Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 16 10 2006 11 Rajoy reclama rebelarse contra el silencio, la exclusión y el victimismo en la campaña catalana, que arrancó anoche Detenida en Bilbao una mujer que intentó varias veces que un vehículo atropellara a su bebé Si la banda hace el anuncio esperado, habrá mesa de partidos y se abrirán las vías para legalizar a Batasuna Para el Ejecutivo, la kale borroka es una contradicción interna en el entorno etarra, pero no colapsa el proceso rácter definitivo de la renuncia al terrorismo- -se basa no sólo en el contenido de esos contactos indirectos sino también en la cercanía de las elecciones forales y municipales en el País Vasco de mayo del año que viene, en las que la izquierda radical abertzale quiere participar. El preacuerdo entre el PSE, el PNV y Batasuna recoge el derecho a decidir y un órgano de cooperación con Navarra Los socialistas admitirían una eurorregión con las provincias vascofrancesas en esta nueva fase del llamado proceso de paz está contando con la máxima colaboración del PNV, y muy en particular con la de Josu Jon Imaz MADRID. En las negociaciones entre el PNV y el PSE con Batasuna y en los contactos indirectos entre el Gobierno y la banda ETA se ha fraguado un preacuerdo cuya viabilidad depende de la declaración de los terroristas de abandonar definitivamente las armas y que, de producirse así, se discutiría en la mesa política que se pondría en marcha de inmediato. Los contenidos de ese preacuerdo, según fuentes de toda solvencia a las que ha tenido acceso ABC, aseguran que se ha buscado una fórmula lo suficientemente ambigua acerca de la reclamación nacionalista y etarra de que se reconozca el derecho de autodeterminación. Según estas fuentes, tanto el PSE como el PNV, con el respaldo de una Batasuna ya legalizada, estarían de acuerdo en que esa exigencia nacionalista quedara recogida con la denominación derecho a decidir que se incorporaría al nuevo Estatuto político del País Vasco, cuya reforma debe ser sometida a referéndum. La imposibilidad del Gobierno y de los partidos de satisfacer la cuestión de la territorialidad que exige ETA se sustanciaría con la creación de una eurorregión que incluiría el País Vasco, Navarra y las tres provincias vascas del Departamento francés de los Pirineos Atlánticos: Lapurdi, Benavarra y Zuberoa. Para crear esta eurorregión- -similar a la que ya dispone Cataluña- -el Gobierno cree que contaría con la comprensión del Ejecutivo francés, y en cuanto a Navarra b El Ejecutivo, Segunda mesa Por otra parte, el Ejecutivo es perfectamente consciente de que no resulta posible en modo alguno poner en marcha una mesa política de partidos vascos si Batasuna no es una formación legal. En el actual contexto, y si no media un paso más por parte de ETA en el sentido reclamado por el Gobierno, la segunda mesa -la de la banda como tal y el Gobierno- -tampoco podría arrancar porque carecería de cualquier credibilidad. Fuentes consultadas por ABC explican que los actos de terrorismo callejero son elementos de contradicción interna en el entorno de la banda, y aunque no les restan importancia, estiman que no suponen el colapso del proceso ni implican tampoco que las expectativas del Gobierno carezcan de verosimilitud en un plazo relativamente corto, aunque en cuanto al cálculo de los tiempos y los ritmos de este proceso en el Ejecutivo haya criterios matizados entre los optimistas y los que lo son menos. dependería de las próximas elecciones en la Comunidad foral: la derecha del Viejo Reino no lo admitiría, pero los socialistas, de vencer en los comicios, aceptarían la fórmula. Finalmente, tanto el PSE como el PNV apoyarían un órgano común de cooperación con Navarra. Todas estas cuestiones serían debatidas en la mesa de partidos políticos que se constituiría después de que ETA dé el paso público y definitivo que pide el Gobierno. El Ejecutivo, en esta nueva fase del llamado proceso de paz está contando con la máxima colaboración del PNV- -en particular de Josu Jon Imaz, que ha logrado reducir las diferencias con el lendakari y con Joseba Egibar- -y la labor de Arnaldo Otegi, que, según las fuentes consultadas por ABC, se ha convertido en el hombre clave para lograr el acuerdo dentro de Batasuna. En la banda terrorista este papel lo juega Josu Ternera. Precisamente, la suerte penal que puedan correr los dirigentes de Batasuna preocupa seriamente en la organización ilegal, desde la que se exige al Gobierno una clarificación definitiva de este asunto. De hecho, tanto Ote- gi como otros líderes abertzales quieren tener despejado el futuro y la garantía de que las causas penales que hay contra ellos no les devolverán en ningún caso a la cárcel. Fin de la doctrina Parot El Gobierno ya ha advertido de que está dispuesto a desarrollar algunas políticas siempre con la condición de que se produzca un fin definitivo del terrorismo. Fuentes consultadas por ABC aseguran que los fiscales serán instruidos para solicitar las penas más bajas e incluso solicitar absoluciones; también confía el Gobierno en que la llamada doctrina Parot (inaplicación de los beneficios penitenciarios en determinadas circunstancias) establecida por la Audiencia Nacional para evitar la salida de grandes criminales terroristas sea anulada por el Tribunal Constitucional y se permita así acortar las condenas a algunos de ellos que esperan salir pronto de las cárceles; el Ejecutivo, con criterio selectivo, haría igualmente uso de sus facultades de indulto. En los contactos indirectos entre el Gobierno y ETA la banda ha explicitado el nerviosismo de los familiares de los presos, que ven cómo la reivindicación de su excarcelación se ha pospuesto. La respuesta gubernamental es clara: Primero, el abandono definitivo de la violencia La cuestión de los reclusos etarras, sin embargo, no será materia de la mesa política extraparlamentaria, sino de las conversaciones formales y directas que se establezcan entre los dirigentes de la banda y los representantes gubernamentales una vez- -insisten con reiteración las fuentes consultadas- -que ETA haya hecho la declaración que el Ejecutivo espera para las próximas semanas. Otegi se ha convertido en la clave para lograr el acuerdo en Batasuna y Ternera juega ese papel en la banda Si ETA da el paso, los fiscales serán instruidos para que pidan las penas más bajas y habrá indultos Información elaborada por J. Molina, D. Martínez, J. Pagola, G. López Alba y P. Muñoz