Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 20- -11- -2006 El príncipe Alberto presidió ayer los actos de celebración de la Fiesta Nacional de Mónaco 105 Tom Cruise y Katie Holmes, luna de miel en Maldivas Los representantes de la pareja difundieron ayer una nota con los detalles de la boda ROMA. Tras el hermetismo que ha rodeado a la boda de Tom Cruise y Katie Holmes, ayer trascendió que el actor fue acompañado hasta el altar por su padrino y mejor amigo, David Miscavige, máximo responsable de la Iglesia de la Cienciología, y la novia por su padre, Martin Homes. En un comunicado, difundido ayer por los representantes de la pareja, se indica que se casaron en una ceremonia oficiada por un ministro de la iglesia de la Cienciología. Sobre la validez de la ceremonia, la nota especifica que como es costumbre entre las parejas que se casan fuera de Estados Unidos, oficializaron su matrimonio en Los Ángeles antes de salir En cuanto al secreto mejor guardado, el traje de la novia, cuya madrina de honor fue su hermana Nancy Blaylock, era un modelo palabra de honor con encaje tipo valencienne bordado con cristales de swarovski acompañado de un velo de tul color marfil y zapatos forrados en seda del mismo tono. Además portaba un ramo de flores, también obra del diseñador Giorgio Armani, que incluía lirios de calla y hojas de galax. Por su parte, el novio llevaba un esmoquin azul marino oscuro, con un cuello marfil de seda de la misma tela, y a juego con el traje de la novia, según la nota. Los anillos eran de oro blanco de la casa Cartier. Tras la ceremonia, a la que asistieron alrededor de 150 personas, los novios cortaron un pastel de boda de chocolate blanco de cinco alturas, decorado con rosas de mazapán, y Holmes se cambió el traje de novia por otro de noche color champán. Entre los invitados al enlace se encontraban Will Smith, y su esposa, Jada Pinkett; Brooke Shields y su marido, Chris Henchy; Jim Carrey y su novia, Jenny McCarthy; Jennifer López y su esposo, el cantante Marc Anthony; la actriz Halle Berry, la cantante Kyllie Minogue, Victoria Adams, la esposa del jugador del Real Madrid David Beckham, y muchas personas más. Los recién casados partieron ayer desde el aeropuerto de Ciampino en avión privado con dirección a las islas Maldivas, donde descansarán unos días. Imagen de la estelar pareja difundida ayer por la firma Armani EPA Zeffirelli- Visconti, un amor roto, atormentado, pero nunca apagado ROMA. El director de cine Franco Zeffirelli, de 83 años, desvela que vivió un gran amor con Luchino Visconti, entre otras confidencias, en su Autobiografía un libro que saldrá a la venta próximamente y del que ayer publicaba un resumen Il Corriere della Sera El cineasta italiano cuenta que hasta hace sólo unos diez años no reconoció públicamente su sexualidad. Soy homosexual, pero no gay, una palabra que odio, es ofensiva y obscena afirma en el libro. Sobre su relación con Visconti, desvela que tras buscar a Luchino una actriz que encajara con un determinado papel, el joven Zeffirelli entabló una gran amistad con el director. Fue el comienzo de una colaboración y de un amor atormentado, roto, pero nunca apagado Para mí Luchino era el modelo de todo lo importante cuenta Zeffirelli, que recuerda que la gran Anna Magnani le dijo en una ocasión que Visconti era una serpiente y que él naturalmente no le creyó. Visconti relata en la obra que le cortejó, mimó y vivieron juntos, pero ello no impidió que cuando en una ocasión le robaron en casa, denunciara a todo el personal que trabajaba allí, incluido Zeffirelli, una bofetada que todavía le duele. También se refiere a su amor por María Callas, la única mujer de la que estuvo enamorado. Cuando la soprano se enamoró de Onassis y abandonó la escena, Zeffirelli narra que fue a la isla de Skorpios, propiedad de aquel horrible Onassis para convencerla de que volviera. Onassis, asegura, se le insinuó. Al referir su amistad con Coco Chanel, cuenta que la modista le regaló doce diseños de Matisse que él pensó que eran copias y después supo que eran originales. Me salvaron en los periodos de vacas flacas confesó el cineasta, que vuelve a La Scala en diciembre con una nueva Aida El cineasta italiano en una foto de archivo