Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
6 Opinión SÁBADO 16 9 2006 ABC AD LIBITUM DESDE MI BUHARDILLA UN PAÍS MUY PERMEABLE UANDO la Policía Metropolitana de Londres, en el primer tercio del XIX, se instaló en Scotland Yard, de donde tomaría su nombre, tenía serios problemas para albergar con la debida seguridad a los detenidos pendientes de su presentación ante el juez. Robert Peel, el creador de tan eficaz organización policial, buscó un sistema singular para remediar la situación. Contrató a unos cuantos pordioseros que, por unos pocos chelines, se prestaban a ser esposados por parejas con los delincuentes. Podrá parecer raro o anacrónico; pero el método, con ligeras variantes, sigue en plena vigencia. Los vuelos que fleta el Gobierno español para repatriar a Senegal M. MARTÍN algunos de los muchos inFERRAND migrantes ilegales que llegan a Canarias, sin recurrir a los menesterosos hambrientos del chelín, llevan parecido número de vigilantes que de vigilados. He visto, en el cine, aviones para el transporte de presos con más razonable proporción entre policías y conducidos. Incluso las felizmente olvidadas cuerdas de presos tan vivas en nuestra Historia y en nuestras letras, se permitían el lujo de que fueran más numerosos los encordados que sus alguaciles. Creo que se está improvisando en demasía en el tratamiento del difícil problema migratorio. Improvisaron los redactores de las normas vigentes y lo hacen quienes ejercen la vigilancia o cargan con las pocas soluciones que se van abordando. Mientras tanto, y por ello, nuestras Islas Canarias se han convertido en un foco mundial, en la atracción de los desamparados dispuestos a cruzar los siete mares para arribar a un destino desde el que, tras el correspondiente tratamiento médico, serán trasladados a la Península y, con un papel que acredita que no tienen papeles serán puestos en libertad. Ahí está como ejemplo el barco que, con más de doscientos hindúes y paquistaníes a bordo, arribó hace unas horas a Tenerife. Esto es Jauja y sería absurdo que los menesterosos de todas las procedencias no aprovecharan la circunstancia. España es un país mucho más permeable en sus fronteras que a las ideas. Mejor sería al revés. Cuando yo era niño, y existía un Cuerpo de Carabineros, sólo los maquís conseguían pasar, como por su casa, por las fronteras con Portugal y Francia. Hoy, con mayores medios y con toda la legitimidad que no sustentaba a los perseguidores de los últimos y desfasados guerrilleros de la Guerra Civil, no debiera resultar tan difícil- -imposible según parece- -el blindaje de las fronteras y, en su caso, la respuesta adecuada a los que las violan. Quienes aspiran a ser españoles, que bienvenidos sean cuando llamen a la puerta, deben empezar por cumplir la legislación vigente. El arrastrado error de asumir las situaciones de hecho no es más que engrandecer el problema y provocar la llegada de más viajeros desesperados con más kilómetros recorridos desde su origen. LA ESCUELA DEL FRACASO C E lectura de su último manual (que por supuesto haSTUDIÉ en el Liceo Italiano de Madrid. Era, bía que adquirir obligatoriamente) exámenes tipo con un curioso afán de eclecticismo, un litest que podían aprobarse sin necesidad de saber ceo scientifico ad indirizzo classico que es redactar cuatro líneas, apuntes de cursos anteriotanto como decir que lo que allí se pretendía es que res tan incomprensibles, de suyo y por sucesivalos alumnos adquiriéramos una costumbre científimente fotocopiados, como la piedra Rosetta, interca que nos permitiera abordar con rigor las distinminables revanchas de mus en el bar, chuletas cada tas disciplinas, pero con la mirada siempre puesta vez más sofisticadas, y la sensación unánime en el hombre. En el hombre entendido como de que el paso por la Universidad nos servicentro de todas las cosas, que es la raíz de ese ría como mucho para robarle un título al sishumanismo renacentista que estalló en la tema, practicar el ligoteo -o el arte de la Toscana con el Dolce Stil Novo y luego se pancarta- -sobre la hierba del Paraninfo, o dio un paseo por el castigo y la salvación de la sacarnos, en los bares de la cercana Moncloa, mano de Dante, y floreció como un rizo en la un máster en cañas y aperitivos. pluma de Petrarca, y se vino a España a cautiEn mi colegio, como en tantos otros de Euvar a Boscán y a Garcilaso. LAURA ropa, incluido alguno de España, lo que se En mi colegio estudiábamos latín, mucho CAMPMANY intentaba era formar personas. Pero los cenlatín, pero no por penitencia o masoquismo, tros estatales españoles, ya por entonces, empezasino por el gusto, les aseguro que inenarrable, de ban a implantar el sistema de fichas, que sólo oblipoder declamar, cuando el amor le prendía fuego a gaba a los alumnos a conocer los datos, eximiéndonuestras quince primaveras, aquello del da mi bales de todo discurso. Ahora creo que ni eso Ahora sia mille, deinde centum, dein, mille altera, dein los beneficiarios de la LOE (ese nuevo modelo de secunda centum y seguir suplicando nuevos bemarca educativa) conseguirán, con un poco de suersos sin que nos traicionara el apetito. A fin de cuente, aprender a navegar por internet. A Don Quijote tas, estábamos citando a Catulo. También leíamos ya lo han visto en dibujos animados, y a qué quela Ilíada, la Odisea y la Eneida, de principio a fin y marse las pestañas, si las letras rallan los profeverso a verso (esto ya en traducción italiana) y hasores son unos auténticos pipas los padres, que bía que entender cada metáfora, visualizar cada sosieguen lo guay es el desfase lo que moimagen, conocer cada símbolo, los de la guerra y la la es el macrobotellón, y a esa cultura que sólo se muerte, los de la pasión y el olvido, para sacar a fin aprende en los libros, y que no da subidón ni conde año una nota decente, y que no te pusieran las duce fácilmente al éxtasis, le queda cero coma orejas de asno, o no te mandaran, directamente, a Como quien dice un telediario. A mí me gustaría, repetir tu viaje por el curso. porque amo el futuro, que a nuestros hijos, de una Cuando, terminado el Bachillerato, ingresé en la escuela que no fuera la del fracaso, nos los devolvieFacultad de Filología, una dinamita invisible, cosen un poco más sutiles y un poco menos zafios. mo de polvo, fue haciendo saltar poco a poco todos Siquiera para que, cuando quieran expresar una folos puentes que unían, en mi corazón, los senderos bia, no lo hagan con la exultante vulgaridad de ese del conocimiento con el camino de la vida. Aulas de actor tan simpático, el tal Rubianes. Pero está escrimás de cien alumnos, profesores que, con alguna to: va a ser que no. sublime excepción, iban a clase a aburrirnos con la -Y pensar que los futuros legisladores que habrán de mejorar la actual calidad de la enseñanza española son los ignorantes que se están formando hoy.