Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 14 10 2006 11 Los sindicatos de los Mossos reconocen que no tienen efectivos para proteger la cumbre de vivienda Los populares quieren que una nueva Secretaría de Estado coordine las emergencias nacionales LA DOCTRINA DEL CONSTITUCIONAL CREACIÓN DE UN PARTIDO La creación de partidos es, pues, libre, en los términos de la libertad garantizada, como derecho fundamental El control jurídico del respeto a las exigencias de la Constitución ha de ser, por necesidad, un control a posteriori ILEGALIZACIÓN La Ley de Partidos no hace referencia a programas o ideologías, sino a actividades de apoyo o colaboración al terrorismo o la violencia mación ilegalizada puede erigirse, en unión de otros indicios, en factor determinante que lleve a declarar su incompatibilidad con el sistema electoral democrático. En cuanto a la exigencia de una condena expresa del terrorismo, dice esta sentencia que es perfectamente aceptable tan pronto se cierna sobre una agrupación electoral la sospecha fundada de connivencia con el terror o con formaciones que ya han sido proscritas en razón de esa connivencia PENADOS POR TERRORISMO La inclusión regular de penados por terrorismo en puestos directivos y en listas electorales puede suponer la expresión de solidaridad con los métodos del terror que no se cohonesta con las exigencias de la Constitución aunque no se les podrá exigir una retractación de sus actividades pasadas La exigencia de condena de la violencia sólo tiene proyección hacia el futuro y en relación con el partido existe. Sin embargo, una declaración de esas características resulta difícil de digerir para los proetarras porque sería como un acto de contricción pública respecto de los últimos cuarenta años. En contrapartida al esfuerzo que el Gobierno está realizando de allanar el camino para la rehabilitación legal de la izquierda abertzale y, sobre todo, al desgaste político que le supondrá, espera que haya un gesto claro de reciprocidad por parte de ETA Batasuna. La portavoz del Gobierno aclaró, para disipar malententidos, que la vía política o administrativa de la Ley de Partidos- -por la que ha de tramitarse la rehabilitación legal de Batasuna- y la vía penal- -por causas pendientes de sus dirigentes- tienen vidas propias en el sentido procesal y procedimental, por lo que los jueces seguirán con sus procedimientos de acuerdo con las leyes procesal y penales En cuanto a la vía política reiteró que el Gobierno no tiene la más mínima intención de modificar la Ley de Partidos Políticos insistiendo así en que a la legalidad sólo se vuelve por la vía de la legalidad. Sólo se puede hacer política desde la ley y en la ley. Dentro de la ley, todo; fuera de la ley, nada El PP estudia medidas legales y confía además en la actuación del Supremo Ángel Acebes avisa de que el recorrido de la legitimación de Batasuna será muy limitado del PP instaría, llegado el caso, un nuevo proceso de ilegalización si se produce un fraude de Ley antes de que ETA desaparezca C. DE LA HOZ MADRID. Las revelaciones del jefe del Gobierno sobre los futuros pasos del proceso de paz provocaron ayer la reacción de los populares, cuyo secretario general reiteró que haremos todo cuánto esté en nuestra mano para no reconocer los acuerdos que bien supongan la vuelta a la legalidad de Batasuna antes de que ETA desaparezca o los que deriven de la mesa de partidos, al tiempo que dijo confiar en la actuación de oficio del Tribunal Supremo. Ángel Acebes afirmó que las declaraciones del jueves de José Luis Rodríguez Zapatero son de extraordinaria gravedad tanto por su contenido como por el momento y escenario escogidos, esto es, el Día de la Fiesta Nacional y el Palacio Real. Todo ello para decir que no aplicará la Ley de Partidos. Ni contador a cero ni nada. Les ha dicho- -prosiguió el número dos del PP- -que pueden volver al Parlamento con las armas en la mano. Lo que supone, lisa y llanamente, legalizar a ETA Explicó que los populares no van a aceptar a las bravas la derogación de la Ley de Partidos y harán todo lo posible para que el Gobierno no se salte la Ley Sin querer adelantar cuáles pueden ser las iniciativas legales que promuevan, fuentes populares hablaron de la posibilidad de personarse en la causa, dirigirse a la Sala 61 del Supremo con pruebas sobre una supuesta legalización fraudulenta o, incluso, instar b Un futuro Gobierno Ángel Acebes EFE Contrapartida al esfuerzo Si, como el Gobierno espera, la banda hace un movimiento que el Gobierno pueda considerar suficiente después de casi tres años y medio sin víctimas mortales, exigir a la nueva Batasuna una condena expresa del terrorismo sería tanto como pedirle que condene lo que no Condenar la violencia sólo es exigible si existen sospechas de connivencia con el terror desde el Senado al alto tribunal (con carácter vinculante) a que inicie, llegado el caso, un nuevo proceso de ilegalización. Acebes comentó que el salto a la legalidad de los batasunos, así como la mesa de partidos, tienen un recorrido muy limitado dado que el proceso iniciará un camino inverso en cuanto el PP gane las elecciones. Tras recordar las salvaguardas del texto legal para evitar fraude de Ley- -entre otras, que una formación política ilegal no puede sucederse a sí misma- recordó que corresponde actuar al TS. No tengo la más mínima duda de que el Supremo, en cuanto conozca de una actuación fraudulenta, hará cumplir sus resoluciones dijo Acebes. En cuando al futuro de los presos, el secretario general del PP se puso en el peor de los escenarios posibles al vaticinar que asesinos como Ignacio De Juana Chaos pueden acabar sentados en la mesa de partidos para diseñar el futuro del País Vasco y de Navarra.