Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
90 Deportes MOTOCICLISMO CAMPEONATO DEL MUNDO DE MOTOGP JUEVES 12 10 2006 ABC Máxima diferencia Hayden: 2 victorias 9 podios 0 abandonos Rossi: 5 victorias 9 podios 3 abandonos En caso de empate a puntos, el campeón sería Rossi, por número de triunfos 46 p 144 1 98 35 p 153 118 26 p 169 143 1 51 p 194 1 143 38 p 201 163 26 p 214 188 1 21 p 225 204 12 p 236 224 14 p 16 2 Jerez 9 p 36 1 27 Qatar 12 p 52 40 Turquía 32 p 72 40 40 65 1 Puntos Hayden Abandono 1 Victoria Holanda Dif. G. Bretaña Puntos Rossi Diferencia de puntos Alemania EE. UU. R. Checa Malasia Australia China Francia Italia Montmeló Japón El 23 de julio, en Laguna Seca, Valentino se hundía en el Mundial. Otra rotura de moto le dejaba por tercera vez sin puntuar, el día que su gran rival, Hayden, obtenía el segundo triunfo. La desventaja era de 51 puntos. El italiano se hundió por unas horas, pero se conjuró. Puso firme a Yamaha y en Brno comenzó una revolución que piensa consumar en Portugal Rossi busca el milagro de Fátima TEXTO: TOMÁS GONZÁLEZ- MARTÍN ESTORIL. El universo del motociclismo está revolucionado. La expectación que suscita la remontada de Rossi tiene a los profesionales en vilo, desde los pilotos a los mecánicos pasando por los especialistas de los neumáticos. Unos, rivales o compañeros, le adoran como a un Dios sobrenatural. Otros le odian, porque la envidia crece sin solución desde hace once años. Algunos le temen. Y todos, en público o en secreto, le admiran. Si Valentino conquista este campeonato, después de retirarse en tres carreras, las tres mil personas que viven en la carpa móvil manifestarán que han trabajado, durante una década, junto al mejor piloto de la historia, con permiso de Agostini y de Nieto. Porque si el italiano celebra este título, luego de tener 51 puntos de desventaja el 23 de julio, a falta de 150 por decidirse, el resto de escuderías reconocerá la verdad de la amenaza que el campeonissimo realizó al fichar por Yamaha en 2004: En este deporte, el factor humano es mucho más importante de lo que Honda cree rreras el tiempo perdido y ahora, en Portugal, se dispone a hacer realidad otro milagro de Fátima. Será un hito sobrehumano que el hijo de Grazziano consiga esta corona frente a siete máquinas- -cinco Hondas y las Ducati de Capirossi y Sete- -que no han abandonado a sus jinetes en los quince grandes premios celebrados. La inferioridad técnica de su cabalgadura le ha puesto al filo de lo imposible, pues él ha situado a la moto por encima del límite tecnológico de la escudería, hasta destrozar el motor y las ruedas en tres ocasiones. Las vicisitudes superadas a lo largo de la temporada no las había sufrido en los diez años precedentes. De cumplirse el objetivo, será una victoria del hombre frente a la máquina. Si conquisto este Mundial, será el más duro de mi carrera Valentino realizó estas manifestaciones a ABC el 19 de junio, después de su portentosa victoria en Montmeló. En ese momento, su desventaja respecto al líder y principal enemigo, Nicky Hayden, era de 29 puntos. El optimismo renacía en su semblante. Había descartado la F- 1 (aunque se ha inscrito para disputar del 17 al 19 de noviembre el Rally de Nueva Zelanda, última carrera del Mundial, donde conducirá un Subaru) y volvía a pensar sobre dos ruedas. En agosto, la reacción: cuatro podios Dos triunfos consecutivos, en Mugello y en Barcelona, parecían acabar con su infortunio vivido cuando la Yamaha le dejó tirado en China- -marchaba en quinta posición- -y en Francia, donde mandaba en solitario. No sabía el campeón que aquellos contratiempos eran el preludio de lo que afrontaría en las siguientes semanas. Una crisis que le hizo pensar en tirar la toalla. Cuatro días más tarde del éxito en Barcelona, donde Capirossi, Sete y Melandri volaron por los aires, una caída en los entrenamientos de Holanda le incluyó en la lista de damnificados. Con una muñeca y un pie dañados, el Una moto débil, la octava del Mundial En efecto, si una moto falla es difícil que un piloto gane, pero este ladronzuelo de Urbino, que de niño tomaba motos prestadas para divertirse con sus amigos, ha demostrado que un campeón triunfa si una fábrica le pone una máquina mínimamente aceptable. Así se adjudicó los Mundiales 2004 y 2005. Este año aborda el no va más. Con una montura débil, que se rompe tres veces más que las de Hayden, Pedrosa, Melandri, Tamada, Capirossi, Gibernau y Stoner, este insoportable campeón ha recuperado en cuatro ca- El italiano, cuatro triunfos en Estoril; el americano no pasó de ser séptimo Los vientos que asolan el circuito de Estoril llenan de humedad un asfalto que arderá con el fragor de la batalla. El ambiente otorga un favoritismo a Rossi que las estadísticas confirman. Venció en el cuatrienio 01- 04 y fue segundo en 2005. Únicamente en su estreno en MotoGP, el año 2000, no alcanzó el podio. Hayden intentará defender el liderato en un trazado que no conoce bien. Un séptimo puesto en 2005 y una novena plaza en 2003 escriben su balance. Es el circuito en el que menos experiencia tengo, nunca me he entrenado allí Escondidos bajo el duelo, Melandri (a 27 puntos del americano) Capirossi (a 31) y Pedrosa (a 34) deberán derrotar a los dos protagonistas para mantener sus opciones al título. número cuarenta y seis pudo ser octavo, mientras el americano estrenaba el casillero de éxitos en un duelo con Edwards al borde del K. O. Nicky adquiría su mayor margen sobre el mito: 46 puntos. El colmo, el dorsal de Rossi. La recuperación física le permitió recortar la desventaja en Gran Bretaña y en Alemania, con dos actuaciones magníficas, hasta dejarla en 26. Pero siete días más tarde llegó ese día, 23 de julio, que ya es histórico. El italiano tocó fondo en Estados Unidos. Su motor se rompía cuando rodaba en tercera posición, mientras el piloto de Kentucky triunfaba en casa y obtenía la máxima ventaja respecto a Rossi: 51 puntos. El desastre suscitó un hundimiento moral del europeo. El campeonato es imposible, sólo correré para ganar carreras Pasados unos días, se levantó, en todos los sentidos, se enfrentó a su fábrica, exigió una mejoría de la moto y la reanudación de la competición confirmó la evolución de Yamaha y las ambiciones del piloto más avaricioso del planeta. Segundo en Brno, el noveno puesto de su contrincante renovó su hambre. Objetivo: 38 puntos. La victoria en Malasia significó el golpe de estado al campeonato. Vale redujo la diferencia a 26 puntos y las dos haches Hayden y Honda, se pusieron nerviosos. En Australia, bajo el diluvio, Rossi sacó el arca de Noé y robó otros cinco puntos, con un adelantamiento que Sete todavía no ha visto. Y en Japón consiguió el cuarto cajón consecutivo, para colocarse a doce puntos sin piedad. La conjura íntima ha surtido efecto. Desde Laguna Seca ha regado su progresión con cava y ha dejado a Nicky sin catarlo. Así son los campeones. INFOGRAFÍA: JAVIER AGUILERA 43 p 83 34 p 99 29 p 119 90 1