Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
74 MIÉRCOLES 30 8 2006 ABC Economía Bolivia redobla el acoso a Repsol y advierte que podría acusarla de saquear sus reservas El nuevo presidente de YPFB deberá abordar la nacionalización, tras el fracaso de su predecesor b Las garantías recibidas por la diplomacia española para favorecer el diálogo con Repsol se tradujeron ayer en más amenazas del gobierno boliviano a la petrolera M. LARRAÑAGA MADRID. Sólo unas horas después de que el ministro Moratinos y la vicepresidenta Fernández de la Vega tranquilizaran a Repsol y anunciaran a bombo y platillo haber recibido garantías por parte de Bolivia de que la empresa no sería avasallada en el previsto proceso de nacionalización de los hidrocarburos en el país andino, el viceministro de Hidrocarburos boliviano, Julio Gómez, volvió a atizar la hoguera del enfrentamiento con la petrolera española. El Gobierno no va a aceptar estas bravuconadas afirmó el viceministro al referirse a la intención de Repsol de acudir a la Justicia, al tiempo que advirtió que el Estado boliviano también podría recurrir a estrados internacionales para demandar a las empresas petroleras extranjeras una indemnización por los años en que saquearon el país en complicidad con gobiernos carroñeros Estas manifestaciones se convirtieron, por tanto, en la respuesta pública oficial boliviana al anuncio de Repsol de que podría acudir a instancias jurídicas internacionales para defenderse del acoso al que las autoridades del país andino la están sometiendo desde hace meses y que culminó el pasado viernes con un nuevo registro de las instalaciones de su filial, Andina, y el arresto domiciliario de su auditor. Por su parte, el fiscal que desde el pasado viernes se ha convertido en el azote de los intereses de Repsol en Bolivia manifestó ayer que en sus actuaciones no hay ninguna persecución hacia la petrolera española sino que se limitan a Andina, a la que acusa de haber contratado a bajo precio con Petrobrás el suministro de gas. Repsol es propietaria de más del 50 de Andina en este momento, aunque el decreto de nacionalización obliga a que a medio plazo la mayoría del capital sea controlada por el estado boliviano a través de YPFB. La multinacional hispanoargentina mantuvo ayer la postura de silencio absoluto respecto de su enfrentamiento con el gobierno boliviano, remitiéndose de nuevo al comunicado del pasado domingo, en el que además de denunciar el acoso al que está siendo sometida, mantenía su oferta de diálogo y total cooperación con las autoridades bolivianas, a pesar de la desconfianza día en el agitado sector petrolero boliviano. Así, el presidente del país, Evo Morales, acordó la destitución del presidente de la petrolera estatal (YPFB) Jorge Alvarado, y su sustitución por Juan Carlos Ortiz. La destitución, no obstante, tiene poco que ver con los acontecimientos que rodean a Repsol, ya que Alvarado se enfrenta a acusaciones por corrupción. El nuevo presidente, Juan Carlos Ortiz, tendrá bajo su responsabilidad acelerar el proceso de nacionalización del sector de hidrocarburos y, curiosamente, se trata de un experimentado ejecutivo de empresas petroleras, destacando especialmente en su currículum su paso por la brasileña Petrobrás, el mayor inversor extranjero en Bolivia y afectado de lleno, como Repsol, por el proceso de nacionalización de todos los activos petroleros y de gas en el país tras la llegada al poder de Evo Morales. ¿Halcón o paloma? Evo Morales, ayer, junto al ministro de Hidrocarburos, Andrés Soliz que le supone la inseguridad jurídica en la que se encuentra en el país andino. EFE Tibieza oficial española Fuentes del mercado petrolero internacional consultadas por ABC subrayaron ayer la difícil posición en la que se encuentra la petrolera española en el país andino, con reglas del juego que cambian de un día para otro y sometida a una presión que tiene más que ver con la política y la propaganda que con la economía Estas fuentes se extrañaron del débil apoyo que la diplomacia española está prestando a Repsol y de la tibieza de las reacciones frente al gobierno boliviano por parte del gobierno de Rodríguez Zapatero, para concluir subrayando que otros países actúan de forma mucho más eficiente cuando sus empresas se encuentran en problemas en países teóricamente amigos Sin embargo, no fueron las declaraciones de Gómez la única novedad del A pesar de este currículum, las fuentes del mercado petrolero internacional consultadas por ABC señalaron ayer que aunque no es un recién llegado al sector, en su faceta política se ha mostrado más como un halcón que como una paloma y ha asumido las tesis más intervencionistas respecto al sector petrolero boliviano, por lo que habrá que esperar a sus primeras actuaciones para saber si su llegada a la presidencia de YPFB supone un cambio cualitativo o no en la actual situación. En cualquier caso, Ortiz será el encargado de pilotar desde el terreno de la práctica la nacionalización de los ac- E. ON consolida su liderazgo en Europa al asegurarse hasta 2036 el suministro de gas ruso R. VILLAPADIERNA. CORRESPONSAL BERLIN. La compañía energética alemana E. ON consolida su liderazgo europeo al asegurarse hasta el año 2036 el suministro de gas ruso, lo que le supondrá un negocio de 400.000 millones de metros cúbicos de gas, y sobre cuyo precio no ha revelado ningún detalle. E. ON mostró ayer sus poderes en Moscú al extender sus actuales condiciones de contrata con Gazprom por otros 15 años y espera recibir suministros a razón de 24.000 millones de metros cúbicos por año. Esto supone un 30 del gas que actualmente maneja su filial Ruhrgas. La compañía de Düsseldorf, que pugna con Gas Natural por hacerse con Endesa, se ufana en un comunicado de haber logrado a largo plazo al mercado energético europeo en condiciones de creciente escasez, gas ruso en condiciones competitivas Además, su presidente, Wulf Bernotat, describió la operación como una contribución importante para asegurar el suministro de gas natural en Europa y para reforzar nuestra posición en el mercado europeo del gas Los acuerdos contemplan además hacer uso a partir de 2010 del futuro gasoducto del Báltico hasta Greifswald (costa alemana) financiado por empresas rusas y alemanas y en el que Polonia se ha sentido ninguneada. E. ON ha peleado con OAO Gazprom por una participación minoritaria en el gasoducto y en julio logró entrar en el accionariado del principal yacimiento de gas suministrador. También en Rusia, y mientras el Gobierno parece haber acordado la salida a Bolsa de la empresa federal de ferrocarril- -sin incluir las infraestructuras- Commerzbank, uno de los primeros bancos alemanes, anunciaba su entrada con un 15,3 en Promsvyazbank, el duodécimo banco del país, a fin de afianzar la posición alemana en el momento de crecimiento disparado que atraviesa el negocio bancario en Rusia.