Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
86 Deportes DOMINGO 20 8 2006 ABC TENIS CINCINNATI Ferrero regresa a la final de un Masters Series tres años después Se impuso a Robredo por 6- 3 y 6- 4 y hoy se enfrentará a Roddick o a Fernando González EFE CINCINNATI. Un saque directo, el octavo de su cuenta, llevó al español Juan Carlos Ferrero a la victoria sobre su compatriota Tommy Robredo por 6- 3 y 6- 4 y a su primera final de un Masters Series, en Cincinnati, después de tres años. Ese saque final parecía dudoso, pero Ferrero pidió al juez de silla que chequease con el Ojo de Halcón y al final se le concedió como bueno y el valenciano, después de una hora y 36 minutos de lucha, pudo alzar su puño en alto en señal de victoria. Con este triunfo Ferrero se coloca en su sexta final de un Masters Series (la última, en Madrid 2003, la ganó ante el chileno Nicolás Massu) a la espera de conocer su adversario, que salió del duelo que disputaron de madrugada el estadounidense Andy Roddick (9) y el chileno Fernando González (13) Ferrero lleva una semana triunfal, en la que ha superado a tres jugadores situados entre los diez primeros del mundo. Primero fue al estadounidense James Blake (5) en segunda ronda; luego al español Rafael Nadal (2) en cuartos; y ayer a Robredo (7) Todo esto a una semana del comienzo del Abierto de EE. UU. un Grand Slam en el que alcanzó la final en 2003 contra Roddick, un jugador que puede tener como rival hoy. La confianza ganada con estas tres victorias ha sido increíble y Ferrero sigue sin ceder un solo set en cinco partidos en Cincinnati. Su seguridad quedó reflejada en su servicio, no sólo por los ocho saques directos que anotó, dos de ellos seguidos para cerrar el primer set, también por el 71 por ciento de efectividad logrado con ese arma. Robredo, campeón del Masters Series de Hamburgo en mayo y del torneo de Bastad el mes pasado, se resintió de un problema muscular en el mundo izquierdo al comienzo del segundo set y pidió asistencia médica. Pese a este problema batalló sin descanso, pero no tuvo fortuna a la hora de concretar sus escasas oportunidades de ruptura, tres, de las que sólo anotó una. En Viena, su último intento A Ferrero le bastó confirmar tres de las 13 que forzó para colocarse en ventaja y dominar el encuentro para satisfacción de su técnico José Perlas, con el que comenzó a trabajar este año tras el Abierto de Australia. La última final que disputó Ferrero fue en Viena (perdió con el croata Ivan Ljubicic) el pasado año. En su carrera ha disputado 24 finales y ha ganado 11 de ellas. En cualquiera de los dos casos, bien sea Roddick o González su rival hoy en la lucha por el título, Ferrero parte con desventaja en los enfrentamientos. Ferrero agradece al cielo su triunfo frente a Robredo Contra el estadounidense ha perdido en las dos ocasiones que se han medido: la final del Abierto de EE. UU. 2003 y la segunda ronda de Cincinnati el año pasado, mientras que con el chileno ha cedido en tres de las cuatro veces que se han cruzado. La única victoria del ex número uno del mundo sobre AFP González tuvo lugar en el 2003 en Roland Garros. El último enfrentamiento contra el chileno se produjo precisamente la pasada semana, en el Masters Series de Toronto, con la misma superficie de Cincinnati, cuando González venció en segunda ronda, por un concluyente 6- 2 y 6- 1. GOLF PGA CHAMPIONSHIP, EL ÚLTIMO GRANDE DEL AÑO Woods acaricia el triunfo, con Sergio al acecho MIGUEL ÁNGEL BARBERO Si en el último British Tiger Woods demostró estar un paso por delante del resto de los mortales, en este PGA de Medinah su dominio se está haciendo aún más evidente. Después de dos jornadas bastante decentes (69 y 68) en las que necesitó tirar de oficio para sacar adelante los resultados, ayer jugó como los ángeles para igualar el récord del campo de Medinah (65) y dejar su impronta ante los rivales. Jugó con una perfección soñada (ocho birdies por un solo fallo) y les demostró a todos por qué es el número uno mundial. El californiano es el campeón defensor en este recorrido (ganó en 1999) y cuenta con una gran ventaja moral sobre el inglés Luke Donald, con el que compartió el liderato -14) y que será su compañero en el último partido dominical: en sus once majors anterio- Clasificación Tercer recorrido: 1. Tiger Woods (EE. UU. y Luke Donald (Ing. 202; 3. Mike Weir (Can. 204; 4. Geoff Ogilvy (Aus. Shaun Micheel (EE. UU. y Sergio García, 206; 7. K. J. Choi (Cor. 207. 8. Phil Mickelson (EE. UU. Chris di Marco (EE. UU. Ian Poulter (Ing) y Tim Herron (EE. UU. 208. Los españoles: 40. Chema Olazábal, 215; 57. Miguel Ángel Jiménez, 218. res ha salido desde lo más alto y nunca ha perdido esa ventaja. El puesto duodécimo lo tiene al alcance de la mano. Por lo que respecta al británico, tiene ante sí una oportunidad única. Evidentemente, ganar su primer grande es un reto de lo más atractivo, pero hacerlo ante su público le facilita bas- tante las cosas. Estudió en una universidad de Chicago y le acompaña una marea de seguidores que gritan constantemente Luke, Luke para apoyarle. Si consiguiera la hazaña del triunfo, sería el cuarto logrado por un golfista europeo, algo que no sucede desde el año 1930. Y por lo que se refiere a un torneo del grand slam sería el primero en siete años. Una sequía de triunfos que ya va siendo necesario terminar. Chema Olazábal y Miguel Ángel Jiménez, ambos con cartulinas de 75 golpes, perdieron ya sus opciones ralíneas y se dejó oportunidades de birdie en la mayoría de los hoyos, lo que le reportó seis golpes rebajados y otros tantos que se le quedaron por el camino. Lástima de un bogey en el 15 que le privó de una tarjeta inmaculada. Si repite hoy una vuelta igual de tranquila y trabajada, puede dar la sorpresa. Quienes perdieron ya sus opciones fueron Chema Olazábal y Miguel Ángel Jiménez, ambos con cartulinas de 75 golpes. El vasco estuvo irregular toda la tarde y un doble bogey en el 17 dio al traste con su esfuerzo. Por lo que se refiere al andaluz, en los últimos siete hoyos firmó cuatro golpes de más (con otro doble en el 16 incluido) que dio al traste con las pocas ilusiones que le quedaban. Sergio García puede dar la sorpresa Pero el honor del Viejo Contiente no queda sólo en sus manos. Sergio García volvió a ser el de los mejores momentos y dejó claro que su primer salmón puede caer en cualquier momento. No verá a Tiger tan de cerca como en Liverpool, aunque desde cuatro golpes más atrás tampoco lo tiene imposible. Ayer dibujó los tiros largos con ti-