Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
42 Madrid SÁBADO 21 10 2006 ABC SE DICE SE COMENTA URBANISMO Y FISCAL GENERAL El pasado jueves el vicepresidente segundo del Gobierno regional, Alfredo Prada, reclamó la intervención del fiscal general, Cándido CondePumpido. La fiscalía general no puede cruzarse de brazos ante un escándalo de tal magnitud. Estamos hablando de 40 millones de euros, más de seis mil millones de pesetas Prada no pudo ser más claro: no estamos ante la presunción de un delito menor, que requeriría la intervención de otras instancias judiciales, sino ante un escándalo cuya magnitud y repercusión social hace necesaria la intervención del mismo fiscal general. LA OPINIÓN DEL LECTOR Pueden dirigir sus cartas a esta sección: Correo: C Juan Ignacio Luca de Tena, 7. 28027 Madrid Fax: 917 424 104. Correo electrónico: madrid abc. es MADRID AL DÍA AGUA CLARA IGNACIO RUIZ QUINTANO Nudo sur El pasado días 13 se publica una noticia titulada: El Defensor del Pueblo no realizará más investigaciones sobre las obras de la M- 30 En el desarrollo de la noticia, refiriéndose a la intervención del Defensor del Pueblo sobre las quejas relacionadas con la M- 30, se afirma: Su segunda intervención fue archivar una queja de los vecinos del barrio de Legazpi contra la construcción del by pass sur y las conexiones con Embajadores y M- 40 Esta información es del todo incorrecta y a menudo ha sido esgrimida por responsables del Ayuntamiento como argumento en su defensa. Lo cierto es que en abril de 2005 los vecinos del Nudo Sur escribieron quejas al Defensor del Pueblo que fueron contestadas en un informe previo a comienzos de 2006. En dicho informe, a pesar de que recogía argumentos del Ayuntamiento también reconocía el derecho de los vecinos a cuestionar distintos aspectos del proyecto. Dado que los vecinos consideraban que no habían tenido oportunidad de presentar documentación que apoyara sus quejas presentaron alegaciones a dicho informe en marzo de 2006: un amplio dossier con cerca de 1.000 folios de documentación. Esas alegaciones fueron contestadas por el Defensor del Pueblo en Junio del mismo año. En di- cha respuesta la Defensoría afirma que el proceso continúa abierto (frente a las declaraciones interesadas que en su momento hizo el Ayuntamiento) aunque señala que la actividad de la Defensoría no puede interferir en el proceso judicial abierto en el Juzgado n 50 de Madrid y en el expediente de infracción de la Comisión Europea. En las conclusiones, el Defensor del Pueblo dice literalmente: Esta Defensoría está haciendo un seguimiento del problema objeto de la queja... Hemos así de expresar nuestra preocupación por la importante y persistente reacción vecinal con motivo de las obras de la M- 30 Angel Lomas García Plataforma de vecinos afectados ¿PORTA O PORTO? Ocurrió en los pasillos de la Asamblea, tras el tenso debate sobre urbanismo que mantuvieron Esperanza Aguirre y Rafael Simancas. La secretaria de relaciones institucionales del Partido Socialista Madrileño, Ruth Porta, trataba de explicar a los periodistas que el caso Ciempozuelos era sólo un episodio del caso Porto mientras la Fiscalía Anticorrupción abría una investigación. Alguien, sin duda sin intención, le formuló una pregunta que empezó con cortesía: Perdone, señora Porto... A Ruth Porta la confusión no le hizo ninguna gracia. JAIME GARCIA ¿Quién tiene la culpa de los atascos? La verdad es que me da igual. En cinco días la capital se ha colapsado tres veces. Yo sufro a diario los atascos para entrar a Madrid, pero lo de esta semana no es normal. ¿Cómo es posible que el colapso se multiplique por tres? Horas y horas perdidas, nervios, accidentes... La realidad es dura: es imposible arreglar el tráfico en Madrid. La Concejalía de Movilidad es inútil. Luis A. Jiménez DIMES Y DIRETES APOSTAR POR EL FUTURO sepan acertar a la hora de planadrid es ámbito abiertear sus estrategias. Hay demato al futuro, a un futusiados ejemplos de sociedades ro cargado de oportunique han dilapidado sus mejores dades. Así lo señalan los indicaopciones, condenando a generadores económicos, los datos ciones enteras a un futuro peor. acerca de nuestro bienestar y Madrid