Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC JUEVES 24 8 2006 29 El Ayuntamiento explica que tiene en su poder la esfera de El Dolmen de Dalí, que no fue robada La Comunidad y Aranjuez se enzarzan en un cruce de denuncias por las obras ante el Palacio Real Los usuarios de las líneas de autobús implicadas en el accidente se quejaban ayer del mal servicio de la empresa y de que los vehículos suelen llevar exceso de velocidad Van muy deprisa y dando frenazos TEXTO: C. H. El vehículo de emergencias que se accidentó al acudir al lugar años, con fractura de la primera vértebra lumbar y herida incisa, además de esguinces cervicales) y el Ramón y Cajal (8) Estos últimos, cinco mujeres y tres hombres- -que presentaban un latigazo cervical y, además, uno de ellos, un pequeño traumatismo en la cabeza- fueron dados de alta por la tarde. CHEMA BARROSO MADRID. Modesta Cuesta y María del Carmen Ramos son vecinas de San Sebastián de los Reyes y llevan años utilizando los vehículos de Interurbana de Autobuses para desplazarse a su trabajo, en Madrid. Ellas, como otros muchos usuarios, no están, en absoluto, contentas con el servicio que prestan. Bastantes veces van con exceso de velocidad, sobre todo, de vuelta a Madrid, para poder cumplir con los horarios se queja Modesta. Ayer mismo por el martes algunos le gritaron al conductor del 154 C: ¡Conduzca mejor! Dan unos frenazos... Añaden que, en muchas ocasiones, los propios conductores van despistados y se equivocan de itinerario. La gente está muy disgustada- -continúa Modesta- porque, además, tardan mucho en pasar y, a veces, vienen varios juntos. ¡Cuando pongan el Metro se van a enterar! María del Carmen también cree que vienen muy deprisa En la curva de La Paz es tremendo, parece que se van a salir Recuerda que hay mucha gente que llama a la empresa quejándose, pero no hacen ni caso. Esto siempre ha sido igual Otra usuaria apostilla que hay ocasiones en las que algunos clientes están esperando el autobús en la parada y éste pasa de largo. En La Moraleja lo he visto muchas veces Lo más curioso es que un conductor de la empresa reconoce que, en ocasiones, en el tramo donde ocurrió ayer el accidente, van por encima de la velocidad permitida. De bajada, el piso está muy mal, en cuanto caen cuatro gotas... De subida, hay veces que vas más rápido, porque estás mal de tiempo, y en vez de incorporarte a la vía de servicio a 40 kilómetros por hora, lo haces a 60 o 70. No nos pagan por vuelta dada, pero, si no vas bien de tiempo, te quedas sin comer el bocadillo o sin descansar indica este trabajador de la empresa. ¿Os quedáis sin descanso alguna vez por ir ajustados de tiempo? Así de veces, así de veces repite el conductor acompañando sus palabras con un gesto elocuente. Sin aire acondicionado Subimos a uno de los autobuses de la línea 154 C. Nada más hacerlo, el chófer advierte: El aire acondicionado no funciona; lo digo para que no se me quejen durante el trayecto advierte amablemente. Una de las usuarias no se lo piensa dos veces y, allí mismo, rellena una hoja de reclamaciones. ¡Aquí metida voy a adelgazar 3 kilos! se queja antes de que alguien le responda: ¡Pues eso está bien! Se lo toman con el humor que da la resignación. En la vía de servicio, en sentido San Sebastián, hay un tramo con un límite de 50 kilómetros por hora. Sobrepasamos los 80. A la vuelta, ya en la línea 166, al paso por la vía de servicio, alcanzamos los 90 kilómetros por hora en tramos donde puede hacerse, como mucho, a 60. Eso sí, cuando el autobús pasa por el lugar del siniestro, aminora la marcha. Montoya dijo que los tres conductores tienen muchos años de experiencia La consejera de Transportes, Elvira Rodríguez, que visitó a algunos heridos, anunció que abrirá un expediente. Una de las víctimas resumía así la jornada: Ha sido más el susto del golpe que lo que ha ocurrido A veces vamos rápido porque estamos mal de tiempo, y nos quedamos sin comer o descansar dice un chófer