Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
2- 3 S 6 LOS SÁBADOS DE Lo más selecto, el área de Pintura a Mano un camino de rosas y la firma ha conocido momentos buenos y otros muy delicados: crisis económicas, guerras mundiales, salida a bolsa. fusiones con otros grupos. Pero a día de hoy Vista Alegre está presidida por Bernardo Azevedo Vasconcellos e Souza, quinto nieto del fundador, símbolo de la continuidad de la empresa con sus mismos estándares de calidad y dedicación. Más de 800 trabajadores integran la firma. En la imagen, empleadas del área de Figurines a Mano En el día de hoy En menor escala, Fernando Mouzinho, responsable del área de manufactura de la empresa y con 28 años de antigüedad en la misma, es también un símbolo de esa tradición, de esa continuidad y de ese mirar al futuro característico de la firma. Ahora utilizamos caolín ibérico mezclado con el británico, así conseguimos una pasta con más blancura y plasticidad, la introducimos en moldes y después montamos las figuras pieza a pieza nos explica mientras observamos cómo una empleada, hija y nieta de empleados, monta las doce piezas de una Madonna de Fátima más las varias decenas de bolitas que forman el rosario. Mouzinho y otras dos personas nos sirven de cicerones por esta hermosa ciudad factoría de 70.000 metros cuadrados: la capilla, que es monumento nacional, construida en el siglo XVII por el obispo Manuel de Moura Manoel, con altar tallado en madera y recubierta de oro. Y lo más curioso, la dotación propia de bomberos que tiene la fábrica, con maquinaria moderna y otras auténticas piezas de museo, integrada por 18 personas al frente del comandante Juan Machado. Así es un paseo por la ciudad de la porcelana, una delicia para el tacto y la vista. Juan Machado, comandante de los bomberos de la fábrica, posa ante una bomba de agua que tiene 150 años zas de gran calidad y preciosas formas, con fuerte influencia inglesa, que permiten el despegue de la época dorada de la que ya es Real Fábrica de Vista Alegre. A partir de 1835 asume la dirección de la fábrica, junto con Augusto, su hermano Alberto y contratan al diseñador y pintor francés Victor Rousseau que hace una pequeña revolución dentro de la firma, que cuenta ya con 135 operarios, al utilizar la decoración en oro y crear una escuela de pintura propia, cuya tradición se mantiene hasta hoy en día. Todo trabajo bien hecho siempre tiene su recompensa. En 1851 las porcelanas de Vista Alegre son expuestas en el Cristal Palace de Londres con gran éxito de público y crítica. Al año siguiente el Rey Fernando II visita las instalaciones y encarga una vajilla completa para la Casa Real. En la Exposición Universal de París, en 1867, la firma recibe su primer premio universal. Desde entonces no todo ha sido La porcelana de Vista Alegre recibió su espaldarazo internacional en la Exposición Universal de París, en el año 1867, donde obtuvo el primero de sus muchos premios