Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 15 9 2006 Deportes 99 VUELTA A ESPAÑA DECIMOCTAVA ETAPA El poder proviene de Kazajistán Vinokourov sentencia la Vuelta en La Pandera y comparte el triunfo de etapa con Kashechkin, frente a la rendición de Alejandro Valverde J. GÓMEZ PEÑA LA PANDERA. Suena La Pandera. Tam. Tam. Un eco potente. Desde la cresta de Jaén al desierto de Asia, a Kazajistán. Un páramo de oriente. Seis habitantes por kilómetro. Desperdigados siempre. Reunidos ayer por el tam, tam de La Pandera, última cima de la Vuelta. Quince millones de kazajos encuadrados en los ángulos de la pantalla, sorbiendo las imágenes rebotadas desde Eurosport Rusia. La televisión como objeto de culto. Desde el pastor estepario hasta el presidente de la nueva república. Kashechkin, vencedor de la etapa, y Vinokourov, de la Vuelta, cruzaron juntos la meta. En Astaná, la capital kazaja, eran las diez y pico de la noche. El corazón de Asia viendo cómo dos de sus escasos vecinos colonizaban la Vuelta. Un país atento al rostro de ajusticiado de Valverde. ¿Espera que Valverde ataque en la etapa de mañana? Vinokourov, la diana de esa pregunta, hace una mueca pícara. Y resume en dos palabras lo que queda de carrera: No creo Seguro. Líder por aplastamiento. Zar. Su príncipe, Kaschechkin, celebra la gracia de su monarca. Él también tiene la suya: Me ha gustado el ritmo que ha puesto el Islas Baleares No es el arte del disimulo una virtud kazaja. Al pan, pan y al vino... Vinokourov. CLASIFICACIONES ETAPA RECORRIDO GRANADA KM. 18 LA PANDERA 184 3.57: 39 m. t. a 30 s. a 32 s. a 35 s. m. t. m. t. m. t. a 48 s. m. t. 71 h. 27: 08 a 53 s. a 2: 06 a 2: 51 a 5: 06 a 7: 05 a 8: 23 a 8: 28 a 10: 04 a 10: 06 a 11: 04 a 13: 06 a 14: 11 a 15: 44 a 16: 07 129 puntos 169 puntos 213 h. 55: 53 Etapa 19 Jaén 500 Andújar 210 m Jaén- Ciudad Real 205,3 km Ciudad Real 645 Alto de Sierra Alto del Parque Madrona Natural de Andújar 960 m Alto del Tamaral 800 m 750 m Puertollano 3 3 700 m ETAPA 1. Andrey Kashechkin (Kaz. Astaná) 2. Alexandre Vinokourov (Kaz. Astaná) 3. Gómez Marchante (Saunier) 4. Alejandro Valverde (C. d Epargne) 5. Leonardo Piepoli (Ita. Saunier) 6. Igor Antón (Euskaltel) 7. Samuel Sánchez (Euskaltel) 8. Thomas Danielson (EE. UU. Discovery) 9. Luis Pérez (Cofidis) 10. Carlos Sastre (CSC) GENERAL 1. Alexandre Vinokourov (Kaz. Astaná) 2. Alejandro Valverde (C. d Epargne) 3. Andrey Kashechkin (Kaz. Astaná) 4. Carlos Sastre (CSC) 5. J. A. Gómez Marchante (S. Duval) 2 0 km 36,2 75 102,6 117 161,2 205,3 El juez Serrano entregará a Alemania la sangre de Jan Ullrich Antonio Serrano, el juez que investiga la presunta trama de dopaje de Eufemiano Fuentes, se muestra dispuesto a entregar la sangre de Jan Ullrich a las autoridades alemanas, según confirmó la portavoz del Tribunal Superior de Madrid, Elisa Beni Uzábal. Las bolsas de sangre que incautó la Guardia Civil en Madrid el pasado 23 de mayo están siendo analizadas por el laboratorio del Comité Olímpico Internacional de Barcelona que dirige Jordi Segura. Después de que el miércoles la Policía alemana registrase la casa suiza de Ullrich, ausente y en su luna de miel, ayer se conoció que la Policía belga también ha inspeccionado las viviendas del asesor personal del ciclista, Rudy Pevenage, y del antiguo director del T- Mobile, Walter Godefroot, quien se retiró en 2005. 