Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
52 ECONOMÍAyNEGOCIOS Perfil DOMINGO 26 s 11 s 2006 ABC Manuel Jove s Empresario gallego REVISTA DE PRENSA El solicitado cuarto mosquetero del empresariado gallego La venta de Fadesa, la firma que creó y consolidó en apenas una década de vertiginoso crecimiento, ha colocado en todos los mentideros a Manuel Jove, el cuarto mosquetero de la empresa gallega POR ALFREDO AYCART Ha entrado por derecho propio en la más selecta nómina del empresariado gallego, de origen humilde, pero capaz de crear de la nada inmensos imperios con categoría de multinacionales. Son los cuatro mosqueteros: Amancio Ortega, creador de Zara; Manuel Suárez, factotum de Pescanova, José Collazo, dueño del poderoso reino del juego, y Manuel Jove, el más prolífico de los constructores surgidos de la Comunidad. En apenas una década de acelerado crecimiento constante, Fadesa dejó sus modestos orígenes coruñeses- -en los que desarrollaba proyectos residenciales de vivienda protegida- para constituirse en una promotora con intereses en Europa del Este, Francia, Portugal, Marruecos y buena parte de la geografía española, dirigida de forma personal por uno de esos empresarios que ponen tanto empeño en fortalecer sus negocios como en mantener el anonimato. De hecho, su hermano Ángel Jove, también constructor, muy próximo al ex- alcalde de La Coruña, Francisco Vázquez, dejó la vicepresidencia de la compañía poco después de su fundación y, en todo caso, antes de que se convirtiera en un coloso del sector, quizás por su indeseado protagonismo en algunas polémicas operaciones urbanísticas de la ciudad herculina. El discreto promotor gallego se ha encontrado sin embargo en el ojo del huracán financiero español a raíz de la venta del 54,6 por ciento que mantenía de la compañía. Los 2.200 millones que está Carlota Fominaya VA PARA En las últimas semanas se le ha situado en la órbita de Endesa, donde podría contribuir a reforzar el núcleo duro español propiciado por el Gobierno Desde su entorno se hace hincapié en su escaso interés por entrar en operaciones ajenas a los intereses puramente económicos CATORCE MESES, Y SUBIENDO ortada para Endesa en The Wall Street Journal, donde leemos que la lucha por el control de la española se está convirtiendo en la mayor batalla europea por una compañía, por el tiempo que está durando y por la cantidad de cuestiones que están saliendo a colación. Catorce meses y subiendo En el mismo diario se hace referencia a la entrada del BBVA en el China Citic Bank, un hecho que dará al banco español una excelente plataforma para expandirse en aquel mercado La compra de un porcentaje de esta entidad se presenta como una insuperable oportunidad para la entrada en Asia del banco español corrobora In- P dispuesto a pagar el promotor madrileño Fernando Martín le han convertido en oscuro objeto de deseo en el convulso panorama bursátil de las empresas energéticas y en pieza fundamental para determinadas estrategias políticas. En las últimas semanas se le ha colocado en la órbita de Endesa, donde podría contribuir a reforzar el núcleo duro español propiciado por el Gobierno para impedir el control de la energética alemana E. ON. pero también en Unión Fenosa, la firma en la que la irrupción de Florentino Pérez desarticuló una operación netamente gallega. Él calla, y suma, aunque desde su entorno más próximo se hace hincapié en su escaso interés por entrar en operaciones ajenas a los intereses puramente económicos, una tradición en un empresario que hace ya tiempo puso tierra de por medio a los cantos de sirena relacionados con operaciones de calado político. No puede descartarse sin embargo que siga el camino trazado ya por otros gigantes de la construcción, que han tomado posiciones en las compañías energéticas. De hecho, sus próximos apelan a su galleguismo para puntualizar que podría decidirse por respaldar la apuesta del Gobierno gallego por las energías renovables- -ya en época de Fraga la Comunidad se convirtió en la primera potencia eólica de Europa- -un campo que se considera fundamental para dotar a Galicia de un músculo empresarial del que ahora carece. ternational Herald Tribune. Más sobre compras, en Les Echos. En el diario galo apuntan a Metrovacesa, que no descarta, a través de su filial inmobiliaria francesa Gecina, la compra de otra compañía francesa del sector, dado que considera que el mercado de este país sigue siendo interesante, sobre todo en términos de precios si se compara con España De ahí que, según el Finantial Times, la actividad de fusiones y adquisiciones en las que han participado las empresas españolas este año supere los 115.000 millones de euros y rebase con creces la registrada en los ejercicios anteriores Junto a esto, el rotativo considera que las empresas españolas han participado desde comienzos de los años noventa en una exitosa cadena de adquisiciones en las que han demostrado su capacidad para seleccionar las compras y su habilidad negociadora para llegar a buenos acuerdos De esta forma se habla de opados, pero también de resistencia de los opados En un reportaje sobre fusiones aparecido en Le Figaro se resaltan varios casos de empresas adquiridas que oponen una resistencia creciente, a veces como medida de defensa de intereses industriales, por obtener una mayor revalorización o por la reticencia de los gobiernos nacionales a vencer empresas con función estratégica. El caso de Endesa en España y de Autostrade en Italia fueron los más significativos concreta el diario francés.