Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
66 Cultura JUEVES 5 10 2006 ABC La pianista tuvo que suspender en su última visita varios conciertos por una dolencia cardiaca. Ahora ha vuelto a España para ofrecer un recital y para recoger el día 24, en Segovia, el I premio Don Juan de Borbón de la Música, que le entregarán los Duques de Lugo Pires, el contrapunto del corazón TEXTO: SUSANA GAVIÑA FOTO: FRANCISCO SECO MADRID. El encuentro con la pianista Maria Joao Pires estaba cogido con alfileres. Su delicado estado de salud podía haber anulado en el último minuto el encuentro de un reducido grupo de periodistas con una de las mejores intérpretes del teclado. El día anterior, una ligera subida de tensión canceló las entrevistas. Pires decidió ahorrar fuerzas para darlo todo en su cita con el público madrileño, el martes, en el recital de otoño organizado por la Fundacion Caja Duero, en el que interpretó los Seis impromptus a cuatro manos de Schuman; las Sonatas 31 y 32 de Beethoven, y la Fantasía de Schubert. En él, como suele ser habitual desde hace unos años, no estuvo sola, sino acompañada por otro intérprete, el pianista brasileño Ricardo Castro. Y es que Pires detesta tocar sola sobre el escenario. Un acto que cultiva el ego, y que considera fuente de infelicidad El público se identifica con lo que sucede sobre el escenario. Y es mejor la imagen de colaboración entre dos o tres músicos puntualiza. Shock posoperatorio Pires ha vuelto a España después de la cancelación el pasado mes de marzo de varios conciertos a causa de una cardiopatía, y de someterse a una operación de corazón hace siete meses en el Hospital Universitario de Salamanca. Ante estos datos el interrogante sobre su salud es inmediato. No estoy siempre bien- -indica- Mi problema ahora no es cardiaco sino más bien se trata de un shock posoperatorio, pues a algunas personas les afecta mucho la intervención y sienten mucho pánico Esto es lo que provoca- -según explica- -subidas de tensión peligrosas. Trabajar así resulta muy difícil. Éste es un periodo complicado porque estoy muy inestable Ante esta situación, la música se ha convertido en un refugio que ha cobrado una dimensión más profunda. Sin embargo, la intervención la ha obligado a reducir su ritmo de trabajo, que divide entre los conciertos y sus responsabilidades al frente de su escuela de Belgais, en la frontera portuguesa con Extremadura, que fundó en 1999, y a las que se han sumado en los dos últimos años su colaboración con la Fundación Caja Duero, pero con la que ya he terminado hace un par de meses, aunque la Escuela de Belgais seguirá manteniendo una colaboración y supervisando el coro infantil de la Fundación De complexión menuda, Maria Joao Pires (Lisboa, 1944) transmite ahora más fragilidad que nunca. Sin embargo, su carismática personalidad aflora cuando habla sobre política. La intérprete portuguesa abandona momentáneamente su timidez para criticar abiertamente el sistema, empezando por el de su propio país, que le ha dado durante años la espalda a su proyecto educativo: Lo que tiene que ver con el Aunque en los últimos meses, tras la operación, se ha distanciado un poco de la escuela para que no le afecte, y se muestra poco optimista respecto a su futuro, no creo que se desarrolle mucho más reconoce en estos seis años también ha recibido satisfacciones. Cuando trabajas con niños e inviertes tus ideas para intentar cambiar un poco la realidad que les rodea te sientes bien La escuela de Belgais nació para subsanar las carencias que Pires veía en el mundo de la educación, que no está estructurado para crear seres humanos en armonía, sino todo lo contrario. No puedo cambiar nada, tan sólo intentar crear esos seres en armonía. Y el sistema realmente no es tan diferente en cuanto al programa- -sostiene- El punto de partida es que los niños crean en su sabiduría interior y respetarla. No hay que desaprender para luego aprender, sino reforzar su confianza en sí mismos y que se puedan comunicar con el mundo exterior Una relación que, en su opinión, no debe basarse en la competitividad, que surge cuando se quiere adquirir un espacio, un espacio que de hecho ya tenemos. Esa competencia provoca los conflictos La dictadura del mundo Preguntada sobre una reciente encuesta publicada en su país, la pianista, que se siente ciudadana del mundo y contraria a los nacionalismos, se muestra partidaria de la unidad de Portugal y España, puesto que esto no significa renunciar a la identidad de cada uno si existe respeto. Sería positivo porque juntos se pueden conseguir más cosas y superar más dificultades. Aunque no estoy muy al tanto del tema matiza. Pires se ha convertido en una especie de gurú de la armonía- la ausencia de conflicto algo que procura pregonar con sus manos y sus ideas. Armonia es un térmimo que en el mundo actual, y desde el punto de vista filosófico, sí funciona pero no desde el punto de vista social y político El motivo: que no se respeta al ser humano Lo que la lleva a afirmar que en la actualidad el mundo vive en una dictadura Y aunque no menciona nombres, señala el lugar de donde procede el dictador: Está en América dice bromeando. Una sombra alargada que le hace temer por el futuro del presidente Lula ante las próximas elecciones en Brasil. Lo tiene muy difícil Para Pires, el origen de esta crisis mundial se remonta a la caída del Muro de Berlín. Fue una alegría pero también fue el fin. Con él se perdió el equilibro sentencia. Y reconoce que nosotros tuvimos mucha culpa por callarnos Por último, señala como un grave error considerar a América una democracia. Es una hipocresía sin límites, pero no podemos hacer nada Maria Joao Pires, ayer en Madrid EL ESCENARIO Actuar en solitario cultiva el ego y esto es causa de infelicidad LA EDUCACIÓN El sistema educativo no está estructurado para crear seres humanos en armonía, sino todo lo contrario ESPAÑA Y PORTUGAL Soy partidaria de su unión porque, si hay respeto, eso no significa que pierdan cada uno su identidad Ministerio de Educación funciona bien. No tenemos problemas con las subvenciones. Sin embargo, sí los tenemos con la administración local, que no quiere este proyecto experimental. Durante cuatro años trabajamos mucho y estuvimos solos Recuerda que al principio fueron pocos los alumnos que acudieron a la escuela, pero que con el tiempo ha llegado a reunir a un grupo de 45 niños procedentes de distintos países. Esto provocó un gran rechazo y nos dijeron que no teníamos derecho a presentar un programa de artes como éste, una combinación de música, poesía y las asignaturas generales, hasta después de las cinco de la tarde. Algo que no podíamos hacer. Pero bueno, en el mundo todo es dificíl y, en Portugal, un poquito más bromea.