Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 23 10 2006 51 El cineasta argentino Daniel Burman presentó en la Seminci su película Derecho de Familia Madrid acoge la IV Mostra Portuguesa, que busca el diálogo entre culturas y tradiciones ibéricas Ella era muy amiga de René Maheu, que la llamó el Castor Sartre la reconoció como la Valkiria Nunca vivieron en la misma casa. Se pasaron 18 años en hoteles, pero en habitaciones separadas podrían citarse muchos más ejemplos, que si su aprobación me faltara, todo se desmoronaría y yo iría a la deriva o dado que no concebía la existencia sin su querido Castor, no he recibido sus cartas y yo vivo su mundo y el mío a través de ellas Cuando él murió, ella quiso quedarse a solas con el cádaver y se tumbó junto a él a pesar del horror de un enfermero que le señaló que estaba gangrenado. Para la generaciones de los años sesenta y setenta se convirtieron en mitos, en iconos; dice Rowley que ahora en Francia se les recupera. Eran librepensadores, el existencialismo vivía sus momentos más esplendorosos, y ellos se comprometían con conflictos de alcance universal, como la Resistencia contra los nazis; la guerra del Vietnan (en contra de los Estados Unidos) la guerra de Argelia (a favor de la independencia) ante la ira de muchos franceses. Cuando Sartre firmó el Manifiesto de los 121 se produjo un enorme escándalo. De Gaulle sentenció: Uno no encarcela a Voltaire Él siguió divulgando sus palabras- -era un experto en ellas y ese don venció su fealdad y le valió el éxito con las mujeres- a través de la revista que creó, Les Temps Modernes más tarde fundaría Liberation y sus libros. Su estalinismo le valió ser considerado como un ultrabolchevique por Merleau- Ponty, una convicción que, también, le costó la amistad de Albert Camus, que opinaba que Sartre con el estalinismo aceptaba el servilismo y la sumisión Antes, Sartre trabajó como corresponsal para Combat el periódico que fundó el autor de El extranjero Para Beauvoir, que no comulgaba con dogmatismos, el estalinismo no era santo de su devoción, aunque viajaron juntos a la U. R. R. S. en numerosas ocasiones. El escritor también lo hizo a solas impelido, de nuevo, por el amor hacia otra mujer, Lena, que fue guía de ambos en su primer viaje a Moscú, a quien dedicó Las palabras La obsesión sartriana por Stalin le llevó a no recoger en 1964 el Nobel. ¡No se lo habían dado a un escritor soviético! por supuesto, estalinista. Las invasiones de Hungría y Checoslovaquia por tropas de la U. R. S. S. acabó con su fe, hasta dedicarle a los soviéticos el calificativo de criminales de guerra Nunca volvió a Moscú. La decepción lo llevó al maoísmo cuando Beauvoir ya estaba inmersa en el feminismo. El potencial económico del español, a debate en Montevideo y San Millán de la Cogolla Se analizarán el impacto y la influencia del castellano en los movimientos migratorios A. C. M. ABC MONTEVIDEO MADRID. Hoy y mañana se celebra en Montevideo el Seminario Internacional sobre El valor económico del español: una empresa multinacional Promovido por la Fundación Telefónica y la Secretaría General Iberoamericana se abordará, entre otras cuestiones, la cartografía demolingüística del español en el mundo, el impacto del español en los movimientos migratorios, la aplicación de los modelos gravitatorios para medir la influencia del español en los flujos económicos internacionales y el español en las tecnologías de la información y en la Red, ponencia que defenderá Guillermo Rojo, secretario de la Real Academia Española. Los organizadores subrayan que son varios los factores que están reforzando desde el comienzo del siglo XXI el valor estratégico del español, aglutinante de un extenso condominio lingüístico multinacional que abarca una veintena de países y 12 millones de kilómetros cuadrados: El vigor del crecimiento y la gradual apertura de la economía, tanto de España como de un buen número de países iberoamericanos; la rápida y fuerte internacionalización de las empresas españolas, que han encontrado gracias a la lengua compartida una verdadera escuela de aprendizaje y la afirmación del régimen de libertades en España y el avance de la democracia Un círculo virtuoso José Luis García Delgado, director del seminario, afirma que en estos momentos se está en proceso de crear un círculo virtuoso entre economía y lengua en las naciones hispanoparlantes aprovechando las circustancias favorables Por otra parte, setenta expertos evaluarán el jueves el peso económico del español en el mundo en el mismo lugar donde nació en el siglo X, el monasterio riojano de San Millán de la Cogolla, en un congreso que inaugurará el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero. El director de de la Real Academia Española, Víctor García de la Concha, pronunciará el discurso de apertura. LOOMIS DEAN algo que sí ha aceptado Le Bon Beauvoir. Simone fue apartada de Sartre estando ya él ciego y muy enfermo. Ella visitó, en ocasiones, a la persona que más influyó en su vida y a la que no es exagerado decir que idolatró. La noticia de su muerte, el 14 de abril de 1980, la recibió por teléfono y acudió al entierro acompañada por su hermana Hèléne, entre una enorme multitud, tanta que un joven cayó a la fosa. Simone no paró de masticar Valium, como si fueran pastillas para la tos. SEGUNDA LENGUA GLOBAL MANUEL LUCENA M La última manifestación del 68 Claude Lanzmann dijo de aquella manifestación que era la última del 68 Cuando Simone tuvo fuerzas, escribió La ceremonia del adiós Sobrevivió seis años al hombre que le dijo: Nunca he sentido de manera tan intensa que usted es yo o su maridito que la quiere Ya en el lecho de muerte y con los ojos cerrados: La quiero muchísimo mi querido Castor La unión intelectual jamás desapareció. De hecho, el autor de Los secuestrados de Altona daba a Beauvoir sus textos y ella le señalaba defectos que él aceptaba. El Castor, en el principio de su relación, dijo que él era un universo de exuberante abundancia, frente a mi pequeño mundo insignificante Tiempo después, Sartre le escribió, y ientras España y Europa se pierden en bizantinismos linguísticos y los habitantes de un valle intramontano exigen que les pongan traductores pagados con nuestros impuestos, allí fuera el siglo XXI continúa inexorable su curso. El inglés es sin duda la lingua franca de la globalización. Pero en segundo lugar, debido a una serie de circunstancias inesperadas, el español se ha convertido en la segunda lengua global. Entre las razones que lo explican destaca su importancia en potencias como Estados Unidos o Brasil. A ello se suman el desempeño de la economía española (la octava mundial, pero la decimoquinta en 2050 según previsiones realistas, si no se remedia a tiempo) que crea una demanda del idioma, así como la inteligente política de las academias de la lengua española a ambos lados del Atlántico, que han dado un formidable impulso a la consideración del idioma como recurso económico. Por supuesto, estamos hablando, como ha señalado Fernando R. Lafuente, del petróleo del español, porque del idioma se extrae, ya que de una rica mina se trata, un porcentaje de nuestro producto interior bruto mayor que el turismo y cercano, en el conjunto de las industrias culturales, al 18 Resulta obvio que la empresa multinacional que nos espera es la promoción del español bajo criterios de rentabilidad, con base estadística y exigencia estratégica. De ahí que la celebración en Montevideo de una nueva reunión del seminario Valor económico del español bajo el patrocinio de Fundación Telefónica y la dirección de los profesores José Luis García Delgado, José Antonio Alonso y Juan Carlos Jiménez suponga tanto un motivo de esperanza como de celebración, pues el idioma nos trae el futuro.