Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 2 10 2006 35 parte a la estación de Puerta del SolGran Vía. Así que, lo asignado es como si fuera una partida mínima. -Dejando los presupuestos a un lado ¿cómo van los enfrentamientos con Fomento por la construcción de la R- 1 y el cierre norte de la M- 50? -Vamos por partes. Acabamos de presentar las alegaciones al proyecto que ha realizado el Ministerio para la R- 1 que, por cierto, es prácticamente idéntico al nuestro, sólo hasta El Molar. El problema es que está incompleto. Les falta una conexión, libre de peaje, de M- 50 entre la A- 1 y la carretera de Colmenar para evitar que la zona de Tres Cantos quede aislada. Nuestro proyecto lo contempla y es financieramente viable. Por eso exigimos a Fomento que añada ese ramal y les cederíamos nuestro proyecto que en esa zona está más avanzado. ¿Quiere eso decir que Fomento construirá la radial de peaje? -Si lo hace con la conexión menciona- da nosotros estaríamos satisfechos y pondríamos nuestro proyecto a su disposición. Es una tontería que dos administraciones hagan concesiones paralelas al mismo tiempo. ¿Y el cierre norte de la M- 50? -Eso es diferente. Después de los dos fallos del Tribunal Constitucional favorables a la Comunidad por el requerimiento de incompatibilidad que puso el Estado, con los que han quedado a la altura del betún tenían que moverse y han sacado una circunvalación por el norte. -Usted, que fue ministra de Medioambiente, ¿no tiene problemas con el trazado? -Una de sus alegaciones al cierre bajo el monte de El Pardo era medioambiental y ahora resulta que su proyecto va mucho más al norte, por Hoyo de Manzanares, en una zona mucho más protegida y en la que hay problemas, incluso, para ampliar arcenes. ¿Sería válida para Madrid? -Se alejaría muchísimo porque sería una circunvalación que discurriría prácticamente por los límites de la Comunidad. Con un agravante, que también cruza la M- 501, la famosa carretera de Los Pantanos, por el medio de la zepa (zona de especial protección para las aves) y se trata de una autovía con cuatro carriles. ¿Sigue la Consejería, por tanto, trabajando en el cierre de la M- 50? -Naturalmente, porque el cierre que ellos proponen no tiene nada que ver con la M- 50. Estamos terminando el estudio de impacto medioambiental. Cuando acabemos lo sacaremos a licitación y esperamos que sea antes de final de año. -Las sentencias del Tribunal Constitucional se refieren sólo a estudios y proyectos, ¿podría ser ese el momento de un nuevo recurso por parte del Ministerio? -Podría. Pero, si interpone el recurso veremos como responde ante los madrileños. Tendrán que explicar que problema constitucional tiene. No se puede alegar una competencia, que es lo que hicieron, y después no ejercerla. -Para seguir con carreteras ¿qué ocurre con la M- 501? -A su alrededor se ha montado demasiada parafernalia y además hay muchos planos de discusión. Para empezar hay un importante clamor de instituciones y de la sociedad para que se desdoble y sea más segura, dados los altos índices de siniestralidad. -Pero está en zona protegida... -Pasa por un territorio particular que forma parte de la riqueza del país, como es el Puerto de San Juan, pero también lo es Despeñaperros, por hacer una comparación, y se desdobló. -Habrá que conjugar todos los aspectos... -Por eso el Consejo de Gobierno decidió seguir adelante utilizando un procedimiento especial para esos 19 kiló- metros de los que se estaba hablando. Al mismo tiempo acordó que el 25 por ciento del expediente fueran medidas medioambientales sobre el trazado que existe y que terminará con vallas y pasos específicos para los animales. ¿Y el lince? -En esa carretera pasa algo que me sorprendió a mi llegada. Hay una asociación ecologista que estaba muy preocupada por el lince pero, tras hablar con ellos, sus argumentos se decantan al temor a que se pueda favorecer un urbanismo descontrolado. Entonces el razonamiento es que las quejas deben dirigirse hacia los planes de urbanismo, no hacia la carretera. -Ya