Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES 3 10 2006 11 El Gobierno vuelve a retrasar hasta fin de año la Ley de Solidaridad con las Víctimas del Terrorismo Cinco inmigrantes burlan la sirga de Melilla en un intento de asalto de 40 personas La juez de Plaza de Castilla reclama a Garzón la competencia sobre los papeles del ácido bórico La defensa de los tres peritos también cuestiona que el magistrado deba seguir su investigación b La Sala Segunda del Tribunal Supremo y la Sala Penal de la Audiencia Nacional son los órganos competentes para resolver quién tiene que instruir el caso N. COLLI N. VILLANUEVA MADRID. Por dos vías se ha cuestionado la competencia del juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón para practicar diligencias en relación con el controvertido informe sobre el ácido bórico hallado en la vivienda de Hassan El Haski en diciembre de 2004. De un lado, la juez de Plaza de Castilla a la que correspondió la querella presentada en relación con estos mismos hechos por la Asociación de Ayuda a las Víctimas del 11- M ha reclamado el asunto; de otro, la defensa de los tres peritos imputados por Garzón ha presentado un escrito para que éste deje de instruir el caso y lo remita a los Juzgados de Madrid. Diligencias a prevención Hace una semana, Garzón abrió la investigación sobre el informe del ácido bórico después de que la Fiscalía de la Audiencia Nacional le remitiera otra denuncia- -esta vez de la plataforma España y Libertad- también por los mismos hechos. Las diligencias a prevención practicadas por este magistrado se inscriben dentro del sumario en el que se practicó la detención de El Haski- -imputado por los atentados de Casablanca y procesado después por el 11- M- -para determinar si la posesión de ácido bórico tiene alguna relevancia penal para este individuo (es decir, si puede ser acusado por algún delito más) y si la presunta falsificación de un informe pericial afecta a la validez de los indicios que le incriminan por un delito de pertenencia a organización terrorista. Desde la Audiencia Nacional se asegura que lo más probable es que cuando termine de aclarar estos extremos, Garzón remita el asunto a los Juzgados de Plaza de Castilla, competentes para investigar los delitos de falsificación como el que presuntamente cometieron los tres peritos de la Policía Científica. La reclamación planteada por la defensa de Manuel Escribano, Isabel García y Pedro Manrique- -que se sustenta en el artículo 23 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal- -tendrá que ser resuelta por la Sala Penal de la Audiencia Nacional (que preside Javier Gómez Bermúdez) órgano que, por otra parte, ya se ha pronunciado a favor de que sea un Juzgado de Madrid el que investigue si se produjeron irregularidades en la tramitación del informe del ácido bórico. En cuanto al escrito remitido por la titular del Juzgado de Instrucción número 35 de la capital, lo que plantea es una cuestión de competencia- -artículo 759 de la ley antes citada- -y el órgano competente para resolverla es la Sala Segunda del Tribunal Supremo. La asociación España y Libertad, por su parte, también ha anunciado que se mostrará partidaria de que sea la juez de Plaza de Castilla quien continúe la investigación. Su coordinadora, Yolanda Morín, ha sido citada el próximo miércoles por Garzón para ratificar la denuncia que presentó en la Fiscalía y que el Ministerio Público remitió a Garzón. Morín ha afirmado Baltasar Garzón D. G. LÓPEZ Javier Gómez Bermúdez E. AGUDO que pondrá en conocimiento del juez su opinión sobre quién debe asumir la competencia y que irá a ratificar la denuncia a Plaza de Castilla. Denuncia de Requero Por otra parte, el jefe del Servicio de Inspección del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) ha abierto una investigación (información previa) al juez Garzón para determinar si ha cometido una falta disciplinaria grave. La decisión se ha producido a instancias del vocal de la mayoría conservadora José Luis Requero, quien en un escrito remitido a la Inspección se hace eco de las acusaciones vertidas contra el magistrado por los peritos impu- tados a través de las páginas del diario El mundo En opinión de Requero, debe investigarse la actuación de Garzón por la trascendencia pública y el seguimiento mediático que están teniendo las diligencias abiertas en relación con el informe del ácido bórico. El vocal señala, asimismo, que los hechos pueden generar dudas sobre el trato que reciben los ciudadanos que acuden a los órganos judiciales. Dos de los peritos se han quejado en las páginas del citado diario por la duración de las comparecencias, que terminaron de madrugada; Escribano- -que según fuentes fiscales se mostró irascible durante su declaración y en ocasiones poco respetuoso con el instructor- -se queja de que Garzón le levantara la voz varias veces. La minoría del CGPJ propone denunciar el acoso al que Garzón está siendo sometido por varios medios Al mismo tiempo, la Inspección analiza si el juez cometió alguna falta al interrogar a los peritos ahora imputados Amparar a Garzón El juez de la Audiencia Nacional será objeto de debate hoy también en la Comisión Permanente del CGPJ ya que tres vocales de la minoría progresista han presentado un escrito en el que proponen que se signifique la improcedencia de los ataques que desde algunos medios de comunicación se están haciendo contra el juez, al que acusan de prevaricador, por cuanto afectan al crédito, dignidad y profesionalidad y que comprometen la honorabilidad del tribunal en el que sirve.