Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
88 CULTURAyESPECTÁCULOS DOMINGO 12 s 11 s 2006 ABC Homenaje a Antoni Rubió i Lluch en el Cervantes de Atenas B. CASTIELLA CORRESPONSAL ATENAS. Celebrando el 150 aniversario del nacimiento de Antoni Rubió i Lluch, el historiador, diplomático y filólogo catalán que tanto estudió la Grecia medieval y moderna, el Instituto Cervantes de Atenas ha organizado una serie de actos que recuerdan su vida y su obra, bajo el título El Ducado de Atenas, Neopatria y Cataluña Gracias a la colaboración con la familia Rubió, con la Biblioteca Archivo Rubió de Barcelona y con el Institut d Estudis Catalans, se exponen en la capital griega una serie de primeras ediciones de las publicaciones del historiador, la correspondencia con destacados científicos griegos de su época, muchas fotografías que se relacionan con la dominación catalana en Grecia y otros documentos. Varias conferencias destacan aspectos de su vida y obra, con la participación de Albert Balcells, del Institut d Estudis Catalans, y Eusebi Ayensa Prat, profesor de la Universidad de Gerona. Especial relevancia tuvo la colocación por parte del Embajador de España en Grecia, Juan Ramón Martínez Salazar, de una placa conmemorativa en la ciudad de Hipati (en el centro de Grecia) que recuerda la visita de Rubió en 1909 a esta urbe que había llegado a ser capital del ducado catalán de Neopatria. Shan Fan, delante de su tàpies más querido, porque en sus extremos han añadido su escritura el pintor barcelonés y él mismo PABLO DÍEZ Shan Fan, el Tàpies de ojos rasgados La galería de Pekín White Space acoge una exposición conjunta del genial pintor barcelonés y de Shan Fan, considerado por muchos su discípulo chino, que se formó con él en Alemania POR PABLO M. DÍEZ. CORRESPONSAL PEKÍN. A un artista único e irrepetible como el catalán Antoni Tàpies le ha salido un alter ego de ojos rasgados al otro lado del mundo. Se trata del pintor chino Shan Fan, uno de los autores más famosos del gigante asiático y cuya obra ya ha sido comparada con la del genio español de la abstracción. Buena prueba de la conexión entre ambos es la exposición conjunta que ayer se inauguró en la galería White Space de Pekín, uno de los muchos centros culturales que han proliferado en la Factoría 798, la antigua fábrica de componentes electrónicos de la época comunista que se levantaba en el distrito de Dashanzi y que ha sido reconvertida en el barrio de los artistas de la capital china. En este destartalado escenario de grises recintos industriales en cuyas paredes aún se conservan las consignas socialistas alabando a Mao, las turbadoras y telúricas pinturas de Tàpies alcanzan pleno sentido junto a las de Shan Fan. Coincidimos en la temática mágica que preside nuestras obras explicó a ABC el artista oriental, quien se sintió influido por el español al conocerlo hace ya dos décadas gracias al galerista alemán que ambos tienen en común. Me cautivó su obra, por lo que he comprado varios de sus cuadros indicó Fan, quien mostró un tàpies al que él había añadido unos caracteres en un apéndice incorporado en la parte derecha. Pero el excéntrico genio catalán no sólo no se molestó por este sacrilegio sino que incluso tradujo al castellano dichos caracteres en una prolongación del cuadro colocada a la izquierda. Aunque dicha pintura tiene un valor especial por haber sido creada a dos manos Shan Fan aclaró que no está a la venta. Podríamos alcanzar un buen precio porque los tàpies se cotizan aquí a 90.000 euros y por las mías se pagan unos 46.000 euros, pero no me quiero desprender de ésta porque le tengo un gran cariño manifestó el autor chino, quien criticó el arte de su país. Debido al crecimiento de los últimos años, las casas de subastas deciden lo que es arte, abonándose auténticas fortunas por autores con poca experiencia aseguró ante uno de sus desoladores paisajes industriales. Dicho lienzo, en el que destacan unas abigarradas texturas rugosas tan del gusto de Tàpies, es uno de los 70 cuadros que conforman esta muestra conjunta. De ellos, 22 llevan la firma del pintor barcelonés y el resto pertenece a Shan Fan, que ha presentado para la ocasión una colección de 36 piezas confeccionadas con tinta de bambú. Nacido en 1959 en la ciudad de Hangzhou, Shan Fan es uno de los pintores más prestigiosos de su país, del que huyó tras participar en las protestas de Tiananmen en 1989. Debido a los problemas que le acarrearon sus exposiciones en Hong Kong y Taiwán, el innovador autor se nacionalizó alemán, por lo que hasta 1992 se le prohibió la entrada en China, que hoy se rinde ante su arte. Se vio obligado a huir de China después de participar en las protestas de Tiananmen en 1989 La británica Venus gana el Giraldillo de oro del Festival de cine de Sevilla ABC SEVILLA. La película británica Venus dirigida por Roger Mitchell, ganó ayer el Giraldillo de Oro, dotado con 60.000 euros, en la tercera edición del Sevilla Festival de Cine 100 Europeo. Según el fallo del jurado, informa Efe, la obra ganadora destaca por su admirable defensa del valor de la vida y del amor El Gran Premio del Público, dotado con 60.000 euros y fruto de las votaciones de los espectadores, fue para la alemana La suerte de Emma de Sven Taddicken. El cine alemán ha sido el gran triunfador de este certamen, ya que otra cinta germa- na, La vida de los otros (Florian Henckel) -candidata alemana para el Oscar- -logró el Giraldillo de Plata, El premio especial del jurado lo compartieron ex aequo Borrachera de poder dirigida por Claude Chabrol, y Jardins en Automne de Otar Iosseliani. El premio de la sección Eurimages, otorgado por estudiantes de la Universidad de Sevilla y al que han optado diez películas, fue para Your name is Justine del venezolano afincado en Berlín Franco de Peña.