Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
80 CIENCIAyFUTURO Medio ambiente SÁBADO 18 s 11 s 2006 ABC (Viene de la página anterior) creciente del oleaje, incluyendo a algunas especies únicas de gansos. Achim Steiner, director ejecutivo del PNUMA, afirmó en la presentación del informe que la biodiversidad está sufriendo en todas partes una gran variedad de impactos, como la sobreexplotación, la pérdida y el daño, en ocasiones irrecuperable, a los hábitat y la contaminación. Por tanto, si no se frena, será aún más difícil cumplir con las metas de 2010 en cuanto a reducir el índice de pérdida de biodiversidad para ese año, objetivo éste ratificado en la Cumbre Mundial de Biodiversidad celebrada este mismo año en Curitiba (Brasil) Lucha contra la pobreza Según el Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente, conservar la biodiversidad en un planeta con un clima tan cambiante es de la máxima importancia económica, y se convierte en un arma muy eficaz en la lucha contra la pobreza. En este sentido, no es casual que esta cumbre se haya celebrando en África. Los parques nacionales y la biodiversidad del país anfitrión, Kenia, generaron 700 millones de dólares en cambio de moneda extranjera procedentes del turismo sólo durante el ejercicio pasado. Esto es, los mismos elefantes, leones y rinocerontes que al amanecer de ayer se escondían de los visitantes y se resguardaban de la lluvia entre las acacias del Parque Nacional de Nairobi, son el salvoconducto para superar la frontera en forma de desafío que el cambio climático ha puesto en el camino de África, en este caso, pero en realidad de todo el planeta. Incendios como los de Muxía (Galicia) en agosto pasado, contribuirían al enfriamiento climático de la Tierra EFE El fuego que enfría Descubren que los incendios de los bosques boreales disminuyen el calentamiento global de la Tierra, no lo incrementan, como se creía POR ANNA GRAU. SERVICIO ESPECIAL NUEVA YORK. La realidad se esmera por superar a la ficción; y la Naturaleza, a la ciencia. Con un buen palmo de narices se han quedado los autores del estudio que acaba de publicar la revista Science concluyendo que los incendios de grandes bosques boreales en Canadá, Rusia o Alaska no sólo no contribuyen al calentamiento global de la Tierra, como se venía creyendo, sino que, incluso, ayudan a enfriarlo. El estudio se ha elaborado en la Universidad de California, y se ha centrado en el gran fuego que, en 1999, consumió 6.700 hectáreas forestales en Donnelly Flats, en el corazón de Alaska. Los expertos efectuaron mediciones sobre la emisión y absorción de radiación y de dióxido de carbono, incorporando variables como la velocidad del viento, el hollín encontrado en la nieve, etc. Compararon a fondo todos estos datos con los de zonas cercanas que habían sufrido incendios de características similares en 1987 y en 1920. Y surgió la sorpresa: efectivamente, durante el primer año después de cada incendio se registraba un incremento del calentamiento global, pero a partir de la primavera y el verano siguientes, el efecto era justo el contrario. La tierra quemada, bastante más clara que las oscuras copas de los árboles perdidos, rebota mucho más la luz solar (lo que se conoce como el efecto albero) Esto ya constituye un factor importante de enfriamiento- -declaró a la revista el jefe del estudio, James T. Randerson, profesor asociado en la Universidad de California- que compensa el impacto de los gases invernadero, con lo cual el efecto neto del incendio se acerca a ser neutral, e incluso baja levemente las temperaturas Pero hay más. Los nuevos árboles jóvenes que surgen consumen mucho más dióxido de carbono que el que necesitaban las viejas coníferas, durante unos 80 años por lo menos. Autorregulación natural Se trata de autorregulación natural. El clima da una lección a los climatólogos que llevaban años luchando a brazo partido contra los grandes incendios boreales, como política correctora del calentamiento global. ¿A lo mejor se impone ahora cambiar radicalmente de política? Los mismos expertos que han sacado la paradoja a la luz aconsejan calma: que nadie se suba a los montes cerilla en mano. Jonathan Overpeck, climatólogo de la Universidad de Arizona, demanda más comprobaciones y, en cualquier caso, considera que el enfriamiento del clima logrado por esta curiosa vía no es muy significativo. Pero acaso la aportación más relevante del estudio no sean las cifras, sino el concepto, la sutil lección de humildad que contiene. Aunque nunca es tarde para aprender. Si tratamos de dirigir un ecosistema para intervenir en el clima por la vía del secuestro del dióxido de carbono, necesitamos considerar todos los demás factores concluye Ted Schuur, de la Universidad de Florida. Más información sobre la investigación: http: www. sciencenow. org Más detalles sobre este informe: http: www. pnuma. org EPA Röntgenio, el elemento 111 DARMSTADT (ALEMANIA) Sigurd Hofmann, del instituto GSI, da a conocer la última incorporación a la tabla periódica de los elementos. Se trata del röntgenio descubierto en 1994. Elemento artificial 272 veces más pesado que el hidrógeno, su nombre homenajea a Wilhelm Conrad Röntgen, descubridor de los rayos X.