Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 23 8 2006 Deportes 73 LIGA DE CAMPEONES ELIMINATORIA PREVIA Morientes, Villa y Silva meten al Valencia entre los más grandes Media hora bastó a los locales para remontar el 1- 0 de Salzburgo SILVIA BALLESTEROS VALENCIA. El Valencia estará mañana en el bombo del sorteo de la Liga de Campeones. Remontó el 1- 0 que traía en contra de Salzburgo y acompañará al Barcelona y al Real Madrid en la máxima competición continental. Se jugaba mucho el equipo levantino en el encuentro. Prestigio, dinero, autoestima y, sobre todo, tranquilidad. Porque con lo revueltas que bajan las aguas por el cauce que hay entre los despachos y el césped un tropiezo hubiera podido provocar un cisma que comprometiese el resto de la temporada. Hacían falta al menos dos goles. Y Quique sorprendió con la inclusión de Angulo en el lateral derecho probablemente en busca de otra vía ofensiva porque Silva, que se colocó de partida por delante de él en esa banda, tendía más a meterse hacia dentro para conectar con la pareja de delanteros. Sin prisa, pero sin pausa, el Valencia comenzó la tarea de acoso y derribo. Magistrales en esa labor Albelda y Edu. Entre ambos se bastaron para mantener embotellado al Salzburgo, al que apenas le corría el balón cuando lo tenía- -poco- -en los pies Niko Kovac. VALENCIA SALZBURGO Valencia (4- 4- 2) Cañizares; Angulo, Albiol, David Navarro, Moretti; Silva, Albelda, Edu (Marchena, 87) Vicente (Gavilán, m. 72) Morientes (Regueiro, m. 66) y Villa. Salzburgo (4- 3- 2- 1) Ochs; Bodnar, Vargas, Linke, Dudic; Carboni, Niko Kovac (Jezek, m. 63) Aufhauser; Pitak, Tiffert (Vonlanthen, m. 56) y Orosz (Lokvenc, m. 46) Árbitro Lubos Michel (Eslovaquia) Amarilla a Bodnar, Angulo, Tiffert y Vargas. Goles 1- 0, m. 11: Morientes. 2- 0, m. 30: Villa. 3- 0, m. 90: Silva. 3 0 El oportunismo del 9 Aunque sin excesiva precisión en las combinaciones, los locales agobiaban continuamente gracias a la movilidad de Morientes y Villa, muy trabajadores, y a pesar de que Vicente no estaba afortunado en sus internadas. Pero el duelo se puso de cara pronto. A los once minutos Edu robó un balón en la medular austriaca y lo metió profundo a Villa, cuyo remate sacó a una mano el meta Ochs para que Morientes, que seguía la jugada, se estrenase como golea- Primer gol de Morientes en un partido oficial con el Valencia EFE dor che en competición oficial. La lata estaba abierta. El Salzburgo acusó el golpe. Durante los minutos siguientes intentó recomponerse y amagó con salir de su cueva, pero lo quiso hacer a base de pelotazos largos a las bandas que facilitaron el trabajo de recuperación de los locales ante la complacencia de Cañizares. El Valencia también bajó el pistón. Prefirió controlar el partido y esperar que el desgaste del mismo acabase minando la resistencia austriaca. Pero se encontró con una jugada tonta de Carboni, que tocó con la mano en el área cuando llegaba con ventaja sobre Villa. El asturiano lanzó el penalti y Ochs adivinó su disparo, aunque en el rechace Villa ya no falló. La remontada estaba culminada, aunque había que mantenerla e intentar apuntalarla. Pero a la vuelta del descanso Trappatoni empezó a meter más pólvora en su equipo, que adelantó líneas al tiempo que se encogía el Valencia. Y un par de remates que comprometieron a Cañizares provocaron las iras del público, que veía la amenaza de un tanto austriaco. Así que Quique también introdujo refuerzos y el partido se