Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
36 DOMINGO 27 8 2006 ABC Madrid El Corredor del Henares concentra más de la mitad de los 127.000 rumanos de la región En algunos municipios, como Coslada o Alcalá, representan ya el 10 por ciento de la población b Un 18 por ciento de los madrileños tiene origen extranjero. Tras los ecuatorianos, los ciudadanos de Rumanía son la segunda colonia de inmigrantes empadronados ESTHER B. SOTO ALCALÁ DE HENARES. Hace siete años Daniela dejó Sibiu, población del centro de Rumanía, para venirse a vivir a Coslada. La razón, salir de una situación de pobreza grande y poder hacer algo de dinero para enviar a la familia. Además, mi entonces novio ya estaba aquí con un empleo y le iba bien Desde su llegada trabaja en el servicio doméstico de limpiadora y afirma que no siente ningún tipo de rechazo por parte del resto de vecinos. Su marido, Soni, también rumano, hace ocho años que llegó a esta ciudad donde le han recibido bien Trabaja en Gas Natural de operario y, según cuenta, consiguió el empleo a través de un anuncio en el periódico. Esta pareja reconoce no participar en actividades organizadas por las asociaciones de rumanos, ni haber acudido nunca a la oficina del CASI (Centro de Atención Social a Inmigrantes) que la Comunidad de Madrid ha puesto en marcha en la localidad para ofrecer asesoramiento laboral, judicial y psicológico a los extranjeros. Otro caso habitual es el de Irene, de 27 años, que llegó desde Bucarest y después de cuatro años en Coslada trabajando en una empresa de limpieza, habla y entiende perfectamente nuestro idioma. Ella consiguió el trabajo a través de amigos que ya estaban en España cuando llegó. Asegura que al principio hay cosas que se te hacen raras, como la comida o los horarios. Además, hace mucho calor en verano y mucho frío en invierno y eso no pasa en mi país Aún así, dice, es una decisión de la que no me arrepiento, aunque extrañe a la familia Los rumanos forman la segunda colonia de inmigrantes en la Comunidad, después de los ecuatorianos pio madrileño convertido en segundo hogar para miles de inmigrantes. Según datos de la Oficina regional de inmigración, ya son casi 950.000 los inmigrantes que viven en la región, el 18,30 por ciento de la población total. De ellos, 127.028 vienen desde Rumanía. De hecho, casi el 50 por ciento de la población inmigrante del Corredor del Henares procede de este país del Este, y el número total supera los 65.000. Los datos del INE de 2005 sobre el número de rumanos empadronados refleja que Alcalá acoge a 11.414, Coslada a 7.351, Torrejón a 3.386 y San Fernando a 3.108. La Federación de Asociaciones de inmigrantes rumanos en España también ofrece estadísticas. En el caso EFE de Alcalá, la cifra actual ya oscila sobre los 13.500 y, en el caso de Coslada, los 12.500. San Fernando cuenta con 3.500 y Torrejón con 7.000. El Steaua de Coslada La creciente afluencia de ciudadanos extranjeros ha disparado el movimiento asociativo. Coslada es una de las localidades que registran más organizaciones rumanas. Obatalá es un ejemplo. Forma parte de Fedrom (Federación de Asociaciones de Inmigrantes Rumanos) y desde que nació en 1999 se ha dedicado a la integración del colectivo inmigrante en la vida social, cultural y deportiva. Su presidente, Agustín González, piensa que un colectivo tan importante como el rumano en Coslada no puede vivir de espaldas al resto de sus ciudadanos y les necesitamos para construir una ciudad abierta y solidaria Ésta fue una de las razones por las que en 2005 decidió organizar un equipo de fútbol sala para que participara en la liga municipal. Así nació el Steaua de Coslada (Estrella de Coslada) único equipo de la región formado íntegramente por rumanos. En el otro lado están los vecinos españoles de toda la vida, como Sabas, La gente piensa que somos malos, pero no es así. Son pocos los que roban Claudio, de 19 años, trabaja de repartidor en una hamburguesería del Paseo de la Estación Complutense. Desde su llegada a nuestro país procedente de Rumanía, ahora hace un año, dice sentirse integrado. Tengo pocos pero buenos amigos Lo que menos le gusta es que las personas piensan que somos malos. No es así. Son pocos los que están robando María, de 36 años, trabaja en el servicio doméstico. Se vino porque su marido Marcus ya vivía en Alcalá desde hacía 6 meses. Trabaja por horas y le gustaría poner una tienda de ropa, ya que en Rumanía hizo cursos de corte y confección. En la calle Goya, la Comunidad de Madrid ha abierto la llamada Casa de Rumanía un centro que ofrece a los inmigrantes que viven en el municipio clases de español, asesoría legal, laboral y psicológica. Está más dirigido a esta colonia que el CASI de Coslada, según explican desde la Consejería de Inmigración. Funciona como una de nuestras casas regionales en las que pueden organizar sus actividades y tener sus encuentros La mayoría, junto a la Plaza del Sol Vidas como las de Daniela, Soni o Irene son sólo un pequeño ejemplo de los más de 11.000 rumanos, casi 12.000, que están censados en Coslada, un municipio que, según datos del 1 de enero de 2006, cuenta con un total de 87.019 vecinos y casi un 12 por ciento de ellos nació en el país del Este de Europa. En cuanto a la distribución por el municipio, la mayoría se han establecido en la zona centro, cercanos a la Plaza del Sol. De hecho, pasear por calles como Colón, Espronceda o Doctor Morcillo y no cruzarse con una persona nacida en Rumanía es casi imposible. Pero Coslada no es el único munici-