Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC JUEVES 12 10 2006 Internacional 31 Al menos cinco muertos en el choque de dos trenes entre Francia y Luxemburgo Los primeros análisis apuntan a un error de señalización luxemburgués b La compañía y el Gobierno galos Dimite el Gobierno checo por falta de apoyo a los 38 días de tomar posesión b El primer ministro conservador alegan que el tren francés, de mercancías, tenía luz verde cuando entró en la vía, de doble sentido por estar en obras en la paralela JUAN PEDRO QUIÑONERO CORRESPONSAL PARÍS. Conmoción nacional en Francia y Luxemburgo. A las 11.45 de ayer, un tren de mercancías francés y otro luxemburgués de pasajeros chocaron frontalmente en Zoufftgen, en la frontera franco- luxemburguesa. Los peores cálculos situaban el balance en doce muertos y una veintena de heridos- -incluidos los dos maquinistas y un trabajador- aunque al cierre de esta edición, oficialmente, los fallecidos eran cinco. Había varias personas atrapadas entre los hierros del ferrocarril. Las imágenes, los testimonios, las fragmentarias informaciones, subrayan la dimensiones absurda increíble inimaginable espantosa de un accidente fuera de lo común, en una de las regiones con más y más antiguo tráfico ferroviario de Europa, con equipos modernos, los sindicatos más antiguos y líneas de ferrocarril vigiladas. Diez horas después del siniestro, ni Luxemburgo ni Francia podían ofrecer una explicación completa. El accidente se produjo en una zona en la que una vía se encontraba cerrada al tráfico por obras y la otra se utilizaba, de forma alterna, para ambos sentidos de BÉLGICA LUXEMBURGO 20 km ALEMANIA Luxembourg Zoufftgen Lugar del accidente FRANCIA PARÍS FRANCIA ESPAÑA Nancy la circulación, indicó la sociedad pública de ferrocarriles SNCF. Un responsable de la delegación del Gobierno en la zona aseguró a medios locales que el accidente pudo deberse a un error de señalización de los responsables luxemburgueses. En la misma línea, el director ejecutivo de la SNCF (compañía de ferrocarriles francesa) Guillaume Pepy, afirmó que el tren francés recibió el permiso para utilizar la vía y negó que se saltara un semáforo en rojo. Y añadió: El tren de mercancías cruzó una señal verde, sin problemas. Por parte francesa, nadie puede anunciar anomalías en la velocidad y respeto de las prioridades. El tren francés fue el primero en tomar la línea que conducía al drama Entre los ferroviarios franceses, los mejor pagados de Europa, con jubilaciones a los 55 años, todo eran lamentaciones y consternación. El secretario general de la federación CGT de ferroviarios declaraba anoche: Ante todo, lo primero es apoyar moralmente a las familias. Ante este tipo de accidentes, nunca hay una sola causa. Siempre se trata de una acumulación de casualidades y fallos que terminan precipitando la catástrofe Los sindicatos FO y Sud- Rail insisten en los meandros de la incertidumbre: De momento, lo esencial es respetar la memoria de las víctimas. Luego, se planteará el problema de las responsabilidades. Vuelve a confirmarse que en materia de seguridad, el más mínimo fallo precipita una catástrofe Las fuerzas de seguridad, los bomberos y los sanitarios se movilizaron con rapidez. El prefecto de la Mosela decretó inmediatamente los planes blanco y rojo de máxima urgencia. Cerca de doscientos bomberos franceses y luxemburgueses fueron los primeros en llegar al lugar del accidente. Las primeras noticias e imágenes cayeron en París como una bomba. Dominique de Villepin, primer ministro, que volaba hacia las Antillas, en un viaje oficial, ordenó inmediatamente un cambio de rumbo para personarse en Zoufftgen. El presidente de la República, Jacques Chirac, presidente de la República, hizo público un comunicado solemne de solidaridad e instó a todo el Gobierno a actuar con la máxima urgencia. perdió la confianza del Parlamento el día 3; el presidente Klaus, que debe nombrar jefe de Gobierno, no descarta nuevas elecciones ANTONIO SÁNCHEZ SOLÍS CORRESPONSAL VIENA. A la nueva frontera este de la Unión Europea se le están acumulando las convulsiones políticas. Tras los disturbios en Hungría y la crisis en la coalición de gobierno polaca del pasado mes, el primer ministro checo, Mirek Topolánek, anunció ayer la dimisión de su gabinete al presidente del país, Václav Klaus. La caída del ejecutivo conservador de Topolánek se produce 38 días después de su nombramiento. La renuncia de ayer no es más que la resolución de una caída anunciada, después de que el pasado día 3 el Parlamento le negara su voto de confianza, por un estrecho margen de 99 votos en contra y 96 a favor. La inestable situación es fruto del resultado de los comicios de junio, ganados por el Partido Democrático Cívico (ODS) de Topolánek pero con sólo 3 puntos de ventaja sobre los socialdemócratas del ex primer ministro Jiri Paroubek. Tras tres meses de negociaciones, el ODS logró formar un gobierno en minoría gracias al apoyo del Partido Popular y de Los Verdes. Los tres juntos suman 100 escaños en el Congreso. Los mismos que la alianza tácita de socialistas y comunistas, opuestos a Topolánek. Un empate que anunciaba una árida travesía para el primer ministro, quien desde el principio anunció su intención de convocar elecciones anticipadas la próxima primavera. Nuevo primer ministro Ahora, el presidente Klaus tendrá que nombrar a un nuevo primer ministro que intente crear un gobierno más sólido. Klaus se reunirá con todas las fuerzas políticas para tantear posibles alternativas, aunque ya ha opinado que la mejor solución pasa por celebrar elecciones anticipadas. El jefe del Estado no moverá ficha hasta final de mes, cuando se hayan celebrados los comicios locales y para la Cámara Alta. Hasta entonces, Topolánek seguirá gobernando de forma interina. La convocatoria de elecciones anticipadas sólo puede iniciarse después de que tres gobiernos sean rechazados por el Parlamento. Paroubek ha reclamado la oportunidad de formar gobierno, asegurando que logrará la mayoría necesaria. Según varios analistas consultados por la agencia de prensa checa CTK, los socialdemócratas pretenden evitar elecciones anticipadas, ya que los sondeos dan ahora a los conservadores 10 puntos de ventaja. El destrozo de los trenes siniestrados complicó el rescate de los cadáveres y de los pasajeros supervivientes REUTERS