equilibró de nuevo, con ocasiones para Regueiro y Villa. Pero el tercero no llegaba y el rival se lanzó a la desesperada sobre la meta local en los últimos compases. Lokvenc asustó y Silva, con Villa desquiciando a los austriacos en una esquina, sentenció. El Osasuna no da la talla ante el Hamburgo y cae a la UEFA MANUEL FRÍAS Poco ha durado el sueño osasunista en la Liga de Campeones. El empate a un gol que arrancó el Hamburgo en el partido de ayer deja a los rojillos fuera del gran sorteo de mañana y sigue en Europa por la puerta de atrás de la UEFA. Se esfumó la aventura, se dio esquinazo a la historia y la decepción se adueñó de Pamplona. El Hamburgo dominó más y quizás se hizo merecedor de la eliminatoria, pero pese a todo el Osasuna tuvo el pase en el último minuto, cuando un centro de Raúl García fue rematado mal por Webó cuando Milosevic venía por detrás cara al balón. Las dificultades del Hamburgo en defender los saques de esquina quedaron de manifiesto a las primeras de cambio (m. 5) cuando David López puso el balón en el centro del área para que re- OSASUNA HAMBURGO 1 1 Otros resultados de ayer Maccabi- Liverpool 1- 1 (1- 2) Estrella Roja- Milán 1- 2 (0- 1) Benfica- Austria Viena 3- 0 (1- 1) (en negrita, los clasificados) tanto fue el cántaro a la fuente que llegó el empate. Falta sacada por Van der Vaart que cabeceó Benjamín a ras de suelo, libre de marca, y que empujó De Jong, también sin nadie que le marcase, al fondo de las mallas. Benjamín se ayudó de la mano en el primer remate. Ziganda intentó a buscar soluciones freforzando las bandas, pero la suerte ya estaba echada. El marcador estaba en contra y, lo que era más importante en ese momento, el Osasuna se sentía inferior. Lo intentó en los minutos finales, más con el corazón que con la cabeza, y tuvieron el pase a la fase buena en la cabeza de Milosevic, ya en la prolongación, pero Webó no vio a su compañero, se interpuso y acabó con el sueño rojillo matase Cuéllar. Gol histórico que cambió el guión del partido: el Osasuna, con vocación inicial ofensiva, se volvió medroso dejando el balón al rival, y el Hamburgo tuvo que variar sobre la marcha su dibujo conservador. A partir de ese instante el conjunto alemán se hizo amo del balón y del campo. Van der Vaart, casi siempre con libertad para pensar, se echó a su equipo a sus espaldas y los alemanes dieron dos avisos. El primero (m. 28) en un cabezazo flojo del propio Sanogo que estaba en buena posición, y el segundo (m. 37) -éste bastante más claro- -al cabecear al borde del área pequeña y libre de marca Lauth, pero de forma floja y a las manos de Ricardo. El Osasuna se centraba más en intentar tapar huecos que en buscar el segundo gol. Puñal y Raúl García no se Osasuna (4- 4- 2) Ricardo; Javier Flaño (Valdo, m. 78) Cuéllar, Josetxo, Monreal (Muñoz, m. 82) David López, Puñal, Raúl García, Delporte; Milosevic y Soldado (Webó, m. 67) Hamburgo (4- 4- 2) Kirschenstein; Mahdauikia, Reinhardt, Kompany (Benjamín, m. 11) Demel; Jarolim, De Jong, Van der Vaart, Wicky (Guerrero, m. 65) Sanogo y Lauth (Trochowski, m. 78) Árbitro Massimo Busacca (Suiza) Amarilla a Puñal, Mahdauikia y Demel. Goles 1- 0, m. 5: Cuéllar. 1- 1, m. 75: De Jong. hicieron con la zona central, no se desbordaba por las bandas (en especial del lado de Delporte) y así muy pocos balones podían llegar a Milosevic y Soldado, desaparecidos en combate más por los errores de sus compañeros que por falta de ganas. Nada cambió en la segunda mitad y