Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC JUEVES 16- -11- -2006 El imaginario que América aportó al Renacimiento cierra el Año Colón 85 Qué La exposición Pintura española. Del Greco a Picasso. El tiempo, la verdad y la historia toma su nombre de un cuadro de Goya Cuándo y dónde La exposicion se inaugura esta noche en Nueva York y podrá verse hasta el 28 de marzo Cuánto Son 135 obras, si se excluye el cuadro robado de Goya, que busca el FBI Quiénes Son 25 artistas, entre los que destacan Picasso, Goya, Miró, Murillo, Zurbarán y Velázquez La muestra, realizada en coproducción por la Seacex y el museo neoyorquino, tiene un presupuesto de tres millones de dólares Más de setenta prestadores- -entre instituciones oficiales y particulares- -han cedido alguna obra para la exposición ja de la Cruz y Gutiérrez Solana, se puede decir que Picasso vertebra cada capítulo temático- es el artista que mejor dialoga con los demás y es de quien más obras se exponen, con un total de 35, algunas de ellas por primera vez, como El torero También cuentan con una importante presencia Velázquez (12 cuadros) Goya (22) y Zurbarán (11) pintor encargado de recibir al visitante en la primera rampa de acceso del museo (sumergido desde hace un año en obras para restaurar la fachada) con el lienzo Agnus dei En total han sido más de setenta los prestadores- -entre instituciones y particulares- -que han cedido alguna obra para esta exposición. Entre ellos se encuentran algunas de las pinacotecas más importantes del mundo, como el Louvre y el Pompidou de París, el Metropolitan de Nueva York, la Tate de Londres, el Ermitage de San Petersburgo, además del Museo del Prado y el Reina Sofía, que son quienes más piezas han aportado a la muestra, que se podrá ver hasta el 28 de marzo de 2007. La exposición, que será inaugurada esta tarde- noche por los Duques de Lugo y que contará con la presencia de Carlos Alberdi, director general de Cooperación y Comunicación Cultural, y representantes de las instituciones españolas en Nueva York (entre ellos el actual director del Cervantes, Eduardo Lago, y su antecesor, Antonio Muñoz Molina) está distribuida por la rampa ascendente del Guggenheim- que permite múltiples visiones indica Carmen Giménez- separada por paneles, ocupando todas las plantas. Hemos procurado no cerrarla, que respire para que tenga su espacio y que el montaje sea claro y simple. Este edificio te lo permite concluye Giménez. Una mujer admira dos obras presentes en la exposición EFE Barcelona revisa las acrobacias artísticas picassianas En París el artista intimó con payasos y otros personajes circenses s 300 obras se instalan en el Museo Picasso de la Ciudad Condal ALEIX MATARÓ BARCELONA. Tan sólo siguiendo uno de los temas recurrentes en la carrera de Picasso podemos revisar su trayectoria artística y personal. El tema del circo prometía ser una rúbrica antológica a los actos conmemorativos del 125 aniversario del nacimiento del artista. En Barcelona, además, han puesto el acento a los cien años de la estancia del artista en Gósol. Dos grandes motivos que, unidos al buen nombre de Picasso, las complicidades entre museos y la predisposición de colecciones particulares, han permitido organizar la exposición Picasso y el circo El Museo Picasso de Barcelona reúne 300 obras, entre pintura, dibujo, grabado, cerámica, alguna escultura y documentos. A partir del análisis de las obras y de los documentos, Dominique Dupuis- Labbé, comisaria de la exposición, explicó las claves de la relación de Picasso con el circo. Será con ocasión de su primer viaje a París (1901) cuando el artista introduce en serio este tema en sus obras. Hay dibujos de arlequines y máscaras, fechados en la década de 1890, en Barcelona. En 1899 hizo el proyecto para un cartel de carnaval, inspirado en un payaso. Pero es en la capital francesa donde el artista intima con acróbatas, payasos y otros personajes circenses. Ahí conoce de cerca este ambiente con la companía de origen madrileño Medrano. De esta época datan cuadros como El Arlequino o Pareja de acróbatas de 1901, en los que Picasso refleja una nueva conciencia de ese tema. Según Dupuis- Labbé, Picasso se identificó con esos otros artistas y, en un primer momento, utilizaba la figura del arlequín como alter ego de sus aspiraciones artísticas y personales. Cree que Picasso parecía confundir especificidades propias de la Commedia dell Arte con el circo. Quizás haya una lectura personal de fondo, una cierta idea del artista viajero. En años venideros, la visión del circo y de los arlequines irán cambiando hasta llegar a una visión más distanciada, enriquecida por otros temas y la mirada de un artista maduro, pero no menos capaz de reinventarse. Más información sobre la exposición: http: www. guggenheim. org El FBI investiga el robo del goya y confirma que se produjo el pasado jueves ABC NUEVA YORK. El FBI se ha movilizado para recuperar el goya Niños del carretón Ayer se supo que la obra fue robada el pasado jueves, cuando era trasladado del Museo de Arte de Toledo (Ohio, EE. UU. al Guggenheim de Nueva York. La falta de avances en la investigación por la desaparición, que no se conoció hasta el lunes, llevó a las autoridades federales a pedir la colaboración ciudadana con una recompensa de 50.000 dólares por pistas certeras sobre la obra, asegurada en un millón de dólares. La principal novedad es que ahora se sabe que el incidente se produjo el jueves en Scranton (Pensilvania) durante el traslado que realizaba una empresa especializada, según afirmó el agente especial y portavoz del FBI, Jerri Williams. En el Museo Everhrt de esa misma localidad, hace casi un año, el 18 de noviembre pasado, se produjo un sofisticado robo de pinturas de Andy Warhol y Jackson Pollock. Revisar procesos creativos Un trazo rápido a plumilla o pincel Aunque la exposición es muy extensa, hay piezas como la serie de caballos dibujados con tinta, de 1923, que obligan a detenerse unos minutos para valorar la duración y modulación del trazado con la plumilla o el pincel. Picasso debía dibujarlos muy rápido para gestionar bien el consumo de la tinta y levantar, cuantas menos veces mejor, la mano, para mojar de nuevo la punta del pincel o la plumilla. Pero la muestra permite revisar también los procesos creativos del artista. Se exponen un notable número de dibujos preparatorios y grabados paralelos a algunas de las principales pinturas del período. La toallete de la madre de 1905, o La familia de saltimbanquis son dos ejemplos de ello. Dibujos donde hallamos arrepentimientos y divertimentos del artista, que hacen patente, una vez más, su autoridad. Como puede apreciarse en el célebre grabado Comida frugal (1904) Más información de la muestra en: http: www. museupicasso. bcn. es