Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC JUEVES 24 8 2006 61 Economía Los precios hoteleros suben en los siete primeros meses del año un 2 la mitad que la inflación Abertis y Autostrade insisten en su proyecto de fusión y piden el beneplácito a Bruselas La comisaria de Competencia dará a conocer su decisión el próximo 22 de septiembre ha mandado el requerimiento de información hecho por la CE tras el anuncio de veto a la fusión por no ajustarse a la legislación italiana MARIBEL NÚÑEZ. CORRESPONSAL BRUSELAS. A pesar de tener vientos en contra a su proyecto de fusión, provenientes del Gobierno italiano en forma de veto, la española Abertis y la italiana Autostrade han pedido oficialmente a la Comisión Europea que analice su proyecto de unión. Bruselas, que notificó ayer el correspondiente acuse de recibo anunció que no se pronunciará sobre este caso hasta el 22 de septiembre. La comisaria europea de Competencia, Neelie Kroes, analiza los proyectos de fusiones en un plazo que normalmente suele rondar el mes y, si detecta algún problema, abre una investigación más en profundidad que puede prolongarse hasta los 90 días. Si la operación Abertis- Autostrade se encuentra en la primera o en la segunda categoría se sabrá en la mencionada fecha de septiembre. Este proyecto de matrimonio entre las concesionarias de autopistas española e italiana no es una operación de fusión más. El Gobierno italiano se ha encargado de que no lo sea después de que anunciara a principios de agosto su intención de vetar la fusión alegando que la presencia de un constructor en el accionariado de Abertis, como es ACS con el 12,5 del capital, podría generar un conflicto de intereses según la legislación italiana sobre esta materia. b El Gobierno italiano De izquierda a derecha, Vito Gamberale, ex consejero delegado de Autostrade, Isidre Fainé, presidente de Abertis, YOLANDA CARDO Gian Maria Gross- Prieto (Autostrade) y Salvador Alemany (Abertis) el pasado 24 de abril, día en que anunciaron la fusión glamento europeo de fusiones y adquisiciones ya que Abertis, por ejemplo, opera tanto en España como en Francia. De ser éste el caso, el único organismo competente para pronunciarse sobre si la operación se ajusta a las normas de competencia sería la Comisión Europea, y no el Gobierno italiano, por mucho que insista en que su legislación no contempla que haya empresas constructoras en el accionariado de las concesionarias de autopistas. Esta cláusula fue impuesta por el Ejecutivo italiano en el año 2000 coincidiendo con el proceso de privatización de Autostrade. Desde el Gobierno italiano se ha insistido en las últimas semanas en que la decisión de vetar la operación no responde a un acto de proteccionismo en general ni un freno a la entrada de una empresa española, sino a la mera aplicación de la legislación italiana. Todo parece indicar que, llegada la situación a este punto, lo que puede pasar en esta fusión será similar al cruce de mensajes que se produjo entre Bruselas y el Gobierno español a cuenta de la opa lanzada en septiembre por Gas Natural sobre Endesa, en la que se estuvo discutiendo durante meses quién era competente para analizar si la empresa resultante alteraría o no la normas de libre competencia tanto españolas como europeas. La CE ya ha dicho al Gobierno de Romano Prodi que no permitirá ningún proteccionismo en este caso Nacionalismo empresarial Se da la circunstancia de que Italia ha sido uno de los países que más se ha opuesto en los últimos meses a lo que se han venido en llamar nacionalismos empresariales como el practicado por el Gobierno francés al acelerar la fusión GDF- Suez, después de que se conociera que la italiana Enel estaba interesada en hacerse con el control de la primera de ellas. Desde la Comisión Europea, que tuvo como máximo representante hace años al actual primer ministro italiano, Romano Prodi, se ha insistido en que no permitirá ningún proteccionismo en este caso. La fusión de estas dos empresas que, de salir adelante, daría lugar a la primera empresa concesionaria de autopistas del mundo, por detrás de la australiana MacQuarie, podría entrar dentro de la categoría de las que tienen dimensión comunitaria, según el re- Trece empresas ya tienen licencia para dar servicio como operadores móviles virtuales PABLO BARGUEÑO MADRID. Trece compañías, entre las que destacan Telecor (de El Corte Inglés) Carrefour, Tele 2, Ya. com, Jazztel, BT y Euskaltel, ya disponen de la licencia que les permite funcionar como operadores móviles virtuales (OMV) aquellos que dan servicio de telefonía, pero sin tener red propia, según informa la consultora Grupo Delaware. En concreto, estas empresas ya cuentan con la licencia A 2, que permite proveer red de acceso a sus abonados para la prestación del servicio telefónico móvil disponible al pú- blico Muchas de estas trece compañías ya han comenzado las negociaciones con los operadores de red ya establecidos. Debido a que la irrupción de los OMV en España es inminente, los expertos señalan la posible aparición de dos tipos de operadores virtuales. Por un lado, los que basen su estrategia en actuar como competidores directos de los operadores con red a través de los precios; por otro, los que actúen como aliados de un operador de red móvil en su competencia con otros operadores. En cualquier caso, los OMV introducirán mucha competencia en el mercado de la telefonía móvil y abaratarán las llamadas, según el Ministerio de Industria. El pasado 12 de julio terminó el plazo concedido por la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones (CMT) a las operadoras para llegar a un acuerdo negociado para alquilar su red. Las OMV son compañías de telefonía móvil que operan de forma similar a cualquier compañía telefónica, pero no tienen red propia ni antenas, de modo que alquilan su uso a Telefónica, Vodafone y Amena. Según Grupo Delaware, debido a la fuerte competencia en el mercado y a la subvención de los teléfonos móviles como fórmula de fidelización de los clientes, los OMV, si desean hacerse un lugar en el mercado, deberán presentarse con una clara diferenciación respecto a los operadores actuales