Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
46 Madrid LUNES 18 9 2006 ABC La región se ha convertido en uno de los grandes refugios de esta rapaz en España. El Parque de Peñalara y Valdequemada cuentan con las colonias más importantes. Uno de sus ejemplares voló hasta Senegal con sólo 80 días de vida El santuario del buitre negro TEXTO MIGUEL OLIVER ILUSTRACIÓN CG. SIMÓN E. SEGURA MADRID. La región se ha consolidado como uno de los grandes refugios del buitre negro en España. Sólo otras dos comunidades- -Baleares y Extremadura- -pueden disfrutar de los vuelos de esta rapaz en peligro de extinción. La Consejería de Medio Ambiente ha registrado un crecimiento progresivo de su población en las dos principales colonias de esta especie, situadas en Valdequemada y Rascafría. Entre 2001 y 2005, la presencia de esta ave carroñera ha crecido en la región en 24 parejas hasta alcanzar la cifra de 85. Los datos del éxito reproductor de esta ave en los últimos años también resultan muy positivos, ya que se ha pasado de 38 pollos volados en el año 2001 a 53 en 2005. La colonia de buitre negro más numerosa en la Comunidad de Madrid se encuentra en el Parque Natural de Peñalara (Rascafría) uno de los territorios más valiosos del futuro Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama. Según el seguimiento desarrollado durante el año pasado en la zona, se contabilizaron 77 parejas que consiguieron criar con éxito 47 pollos, el mayor número en la historia de la colonia. Hay que tener en cuenta que la tranquilidad es fundamental para que la reproducción de esta rapaz tenga éxito. En la colonia de Valdequemada se detectaron ocho parejas que consiguieron sacar adelante seis pollos. En el ca- so de esta población situada en la Zona Especial de Protección para Aves (ZEPA) de los Encinares de los ríos Alberche y Cofio su población de parejas se ha duplicado desde 2003, según el seguimiento desarrollado por la Comunidad de Madrid. Los trabajos de seguimiento en la colonia de Valdequemada incluyen la identificación de los vehículos que puedan acceder por pistas restringidas, la limitación en época de cría de las obras de infraestructura- -como la apertura de pistas- los trabajos forestales o las actividades en fincas privadas. En Rascafría, por su parte, los trabajos de la Consejería incluyen la vigilancia y seguimiento de la especie para seguir su correcto desarrollo. Otra de las tareas desempeñadas en la colonia ha sido la obtención de las coordenadas de todos los nidos a través de GPS. Unos 240 pollos marcados Desde 1998, se han marcado 241 pollos en esta colonia. El objetivo de esta medida es conocer las causas y los puntos de mortalidad de la especie, obtener información acerca de las zonas de alimentación y dispersión, así como conocer la tendencia de las aves a establecer su residencia en la colonia y a qué edad alcanzan su madurez reproductora. Gracias a esta técnica, la Comuni- dad de Madrid pudo registrar en 2004 Ficha una de los movimientos más espectacuN. científico Aegipius Monachus lares que se recuerdan de un buitre neClase Aves gro. La rapaz desapareció en el mes de Orden Falconiformes septiembre de la colonia de Rascafría Familia Accipítridos y el pasado enero fue recogida exhausPuesta 1 huevo ta en la costa de Senegal. Huevos 83,2- 107 x 56- 76 mm Se trataba de una hembra joven a la 52- 56 días Incubación Madurez sexual 5- 6 años que se llamó Lola Fue precoz en el 35 años Longevidad vuelo, ya que a los 80 días de vida ya dominaba la técnica. Por la información recogida por los técniDescripción cos regionales se sabe que los buitres negros jóvenes Desde abajo suelen aventurarse a salir Envergadura: 250- 300 cm del valle de la colonia a lo largo de octubre para, al poco tiempo, establecerse fuera del valle o dispersarse a grandes distancias. Alas muy digitadas Pero la hazaña de Lola fue sorprendente. Hasta enPeso: 7- 12 kg tonces sólo habían llegado Remonte hasta Galicia o Lérida. Cuando la Consejería ya había dado por desaparecida a la rapaz recibió la comu Aegipius Monachus nicación de un investigar francés, el Ojo de color pardo doctor Pierre A. Reynaud, que rescató Es el ave de al buitre en la playa de Mballing a los mayor tamaño de 160 días de su primer vuelo y tras hatoda la Península ber recorrido un mínimo de 3.500 kilómetros. Lola fue curada de un problema en un ala y, posteCabeza y cuello desnudos, riormente, fue liberada en cubiertos de un fino plumón buenas condiciones. Longitud: 100- 110 cm Paradas nupciales Plumaje sombrío, de un tono pardo oscuro y negro en la punta de las alas Ascenso sin esfuerzo 4 1- La pareja vuela sincrónica 2- Bajada de patas en vuelo, hasta casi tocar al consorte Cuando el aire se va enfriando, el buitre aprovecha para planear buscando la siguiente corriente 3 5 La trayectoria normal de desplazamiento alterna fases de remonte y largos recorridos en los que va perdiendo altura 3- Los machos emparejados procuran alejar a los solteros 4- La pareja se reúne en el nido El nido Altura exterior Hasta dos metros Lecho 10- 20 cm Diámetro exterior Hasta tres metros Diámetro lecho Hasta un metro Patas grises azuladas Se mantiene dentro de la bolsa volando en círculos mientras el aire caliente le va empujando hacia arriba 2 El ciclo de reproducción El buitre las detecta y se introduce en ellas. Las aprovecha para ahorrar energía en su vuelo 1 Las corrientes térmicas son grandes bolsas de aire caliente que se forman sobre el suelo y ascienden durante el día ene feb mar abr may jun jul ago sep oct nov dic Celo y construcción del nido Incubación Pollos en el nido CG. SIMÓN ELENA SEGURA