Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 4 10 2006 11 El CGPJ rechaza apoyar expresamente al juez Garzón frente al ataque de los teóricos de la conspiración El PP acepta la definición de Galicia como nación si el nuevo Estatuto defiende la Constitución En aras del consenso, la constitución del foro tripartito podría ser anunciado en un comunicado El Gobierno es consciente que la ecuación de paz por presos no es lo que más interesa a ETA go en las manos y ese algo es la mesa de partidos porque de lo contrario el encuentro sería absurdo y el Gobierno lo sabe. Sabe que no estamos en la ecuación de paz por presos Blair anima a Zapatero a seguir con el proceso y desoír a quienes lo critican El primer ministro dice que, ante los bloqueos, hay que tener creatividad b El presidente del Gobierno insis- te en que hay elementos positivos y asegura que el proceso de paz va a continuar porque merece la pena La UE tiene que ir más deprisa en inmigración MADRID. José Luis Rodríguez Zapatero reclamó ayer a la UE que vaya más rápida a la hora de asumir compromisos para luchar contra la inmigración ilegal y denunció que no es infrecuente que la UE se tome su tiempo antes de actuar También en este punto, el jefe del Ejecutivo obtuvo el respaldo del primer ministro británico, bajo cuya presidencia de la UE, durante la cumbre de Hampton Court hace un año, Zapatero pudo comenzar a concienciar del problema al resto de los socios europeo. Blair, que reconoció que Europa tiene que hacer más aseguró que estamos dispuestos a hacer todo lo que podamos, aunque eso exija lograr que sea más impermeable la frontera europea Después insistió en que hay que ayudar a los países de donde procede la inmigración clandestina. En la rueda de prensa, ni Blair ni Zapatero, muy satisfechos por los acuerdos sobre Gibraltar, precisaron si ahora están dispuestos a comenzar a hablar de soberanía. la iniciativa tomada por Zapatero y aludió al proceso de paz emprendido en Irlanda del Norte. En concreto, Blair dijo que hoy se publicará el informe de la Comisión Independiente de observadores sobre la entrega de las armas por parte del IRA, y mostró su confianza en que será positivo. Eso significa- -dijo- -que puede haber un futuro comparti- Estrategia dilatoria de la banda El pasado 29 de junio, el presidente del Gobierno anunció en el Congreso de los Diputados el comienzo de las conversaciones con ETA. El Ejecutivo de José Luis Rodríguez tenía previsto en un principio que esta negociación con la banda echara a andar en agosto. Pero algunos medios atribuyen a la organización criminal el aplazamiento de la primera cita, ya que desde un primer momento los dirigentes etarras han pretendido que la negociación técnica que debe tratar la solución de sus presos a cambio del abandono definitivo de las armas, coincida con las reuniones de la mesa de partidos. Ello, porque la banda nunca se comprometería a autodisolverse definitivamente si antes no tiene la garantía de que en el foro tripartito se aborda la autodeterminación y la unidad territorial del País Vasco con Navarra. En medios de la lucha antiterrorista se cree que la banda ha recurrido a lo largo de este verano a una escalada de la kale borroka con la pretensión de enrarecer el ambiente y aplazar sus citas con los emisarios de Rodríguez Zapatero, ya que sus dirigentes observaban entonces que la constitución de la mesa de partidos estaba aún muy verde El aumento o descenso de la violencia callejera puede constituir, en el actual contexto, un fidedigno termómetro para comprobar la temperatura que registra el actual proceso de negociación. LUIS AYLLÓN MADRID. José Luis Rodríguez Zapatero consiguió lo que esperaba de Tony Blair- -el apoyo al proceso de paz emprendido en España- -y aún más: una cierta descalificación de la oposición que ofrece el Partido Popular a la forma en que el presidente del Gobierno está llevando el diálogo con ETA y su entorno. El primer ministro británico puso como ejemplo el proceso seguido en Irlanda del Norte, señalando que aunque el camino es largo y difícil, si se cree en lo que se hace se debe seguir adelante, a pesar de las voces que auguran un fracaso. El jefe del Ejecutivo llevó a su colega británico al Palacio de la Quinta del Pardo, donde conversó con él durante un par de horas, compareció ante los periodistas y después le ofreció una cena. Moncloa ha cuidado especialmente esta visita a Madrid de Blair, que sólo se ha producido después de que Zapatero acudiera a Londres en tres ocasiones y cuando ya el dirigente laborista se dispone a abandonar Downing Street. do. Habrán pasado nueve años y quedará claro que nada puede funcionar si no hay una determinación paciente de tener éxito. Se registrarán muchos altibajos, pero se debe continuar Más adelante, el jefe del Gobierno británico insistió en que resolver conflictos tan antiguos es un trabajo duro en el que habrá obstáculos y, aunque se ocupó de señalar que no tiene intención de inmiscuirse en la política interna española, citó como elementos positivos el que no haya habido asesinatos de ETA desde hace más de tres años y de que el alto el fuego de la banda terrorista se mantenga seis meses después de su declaración. Mi experiencia- -subrayó- -es que a veces parece que hay un bloqueo o que hay desviaciones del camino que uno desea que se siga, pero eso forma parte del proceso. Hay que mantener las posiciones, hay que aplicarse con una determinación paciente, incluso sabiendo que a veces se avanza deprisa y otras no tanto, y, hay que aplicar imaginación y creatividad para buscar una salida Críticas El proceso en Irlanda del Norte El gran objetivo de Zapatero era lograr el respaldo de Blair y que éste le ayudara a convencer a los españoles de que un proceso como el emprendido en el País Vasco, al igual que ha sucedido en Irlanda del Norte será largo y difícil. El presidente del Gobierno comenzó agradeciendo ante los periodistas la información recibida del primer ministro británico y asegurando que su experiencia le ha resultado muy útil. Blair, a su vez, sin que nadie le preguntara, dijo que aplaude Blair advirtió, refiriéndose al proceso en Irlanda del Norte, de que durante todo el camino había gente que nos estaba diciendo que no iba a funcionar o que todo se venía abajo y que éramos unos ingenuos; pero si uno cree en lo que hace- -repitió- -sigue adelante Zapatero, por su parte, cuando se le dijo que hay quien considera que el llamado proceso de paz está bloqueado, respondió que esa era una afirmación sobre la que no iba a hacer ninguna reflexión. Simplemente, se ocupó en reiterar que hay elementos positivos en referencia a los mismos que Blair había citado, y en asegurar que el proceso continúa, porque el objetivo- -dijo- -es tan importante para Euskadi y para España que merece la pena