Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO 10 9 2006 Deportes 107 CAMPEONATO DEL MUNDO DE FÓRMULA 1 GRAN PREMIO DE ITALIA Parrilla de salida 1 2 M. Schumacher (ALE Ferrari) 1: 21.486 Kimi Raikkonen (FIN McLaren) 1: 21.484 3 4 Felipe Massa (BRA Ferrari) 1: 21.704 Nick Heidfeld (ALE BMW) 1: 21.653 5 6 R. Kubica (POL BMW) 1: 22.258 J. Button (GB Honda) 1: 22.011 7 P. de la Rosa (ESP McLaren) 1: 22.280 Rubens Barrichello (BRA Honda) 1: 22.787 8 La rueda trasera del R 26 de Alonso sufrió un pinchazo y acabó destrozada EPA 9 Giancarlo Fisichella (ITA Renault) Fernando Alonso 1: 23.175 (ESP Renault) 1: 21.829 Otro calabozo para Alonso Ferrari reclamó y los jueces le relegaron al décimo puesto por estorbar a Massa cuando era quinto después de un pinchazo a 350 por hora JOSÉ CARLOS CARABIAS MONZA (ITALIA) El estrés sordo de los sábados en la Fórmula 1 se reflejaba en las coordenadas de Fernando Alonso a eso de las cuatro y media de la tarde. Una rodilla en cabestrillo (raspón en la rótula derecha, apósito estilo futbolista) un coche que se salvó del desguace por un pinchazo a 350 por hora y la incertidumbre de otra denuncia de Ferrari. Tres horas más tarde, cuando abandonaba el circuito de Monza con un maletín verde, el pronóstico había empeorado. Los jueces le retrasaron de la quinta a la décima posición por ralentizar supuestamente a Felipe Massa en unas imágenes invisibles. Sucedió a ocho minutos para el final de la sesión de clasificación. Un pinchazo en la rueda trasera derecha del R 26. Inaudito. Los neumáticos pata negra, piezas de orfebrería a 3.000 euros la unidad, la hipertecnología a la que entregan su vida miles de ingenieros, también se pinchan como la goma de un triciclo. Alonso esquivó a Schumi se salió por el prado y dio una vuelta entera con la llanta en carne viva, el neumático desintegrado y el lateral de la carrocería del Renault mordido por los trozos que saltaban del accidente. Alonso cambió las gomas y regresó a la pista a toda velocidad. Tuvo que volar para cruzar de nuevo la meta antes de que sonase el gong, fin de la sesión. Lo consiguió por un segundo. Nada. Un suspiro. Y en un giro de crack, con el lateral dañado, mejoró hasta escalar de la octava a la quinta plaza. En ese minuto y veinte segundos se 10 11 12 Nico Rosberg (ALE Williams) 1: 22.203 Jarno Trulli (ITA Toyota) 1: 21.924 desarrolló la otra película. Ferrari estimó que en esa vuelta de lanzamiento anterior a la supersónica, Alonso estorbó a Massa, quien también buscaba su mejor registro. La televisión no captó el momento. Por ningún lado de la lógica se adivina que el asturiano quisiera ir despacio en busca de la pole pero el reglamento tiene mil aristas, a tenor de sus interpretaciones. Reglamento a la medida Los jueces de la F- 1 se han puesto serios y los equipos llevan al extremo del individualismo y la feroz competencia cualquier resquicio. El fair play es una quimera en el Mundial, donde el dinero y el negocio mandan en homenaje a su majestad el dólar. Ferrari reclamó por una maniobra invisible y los comisarios regresaron su formato de esta temporada. Reunión en sábado después de la carrera de la GP 2. Y a esperar. Lo hizo Fernando Alonso, nervioso por el paddock mientras Norbert Haug, hombre fuerte de Mercedes, futuro patrón de su escudería en 2007, se acercaba por el campa- mento de Renault para intercambiar confidencias frente a una libreta. Para entonces, Briatore ya se había marchado en compañía de su espectacular novia, Elisabetha Gregoraci. A Schumacher lo emplumaron en Mónaco por el estacionamiento en la Rastasse. A Fernando Alonso se le cayó el alma a los pies por los dos segundos de penalización en Hungría. La misma sanción que recibió Schumacher un día después por un adelantamiento indebido. El español volvió a reclamar en Turquía. Pidió que los jueces revisasen el vídeo con la salida en zig- zag del alemán, cuando fue apartando moscas por el camino. Ayer Ferrari hizo valer su fuerza indiscutible en el mundillo. Solicitó castigo para su adversario. Dos jueces italianos, Tibileti y Spano, y un inglés, Andrews, decretaron que Alonso ralentizó a Massa en virtud del artículo 116 del reglamento de la F- 1- -un chicle que se estira o se encoge a conveniencia- pero que su acción no fue deliberada El Mundial no se ventila sólo en la pista. También lo hace en los despachos. 13 14 D. Coulthard (GB Red Bull) 1: 22.589 Ralf Schumacher (Ale Toyota) 1: 22.280 15 16 C. Klien (AUT Red Bull) Sin tiempo Scott Speed (USA Toro Rosso) 1: 23.165 17 Vitantonio Luzzi (ITA Toro Rosso) 1: 23.043 Christijan Albers (HOL Midland) 1: 23.116 18 19 20 Tiago Monteiro (POR Midland) 1: 23.920 Mark Webber (AUS Williams) 1: 23.341 Con Ferrari nunca hay tranquilidad Michael Schumacher se marchó del circuito con una sonrisa de oreja a oreja, en compañía de Massa, broma va, broma viene. Alonso estaba encendido antes, durante y después de conocer la sanción: No tiene sentido. Habría que revisar entonces los vídeos de las últimas quince carreras. Con Ferrari nunca puedes estar tranquilo cuando hace una reclamación. Puede pasar cualquier cosa. Yo he sido honesto, porque no he hecho nada deliberado. Deportivamente, he hecho lo que tenía que hacer 21 Takuma Sato (JAP Super Aguri) Sakon Yamamoto 1: 24.289 (JAP Super Aguri) 1: 26.001 Infografía ABC 22