos amigos? -Tienes un sentido de la orientación que has desarrollado durante años. Me acuerdo de las pistas, mantengo referencias. Desde lejos conozco montañas ¿Quién es el copiloto que sustituye al fallecido Magne? El triunfo sería el mejor homenaje. -El español Lucas Cruz. Acumula la experiencia de cuatro Dakar. Ha sido copiloto de Marc Blázquez y de Monterde. A ver si podemos conseguir el éxito en honor de Henri. LA EXPERIENCIA ES UN GRADO Conozco montañas y valles, tengo sentido de la orientación, pero si hay tormenta de arena no sabes dónde estás LAS JORNADAS DEL INFIERNO ¿Hay mejor coche para ello? -Este Mitsubishi es más fiable y más fácil de conducir. Posee los repartos de masa y los centros de gravedad más abajo y las suspensiones han mejorado. No es indestructible, pero es mejor. Entre Atar y Nema hay dos etapas maratón sin asistencia; ahí se decide el Dakar El equipo Repsol presenta el miércoles sus candidaturas MADRID. Marc Coma y Jordi Viladoms en motos. Peterhansel, Roma, Masuoka y Alphand en coches. Son los pilotos principales del equipo Repsol para adjudicarse estas dos especialidades del Dakar. Pocos equipos poseen una plantilla tan potente para conquistar la victoria. Las dos estructuras de Repsol presentarán el miércoles en Barcelona sus candidaturas al rally por antonomasia. Marc Coma se dispone a conquistar su segundo título consecutivo en motos. Una disciplina que vivió el primer éxito español en 2004, gracias a la victoria de Roma, que en 2005 saltó a los coches con la esperanza de convertirse en el tercer hombre que triunfa en las dos especialidades, después de Auriol (1981 y 1983 en motos, 1992 en coches) y de Peterhansel, el califa del Dakar, que acumula seis laureles en motociclismo (91, 92, 93, 95, 97, 98) y dos en coches (04 y 05) Roma busca ahora el 1 en coches Sainz, la tercera opción Junto a ellos, Alphand se impuso con el Mitsubishi en 2006 y Masuoka, con el mismo todoterreno, en 2002 y 2003. Carlos Sainz es la tercera opción española. A bordo de Volkswagen intenta rematar su carrera con la corona africana. Al lado de Vatanen y De Villiers forma el equipo más fuerte para competir frente al cuarteto de Repsol.