Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
58 Cultura MARTES 17 10 2006 ABC El Nuevo Ballet Español pone El alma en la celebración de su X aniversario b Miguel Ángel Rojas y Carlos Rodríguez se presentan junto con su compañía en el teatro Albéniz, dentro de la programación del Festival de Otoño J. B. MADRID. Miguel Ángel Rojas y Carlos Rodríguez, creadores y directores del Nuevo Ballet Español, vuelven mañana al teatro Albéniz, dentro de la programación del Festival de Otoño, para celebrar el X aniversario de la compañía. El alma es el título del espectáculo en el que los dos bailarines y coreógrafos han querido recoger lo mejor de diez años de creación. Así, junto a coreografías estrenadas en los primeros años de trabajo del conjunto- Sangre Y tronó Tanguedía y Gotas de sabor se incluyen dos creaciones nuevas: un paso a dos titulado Alma y otra pieza para la compañía, Sin límites En este espectáculo está nuestro alma- -dicen los dos artistas- en él se puede ver lo que hemos madurado y lo que hemos evolucionado. La compañía la formamos cuando apenas habíamos cumplido veinte años y, claro, en aquella época buscábamos más en el exterior, la técnica jugaba un papel más importante. Al crecer hemos ido encontrando la esencia de las cosas. La diferencia se nota en las dos partes del espectáculo: la primera está más decorada exteriormente, y la segunda es mucho más interior La irrupción de Miguel Ángel Rojas y Carlos Rodríguez, hace diez años, supuso un soplo de aire fresco dentro del panorama de la danza española, con una propuesta novedosa y preocupada por dar voz a una generación de bailarines con una manera distinta de entender el baile. Queríamos- -reconocen- -hacer algo diferente, pero no pretendemos ser modernos porque sí. No buscamos la modernidad ni la originalidad bailamos y coreografíamos según lo que sentimos Pero lo que pretenden sobre todo con éste espectáculo es disfrutar y hacer disfrutar. Nosotros estamos en una edad y un momento profesional donde lo que nos importa es gozar lo máximo posible sobre el escenario, y así lograr conectar con el público, que es quien tiene que pasarlo bien y que disfrutar Tras sus actuaciones en el Albéniz, Rojas y Rodríguez empezarán a trabajar en una nueva coreografía que estrenarán en el Ballet Nacional en marzo en el teatro de la Zarzuela (será la primera vez que trabajen para esta compañía) y para la que cuentan con música original de José Nieto. Una escena de la ópera Il tuttore burlato de Martín y Soler JAVIER DEL REAL El Teatro Real abandona esta semana el coliseo de la plaza de Oriente para viajar hasta la Universidad Carlos III, en Leganés. Allí se va a presentar Il tuttore burlato primero de los títulos incluidos en el ciclo infantil y juvenil preparado por el Real Ópera en las aulas TEXTO: JULIO BRAVO MADRID. Il tuttore burlato la primera ópera de Vicente Martín y Soler, abre este próximo viernes el programa infantil y juvenil del Teatro Real, una iniciativa que supone, además, que los equipos artístico y técnico del coliseo trabajen por primera vez fuera del propio teatro; concretamente en la Universidad Carlos III, en cuyo auditorio se van a presentar a lo largo de la temporada las ocho producciones operísticas y de danza que se van a ofrecer dentro del ciclo. Además de la ópera de Martín y Soler, el programa incluye las óperas Hansel y Gretel de Humperdinck; El gato con botas de Montsalvatge; y El amor de las tres naranjas de Prokofiev; la actuación de la Compañía Nacional de Danza 2; y tres espectáculos musicales: Los viajes de Juanito Arriaga sobre música del compositor vasco; Cántame un cuento un trabajo de música y movimiento realizado íntegramente por niños; y Rossiniana, alta en calorías una propuesta de Enrique Viana. El montaje de Il tuttore burlato es, según Moral, un proyecto de ópera- estudio; Es una ópera hecha por jóvenes y dirigida a los jóvenes. Se hicieron audiciones a más de cincuenta intérpretes, y se ha elegido a un doble reparto en el que hay cantantes que nunca han estado sobre un escenario Con el estreno de Il tuttore burlato se quiere, además, conmemorar el bicentenario de Vicente Martín y So- ler, un compositor valenciano nacido en 1754, coetáneo de Mozart y que fue muy popular en su época. La elección de la obra se debe, según Antonio Moral, director artístico del Teatro Real, a varias razones. Por una parte, es la primera ópera escrita por Martín y Soler, que tenía entonces 21 años, y es además la única que se estrenó aquí; concretamente, en la Granja de San Ildefonso, para el Rey Carlos III, en el verano de 1775. Dos años más tarde- -explica Moral- Martín y Soler viajó a Italia, y posteriormente iría a Viena, Londres y San Petersburgo, donde murió en 1806 Comparado con Mozart Moral se refiere a Martín y Soler como el compositor español más importante del siglo XVIII, que contó con la admiración de Mozart- -que le cita en su ópera Don Giovanni Lorenzo Ramos, responsable de la dirección musical del espectáculo, matiza al asegurar que su música no resiste la comparación con la de Mozart. Martín y Soler escribe una música fácil de asimilar; Mozart profundiza más en la psicología de sus personajes, y es sencilla sólo aparentemente Para Ramos, en cualquier caso, es importante que se reivindique a Martín y Soler como compositor, aunque no llegue a las cimas de Mozart Ramos califica la partitura como de gran dificultad técnica y añade que es como la ópera de madurez de un compositor adulto. Se pregunta también cómo pudo alcanzar tal maestría en la ópera siendo tan joven, y concluye que la obra posee equilibrio entre chispa y lirismo El trabajo de recuperación de la obra ha sido extraordinario, ya que no existe una partitura editada, y se ha trabajado con el manuscrito original (que se encuentra en la Biblioteca Municipal de Madrid) y con materiales de La madrileña una zarzuela realizada a partir de Il tuttore burlato De la dirección de escena se ha encargado Ignacio García. En 1775, el año de estreno de la obra, Martín y Soler ya tenía una noción clara de la Ilustración que llegaba y de elementos que se verán luego en las óperas de Mozart, como la utilización abusiva del poder. Algo que también está en Il tuttore burlato la primera frase de Violante, la protagonista femenina, es Viva la libertad, viva la paz Sobre este viaje en busca de la libertad, que ha de llegar a través del conocimiento, está basada la puesta en escena. Ignacio García quiere también con este montaje reivindicar una manera de hacer ópera basándose en el talento de los jóvenes intérpretes. Los cantantes han sido, son y serán siempre los protagonistas de las óperas, y los demás estamos para acompañarles, guiarles y ayudarles. La ópera no es sino teatro cantado, interpretación a través de la música