Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
24 ESPAÑA SÁBADO 4 s 11 s 2006 ABC El CGPJ rechaza que los jueces tengan derecho a la objeción de conciencia No podrán alegar sus creencias religiosas para no celebrar matrimonios homosexuales NIEVES COLLI MADRID. Los jueces no pueden ejercer el derecho a la objeción de conciencia. El debate se planteó ayer en el Pleno del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) que por 9 votos a 8 (y uno en blanco) rechazó la posibilidad de que los jueces de los registros civiles aleguen razones de conciencia para negarse a celebrar matrimonios entre personas del mismo sexo. El órgano de gobierno de los jueces tiene que resolver el recurso del juez destinado en el Registro Civil de Sagunto, que ha alegado su condición de católico para que se le exima de celebrar bodas entre homosexuales. La solicitud ha quedado, de momento, sin respuesta, pues lo que ayer rechazó la mayoría del Pleno fue precisamente la propuesta de resolución redactada por el vocal José Luis Requero. Sin mostrarse partidario del reconocimiento genérico del derecho a la objeción de conciencia de los jueces, Requero se inclinó por admitir parcialmente el recurso del juez de Sagunto con el fin de salvaguardar su derecho a la libertad religiosa aglutinaron los del grupo progresista- -que votó en bloque- -y uno más del conservador, del que se fugó también el vocal que emitió una papeleta en blanco. El vocal progresista Luis Aguiar- -designado nuevo ponente- -fue el encargado de exponer los argumentos contrarios al reconocimiento del derecho a la objeción de conciencia. Según las fuentes antes señaladas, Aguiar defendió que, pese al auto del Tribunal Constitucional, el juez no deja de ser juez cuando ejerce como encargado del Registro Civil. Y por lo tanto, como todos los jueces y magistrados, está obligado a cumplir la ley pues, en caso contrario, incurriría en una conducta penalmente reprochable y también sancionable desde el punto de vista disciplinario. Aunque al celebrar matrimonios realizan una función registral, los jueces prestan un servicio público y tutelan el ejercicio de un derecho de los ciudadanos, por lo que- -se añadió por otro vocal- -no pueden alegar cuestiones de conciencia para dejar de ejercer su función. Aguiar incluso leyó un extracto del Diario de Sesiones del Senado, donde en abril de 2005 el presidente del CGPJ y del Tribunal Supremo, Francisco Hernando, se mostró claramente contrario a la objeción de conciencia de los jueces. Los jueces, dijo entonces, deben cumplir y acatar la ley que regula los matrimonios homosexuales nos guste o no EFE Andradas no sabía que se citaba a ETA El comisario José Andradas declaró ayer ante la juez del caso bórico que cuando le comunicaron- -por teléfono- -el incidente del informe pericial no le dijeron que las observaciones eliminadas mencionaban a ETA ni que se trataba del 11- M. El policía, que sigue imputado, avaló la decisión por ser apreciaciones subjetivas. Nombrado presidente de la Audiencia de Cuenca un miembro del tribunal del 11- M El CGPJ aprueba por nueve votos a ocho un informe crítico con varios aspectos de la última reforma del Código Penal N. C. MADRID. Uno de los magistrados que integraban el Tribunal que, a partir del próximo mes de febrero, juzgará el 11- M fue nombrado ayer por el Pleno del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) presidente de la Audiencia Provincial de Cuenca. La candidatura de Antonio Díaz Delgado- -que había solicitado la plaza por razones personales- -ha sido apoyada por 16 votos, lo que representa una amplia mayoría del Pleno. El CGPJ nombró también, por 11 votos, a Francisco Segura presidente de la Audiencia de Lérida. La salida de Díaz Delgado del tribunal del 11- M obligará a modificar su composición. Aunque aún no se ha decidido quién acompañará al presidente de la Sala Penal, Javier Gómez Bermúdez, y al presidente de la Sección Segunda, Fernando García Nicolás, algunas fuentes no descartan que pueda ser Alfonso Guevara (presidente de la Sección Tercera) El CGPJ tiene pendientes de cubrir, entre otras, seis plazas del Supremo, por lo que su presidente, Francisco Hernando, pidió a los dos grupos que hagan un esfuerzo para sacar adelante esos nombramientos en los dos plenos que, fuera ya del mandato legal, se celebrarán este año. Por otra parte, el Pleno del CGPJ respaldó por nueve votos (los de la mayoría conservadora) frente a ocho (minoría progresista) el informe elaborado por Adolfo Prego sobre la última reforma del Código Penal. El dictamen se muestra crítico con varios aspectos del anteproyecto, como la nueva regulación de la prescripción (que se adapta a la doctrina del Tribunal Constitucional, en contra de la del Supremo) la recuperación de penas sustitutivas a la de prisión para condenas leves; o la ausencia de protección jurídica para la clonación de embriones con fines terapéuticos. El dictamen de Prego duda de la eficacia de las penas sustitutivas a las de prisión por el fracaso de su aplicación tras la aprobación del Código Penal de 1995. Los vocales de la minoría progresista no comparten esta afirmación, pues creen que si estas medidas no dieron buenos resultados no fue por falta de eficacia, sino por una defectuosa gestión. La doctrina del TC Entre otros argumentos, Requero esgrime el auto con el que el Tribunal Constitucional inadmitió a trámite las cuestiones de inconstitucionalidad planteadas por dos jueces contra la ley que reguló los matrimonios homosexuales. Esa resolución sostiene que cuando ejercen como encargados de los registros civiles, los jueces pierden la independencia propia del desempeño de las funciones jurisdiccionales pues se encuentran sometidos a las órdenes e instrucciones del Ministerio de Justicia. Si eso es así, señala Requero, y el juez depende funcionalmente de un departamento de la Administración y queda trasladado a un estatus no judicial sino funcionarial entonces hay espacio para apreciar, llegado el caso, un conflicto de conciencia Esta tesis fue rechazada ayer por la mayoría del Pleno, que, a petición del vocal Juan Carlos Campo, decidió en votación secreta. Fuentes del CGPJ señalaron que los nueve votos contrarios a reconocer el derecho a la objeción de conciencia El TC debatirá el lunes las otras dos recusaciones N. C. MADRID. El Pleno del Tribunal Constitucional continuará la próxima semana la deliberación sobre las recusaciones formuladas contra los magistrados Roberto García- Calvo y Pablo Pérez Tremps (la primera por el Parlamento y el Gobierno catalanes y la segunda, por el Partido Popular) El Tribunal empezó a tratar este asunto el jueves por la noche, después de rechazar otra recusación, que afectaba a la presidenta, María Emilia Casas, y después de que ésta se reincorporara al Pleno. A la una de la madrugada, los magistrados decidieron interrumpir el debate. Fuentes del TC han explicado que la recusación del PP contra Casas se ha rechazado porque supone una interpretación extensiva de una de las causas tasadas en la ley, que prohibe tomar parte en la decisión de un asunto a los jueces o magistradosos unidos por vínculo matrimonial o situación de hecho asimilable con alguna de las partes personadas, su abogado o procurador, el representante del Ministerio Fiscal o el juez o magistrado que haya dictado una resolución o haya practicado una actuación que puedan ser sometidas a revisión por el recusado. El marido de María Emilia Casas, añaden las fuentes, no se encuentra en ninguna de estas circunstancias, pues ni siquiera es funcionario de la Generalitat, sino un catedrático que ha realizado una colaboración concreta con un organismo (el Instituto de Estudios Autonómicos) dependiente del Gobierno catalán.