también es síntesis y mecrecimiento, y los análisis que CÉSAR táfora de la situación de España, caben sobre nuestras expectatiNOMBELA con más medios y posibilidades vas y posibilidades. Con los dede apostar por un futuro que en fectos que se puedan señalar, muchos años de su historia reciente. La hay un mérito fundamental en quienes creciente apuesta de Madrid por la cienhan dirigido los destinos de nuestra cocia debe mantenerse y potenciarse. munidad y, sobre todo, en los ciudadaViene todo esto a propósito de la connos que hemos decidido quien nos reprecesión en estos días de los premios sente, por supuesto, cada cual con la nobel de ciencia de este año. Indepenelección que ha hecho, que todo contridientemente de que muchos otros pobuye al resultado final. dían haberlos merecido, los descubriSin embargo, apertura no significa mientos y la trayectoria de los premiagarantía, sino oportunidad de progredos ilustran el mejor camino para la sosar en un mundo que no se para, sino ciedad actual. La indagación rigurosa, que reserva esas opciones para quienes M en los detalles más íntimos del funcionamiento de las células, trajo la recompensa en forma de hallazgos, inesperados en parte, pero cargados de posibilidades acerca de cómo conducir su funcionamiento y tratar enfermedades. La búsqueda lógica, en escala del universo, de sus cambios y evolución arrojó luz sobre sus primeros instantes, hace miles de millones de años. No hay otra vía que el trabajo serio, centrado en conquistar nuevas metas. Es la opción para los ciudadanos, que la sociedad tiene la obligación de garantizar. Importa saber en qué nos jugamos el futuro, si aceptamos el desafío de una apertura universal o nos perdemos en los particularismos, a los que nos asusta cada vez más que sucumba nuestra dirección nacional. Desde Madrid, como desde las demás comunidades de nuestra España, tenemos que evitar que nos roben el futuro, coartando nuestra libertad para conducirnos por caminos sin salida. Catedrático de la Universidad Complutense l Barça en Madrid significa que nos vamos a poner tibios de agua clara. ¡Ah, ese vaso de agua clara que es, ya lo habrán adivinado ustedes, el catalán! Agua clara en el palco del Bernabéu, donde Calderón me llamo Calderón y doy suerte que hace encuestas para saber cuán dinámico lo ven, ha consagrado aquella povertá avara lanzada por el Renacimiento sobre la Florencia de los Médicis. ¿O es que a ustedes ese Mijatovic braceante en un bote de gomina no les recuerda a un Médicis? Estamos mejor que el Barcelona ha dicho el tal Mijatovic en nombre del Madrid, que se encuentra a cinco puntos del líder, el Barcelona, campeón de Liga y campeón de Europa. Mejor ¿en qué? ¿En balones, en gomina, en comisiones? No. Mejor en ánimo, sencillamente porque el Madrid tiene a Emerson, y el Barcelona, no. Hace ocho días, al regreso de Getafe, Calderón me llamo Calderón y doy suerte debió de considerar muy en serio la posibilidad de hacer con el Barcelona lo mismo que con los votos por correo: meterlo en un saco y aplazar el partido. Nadie veía la mínima posibilidad de no repetir la mofa de Getafe ante el Barça. Pero el Madrid fue a Rumanía a jugar con Drácula y ganó, mientras el Barcelona fue a Londres a jugar con el Chelsea y perdió. La consecuencia de estos episodios es la que ha resumido el mayordomo madridista: Estamos mejor que el Barcelona. Y los pobres del palco porque ahora en el palco ya no hay ricos de ocasión, sino pobres de solemnidad han de contestar: ¡Hip, hip, hurra! grito que no procede de los concursos de galgos de Palencia, sino de los cruzados de Jerusalén, que lo entonaban con el sentido de Jerusalén se ha perdido a manos de los infieles, y nos hallamos de camino al Paraíso (HIP es el acrónimo de Hierosalyma est perdita Se descarta, por cierto, la visita al Bernabéu, acompañando a la expedición culé, de la esposa de Pérez, el hijo del guardia del estanco, quien, aterrada ante la posibilidad de perder con el equipo de Emerson, ya se habrá dicho lo que ella acostumbra decirse: Los hijos de p... no harán que me coja una depresión porque no me da la gana A ver, pues, esos goles en el campo, y en el palco, esos vasitos de agua clara. E