Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 1 9 2006 Sociedad 45 El Gobierno dispone de cuatro meses para aprobar las enseñanzas de la LOE La elaboración de los decretos de mínimos centrará el debate del nuevo curso escolar b En el año académico que ahora comienza, sólo se aplicarán normas sobre escolarización de inmigrantes y se podrán anticipar programas de prevención del fracaso M. ASENJO MADRID. Decíamos ayer Esta frase pronunciada por Fray Luis de León cuando retomó sus clases en la Universidad de Salamanca, tras salir de la cárcel, puede servir para trazar el panorama del curso escolar que comenzará a primeros de septiembre. Es cierto que, a diferencia del año anterior, la Ley Orgánica de Educación (LOE) ya está aprobada, aunque en el nuevo año escolar tan sólo se aplicarán medidas de carácter general que apenas afectan al alumnado. Será en el curso 2007- 2008 cuando comiencen a entrar en vigor las nuevas enseñanzas y las normas de evaluación y promoción de curso. Como norma general, la LOE establece que los alumnos de Secundaria que suspendan al menos tres asignaturas deberán repetir curso. Sin embargo, si el equipo docente lo considera oportuno, un alumno podrá promocionar con tres materias pendientes. Hoy, día decisivo para la reforma universitaria La Universidad se enfrenta a un curso en el que las reformas son también la nota dominante. La modificación parcial de la Ley Orgánica de Universidades (LOU) y la adecuación del sistema a las exigencias del Espacio Europeo de Educación Superior (EEES) son los desafíos que los campus pretenden superar. La ministra de Educación, Mercedes Cabrera, también asumió estos retos y comenzó a reimpulsar el trabajo iniciado. Antes del verano, se produjeron gestos como la presentación del anteproyecto de reforma de la LOU y la reconducción del proceso de Bolonia con la decisión de que todos los nuevos títulos de Grado durarían 4 años. La ministra anunció que el proyecto de ley estaría en el Congreso antes de agosto. Sin embargo, y pese a que se había anunciado que el Consejo de Ministros del viernes pasado remitiría el texto al Congreso de los Diputados, no fue así. Hoy puede ser el día en que Cabrera cumpla su compromiso, porque en la agenda del Consejo está la LOU. El nuevo curso apenas sufrirá los efectos de la nueva ley educativa porcentaje horario de que dispongan- -las enseñanzas mínimas comunes deben ocupar el 55 en las comunidades con lengua cooficial y el 65 en las que no la tienen- -y entre 2007- 08 y 2009- 2010 se extenderá el modelo. Así, en 2006- 07 se impartirán los mismos programas que el curso pasado. IGNACIO GIL A finales de año En definitiva será la elaboración de los decretos de enseñanzas mínimas, que deberán estar listos en diciembre de este año, la que centre el debate escolar. Y dentro de estos mínimos, Religión y Educación para la Ciudadanía son las dos asignaturas que concitan más polémica y ante las que se anuncian duras negociaciones en el proceso de elaboración de los mínimos. Para el conjunto de las enseñanzas, las autonomías que gobierna el PP ya han anunciado que elaborarán programas y hasta libros de texto comunes. De hecho ya se han repartido las áreas para elaborar sus programas. Pero nada de esto se hará realidad hasta el curso 2007- 08, cuando se implanten las enseñanzas de 1 y 2 de Primaria y 1 y 3 de la ESO. Y así hasta completar el sistema en el curso 2009- 10. En este curso sólo entrarán en vigor las normas sobre escolarización de inmigrantes, así como otras disposiciones de carácter general referidas a la nueva configuración del Consejo Escolar, la elección de director de centro, la jubilación anticipada de los docentes (medida implantada en 2005) las bibliotecas escolares y la elaboración En el curso que ahora se inicia, la religión será evaluable y tendrá alternativas de diferente naturaleza del informe anual del Gobierno al Congreso de los Diputados sobre los indicadores del sistema educativo. También podrán anticiparse programas de diversificación curricular para paliar el fracaso escolar. Con estas previsiones, así se presenta el curso 2006- 07. Evaluación y promoción. Se mantienen de acuerdo con lo regulado en la Ley de Calidad (LOCE) y en los decretos que la desarrollan. Los alumnos sólo podrán promocionar con dos materias suspensas y tendrán exámenes extraordinarios en julio o septiembre. Religión. Esta asignatura comenzará a impartirse al mismo ritmo que las demás, aunque todavía se desconoce su consideración definitiva. A la vuelta del verano, seguirán las negociaciones entre representantes del Ejecutivo y de la Conferencia Episcopal. La LOE sólo dice que la asignatura de religión católica será de obligatoria oferta para los centros y de libre elección para los alumnos. Este curso, la asignatura seguirá como obligatoria oferta para el colegio, opcional para los alumnos, evaluable, aunque no computable para el expediente y con alternativa. En el caso de otras confesiones, su enseñanza se regirá por los acuerdos suscritos entre ellas y el Estado español. Educación para la Ciudadanía. La nueva materia creada por la LOE se impartirá en uno de los cursos del tercer ciclo de Primara (5 -6 en uno de los tres primeros de Secundaria Obligatoria y en Bachillerato. En el mejor de los casos, se enseñará el próximo curso en la ESO y no podrá entrar en vigor en Primaria hasta el 2009- 10. Su diseño será complicado, ya que las organizaciones anti LOE han anunciado que, si no se modifica su contenido, recurrirán a la objeción de conciencia para impedir que sus hijos la estudien. Escolarización de inmigrantes. Es uno de los pocos preceptos de la LOE que se aplican ya. Según lo legislado, las administraciones educativas garantizarán que la escolarización de los inmigrantes que se incorporan al sistema de forma tardía se realice de acuerdo con sus circunstancias, edad y conocimientos; de manera que accedan al curso más adecuado y tengan los apoyos oportunos para alcanzar el mejor nivel. La ley establece que para atender a estos alumnos se permitirá un aumento de hasta el 10 de escolares por aula. Admisión de alumnos. Los nuevos criterios se aplicarán a partir del curso 2007- 08, lo que significa que el proceso de matriculación que se abra en la próxima primavera se ajustará a la nueva normativa. Entre las medidas para reforzar el derecho a elegir centro destaca la que determina que las familias podrán presentar las solicitudes de admisión en el colegio que deseen para sus hijos. Nuevas enseñanzas. Se impartirán las enseñanzas vigentes, ya que diciembre próximo es la fecha límite para que el Gobierno fije los mínimos de Primera y Secundaria tanto obligatoria como posobligatoria (Bachillerato y FP) así como de la enseñanza de idiomas. Luego, las autonomías adaptarán sus currículos de acuerdo con el