Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
12 ESPAÑA La negociación ETA- Gobierno s La disputa política JUEVES 23 s 11 s 2006 ABC Zapatero y Rajoy bajan el tono de sus reproches Se olvidan de las últimas broncas y mantienen un debate casi de guante blanco sobre ETA s El presidente pide respetar cómo interpreta la ley el fiscal general J. L. LORENTE MADRID. Si algo quedó claro en el cara a cara que ayer mantuvieron en el Congreso el jefe del Ejecutivo, José Luis Rodríguez Zapatero, y el presidente del PP, Mariano Rajoy, es que los dos principales líderes del país están dispuestos a rebajar el tono de sus reproches a cuenta de la negociación con la banda terrorista ETA. El cruce de acusaciones de los últimos meses hacían presagiar que el enfrentamiento de ayer iba a ir por el camino de la bronca. Pero no fue así. Se trató de un debate casi de guante blanco, en el que no apareció la agresividad de hace escasas fechas. Las únicas salidas de tono las protagonizó Zapatero, que aprovechó la oportunidad para echar en cara a Rajoy el 11- M y el polémico vídeo sobre seguridad del PP. Durante la sesión de control al Gobierno de ayer, el líder de la oposición no quiso exigir al jefe del Ejecutivo explicaciones sobre las consecuencias que tendrá el robo de armas en Francia por parte de ETA. Tampoco le acusó de presionar a los jueces para que se ciñan al proceso que era precisamente el motivo de su pegunta. Lo que quiso hacer Rajoy fue poner a Zapatero en bandeja la posibilidad de desmentir esas acusaciones. Además, la única referencia del líder de la oposición a la negociación con ETA fue una frase con poca carga de profundidad- usted ya sabe que yo discrepo de su política antiterrorista a lo que el jefe del Ejecutivo contestó: En el proceso de paz el Gobierno hace lo que tiene que hacer Asimismo, Rajoy se limitó a recordar a Zapatero que en una democracia la ley no es obstáculo para la paz Ataque al fiscal general Las críticas más duras del líder de la oposición fueron las que dirigió al fiscal general del Estado, Cándido Conde- Pumpido, que, en su opinión, interpreta la ley según sopla el viento Primero fue lo de Juana Chaos, antes otras muchas cosas y ahora sorprendentemente nos hemos enterado de que las herriko tabernas no tienen nada que ver con Batasuna. Al final tendrán que ver con nosotros o con los jueces, señor presidente declaró. En su réplica, Zapatero quiso dejar claro a Rajoy que el adecuado funcionamiento del Estado de Derecho consiste en respetar cómo interpreta la ley el fiscal general. En su opinión, también forma parte del buen funcionamiento del Estado de Derecho que el Gobierno, los poderes públicos y las fuerzas políticas respeten las instrucciones, las pruebas y las sentencias de los jueces. El Gobierno de España- -concluyó- -lo hace y me gustaría que ese grupo que usted preside respetara la instrucción de algún sumario como el del 11- M después de llevar años cuestionando la actuación de la Justicia María San Gil, entre Patxi López y Josu Jon Imaz, antes del debate de ayer EFE San Gil no hablará con Imaz y López sobre Batasuna fuera del Parlamento M. L. G. F. BILBAO. El presidente de la ejecutiva del PNV Josu Jon Imaz, y el secretario general del PSE, Patxi López, hicieron ayer frente común ante las acusaciones de la presidenta del PP vasco, María San Gil, de haber cedido ante ETA. En un debate en la cadena Ser, Imaz y López se defendieron argumentando que si hubieran cedido en la unificación del País Vasco y Navarra y en la autodeterminación, el proceso no estaría bloqueado, sino que estaría todo arreglado en palabras de López. La presidenta del PP vasco consideró que ya se había pagado un precio político en el que estaría incluida la presencia de EHAK en el Parlamento vasco, la negativa de la Fiscalía a vincular a las herriko tabernas con ETA o la reunión entre el PSE y Batasuna. Según San Gil, al tiempo que se producían esas cesiones, se mantenía la violencia callejera y la extorsión y ETA robaba armas en Francia. San Gil, además, rechazó la propuesta de reunirse con López e Imaz fuera del Parlamento para hablar de Batasuna. Tras meses de optimismo sin fisuras, Patxi López consideró ayer evidente que el proceso puede tener marcha atrás Imaz, por su parte, dijo que el problema en estos momentos es que ETA sigue intentando, a través de las armas, imponer las cuestiones políticas En estos momentos todos los escenarios son posibles añadió.