están en obras... -Estamos trabajando de forma responsable y de la mejor manera posible. Tenemos tres sentencias favorables porque ampliar la carretera es de mayor interés para salvar vidas. ¿Se terminará antes de las próximas elecciones? -Me gustaría mucho, pero no creo que sea posible. Justamente por ser esta zona especial hay que trabajar con mucho cuidado, lo que obliga a ir más lento debido a los árboles, ya que no se pueden meter grandes máquinas que agilizarían el trabajo. ¿El Metro es la estrella? -Mi primera sensación es que me he encontrado con algo excepcional, no sólo por la amplitud del Plan, sino porque se cumplen los calendarios y los presupuestos. Todo ello, pese a que se trata de un esfuerzo muy importante, casi 100 kilómetros de Metro. -Las tuneladoras ya han terminado su trabajo... -Bueno, ahora mismo están fuera porque ya han abierto todos los túneles PRESUPUESTOS La inversión que destina Fomento a Madrid es decepcionante. No crece y demora hasta 2010 las principales obras CERCANÍAS Para tener una buena estrategia de movilidad es imprescindible que el transporte esté integrado y eso pasa por el traspaso de las Cercanías CARRETERA DE LOS PANTANOS Hay temor a un urbanismo descontrolado, luego las quejas deben dirigirse a los Planes de Urbanismo, no contra la carretera que estaban comprometidos para la legislatura. Dentro de unos días empezará a trabajar una de ellas, que ahora se está montando, en el subterráneo que llevará el Metro a la T- 4, en Barajas, ya que este proyecto ha sido posterior. Aún así, estará antes de mayo porque nosotros sí cumplimos. Quien no ha cumplido ha sido Fomento que debería haber hecho la conexión con el aeropuerto con trenes de Cercanías y en el presupuesto no se dota económicamente a esta obra hasta el año 2010. ¿Sigue la Comunidad reclamando la gestión de los trenes de Cercanías a través del Consorcio Regional de Transportes? -Tal y como va creciendo Madrid, cada vez más desarrollada en la periferia, es imprescindible para hacer una buena estrategia de movilidad que todo el transporte esté integrado y eso pasa necesariamente por el traspaso de las Cercanías de Madrid. -Esta cuestión lleva años en la palestra, ¿qué alegan para negarse? -Que la mayoría de estas líneas superan la Comunidad y llegan, por ejemplo, a Toledo o Guadalajara. Pero, eso no significa que no sea un servicio para Madrid ya que pocos viajeros toman el tren en estas localidades y se bajan antes de entrar en nuestra Comunidad. Así, el transporte no es eficiente y no se saca el máximo partido a los recursos. ¿Sucede lo mismo en otras comunidades autónomas? -A Cataluña le han transferido las Cercanías pero con nosotros siguen aplicando la excusa mencionada. Esta situación habría que resolverla para poder organizar bien la movilidad en nuestra región. Por ello, esta petición irá en nuestro programa electoral. ¿Hay algunos proyectos ya definidos para ese programa? -Ya hay dos proyectos que están muy avanzados, el tren a Navalcarnero y el Metro al barrio de la Fortuna, que se incluirán en nuestro programa. También estamos estudiando la prolongación de la línea 11 para hacer lo que se llamó la M- 40 del Metro, que iría por Arturo Soria y Chamartín. Sería una circular más externa de la existente. ¿De dónde saldrán las inversiones? -La reclasificación de la empresa Mintra por parte de la Unión Europea le ha hecho un flaco favor a los madrileños. En Bruselas dicen que el Estado no ha defendido el proyecto. Por tanto, el Gobierno central le ha estado poniendo pegas al desarrollo del transporte público y los hemos tenido que sacar adelante con financiación privada. -Estamos tocando el futuro, ¿se ve de nuevo en la política regional o prefiere la estatal? -La verdad, no se qué responder, porque aquí estoy encantada. Yo soy madrileña. Además, esta administración tiene mucho de central. Me gusta hacer cosas y aquí hay muchas cosas por hacer para vertebrar el transporte. Eso sí, la legislatura es irrepetible porque no se puede hacer 90 kilómetros de Metro cada cuatro años.