6. 7. 8. 9. 10. 11. 12. 13. 14. 15. Tom Danielson (EE. UU. D. Channel) Samuel Sánchez (Euskaltel) Manuel Beltrán (Discovery) Luis Pérez (Cofidis) Vladimir Karpets (Rus. C. d Epargne) Stijn Devolver (Bél. Discovery Channel) Egoi Martínez (Discovery Channel) Leonardo Piepoli (Ita. Saunier) Sylvester Szmyd (Pol. Lampre) Igor Antón (Euskaltel) MONTAÑA 1. Egoi Martínez (Discovery Chanel) REGULARIDAD 1. Thor Hushovd (Nor. Credit Agricole) EQUIPOS 1. Discovery Channel (Estados Unidos) El Astaná, al ataque Su padre tuvo que colgarse del tejado de casa para, con cables y alambres, montar una antena casera, la única vía de acceso para que el chaval pudiera ver un deporte extraño, exótico, europeo: el ciclismo. Esos fueron sus dibujos animados. Una fantasía. Un imposible. Como empezar a competir con la bicicleta de un amigo, hecha a mano, hasta montar la suya: con cada triunfo recibía un pieza de premio. La Vuelta consumió ayer lo que le quedaba de su mucha emoción. En La Pandera quedó una rúbrica en el aire. Vuelta 2006. Firmado: A. V. Hace apenas un par de días, a esas iniciales se ajustaba como un guante Alejandro Valverde. Pero resultó una errata. A. V. de Alexandre Vinokourov. El mejor de la carrera. Sin duda. Por táctica, la del Astaná, y por piernas, las suyas y las de Kashechkin. Por la mañana he dicho a mis compañeros que la mejor defensa es un ataque dijo en la meta A. V. Fácil de decir. Más difícil de hacer. De hecho, lo intentó el Islas Baleares. Encabritó la etapa, anuló fugas y tensó los puños antes de la subida a La Pandera. Pereiro, Arroyo, Zandio, Karpets... La columna de un templo que iba hacia su ruina. La cuesta, La Pandera, empezaba a mostrar su cáscara. Abrupta, pelada, bajo un nube que cerraba el paisaje, junto a un viento de otoño, agachado. El Baleares mantenía su desfile. Arroyo se quitó en el inicio de la montaña. A Zandio le correspondió una rampa del 14 Dominó. A Karpets, un rato al 17 Y a Joaquín Rodríguez, al último valedor de Valverde, le tocó asistir a la rendición de su líder. Balaverde cayó como es: al ataque. Media docena de pedaladas apresuradas para coger a Marchante y Kashechkin, que se había atrevido con la subida. Igual que Sastre, al que luego se le vino la Vuelta encima. Valverde fue a por ellos. Y en eso, sonó por primera vez La Pandera. Tam, tam. Vinokourov sobre- pujó en la rampa más pelada. Bebía su propio aliento. Blanqueado por el frío. Con el 39 x 25 y sus piernas compactas. Fue una detonación, el inicio del concierto kazajo en La Pandera. Crujía Valverde. Por un momento, ni pudo seguir a Rodríguez. En ese momento, la Vuelta atravesó una zona de silencio. Honor al caído. Al resucitado: el murciano se rehizo. Es orgulloso. Pero llevaba los músculos de serrín. Ya no vio más a los kazajos: ni a Vinokourov, que iba solo, ni a Kashechkin, que le cogió luego. El dúo que en la meta se anudó en un abrazo. Con tiempo de sobra para ganar la etapa con el joven y la Vuelta con el viejo.