Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
12- 13 S 6 LOS SÁBADOS DE En los asientos se han montado ventiladores, tanto en la banqueta como en el respaldo, que reducen la temperatura. También la discreción es la que manda en la cantidad de mandos, botones y controles. Tiene de todo pero no resulta apabullante y la instrumentación es de fácil lectura POR DENTRO Motor: Turbodiesel d 5 2,4 l y 185 CV Transmisión: Tracción delantera y caja automática de convertidor de 6 velocidades con mando secuencial Suspensión: Delantera tipo McPherson con triángulo inferior y multibrazo Frenos: Discos ventilados en ambos ejes, con ABS, EBD, HBA, OHB, RAB, FBS y DSTC Velocidad máxima: 225 km h Aceleración: 9,0 seg. de 0 a 100 km h Consumo medio: 7,3 l cada 100 km Largo ancho alto: 4,85 1,86 1,49 m Maletero: 480 litros Depósito combustible: 70 litros Garantía: 2 años Una llave de 700 euros El Volvo S 80 cuenta con todos los sistemas de seguridad que ya son tradición en el fabricante sueco y como opción una sistema integrado en la ya habitual llave electrónica, denominado PCC y con un costo de 700 euros. Pero no hay que asustarse por el precio pues este mando es mucho más que una simple llave. En realidad se trata de un comunicador personal con el coche. Con sólo pulsar un botón el conductor puede saber si el coche está bloqueado o no, si la alarma está bloqueada e incluso si se encuentra activada y hay alguien dentro del coche. Lo que registra, por un sensor de actividad cardiaca, nos avisa a través de la llave. pueden pedir con tapicería de piel perforada y ventilada. En estos asientos se han montado ventiladores en la banqueta y el respaldo, que reducen la temperatura, lo que pudimos comprobar en los días tórridos de los primeros días de agosto. El S 80 cuenta con un moderno motor de gasolina, el V 8 más compacto del mercado, de 4,4 litros y 315 CV, así como otros dos de gasolina, un seis cilindros en línea, 3,2 litros y 238 CV y de cinco cilindros y turbo de soplado de baja presión de 2,5 litros y 200 CV. Para la prueba hemos elegido el modelo equipado con el diésel D 5 de cinco cilindros, 2,4 litros de capacidad y 185 CV, con un sistema de inyección de última generación de mariposas múltiples, turbocompresor de gestión de electrónica y filtro de partículas que no necesita mantenimiento. Este motor será el más demandado (también existe un D 5 de bajo soplado de 163 CV) y su respuesta nos ha parecido particularmente buena, lo mismo que por su rumorosidad. Los 400 Nm de par permiten mover el coche con agilidad a partir de las 2.000 revoluciones, a lo que contribuye la nueva caja de cambios de seis velocidades, aunque su ajuste está más preparado para proporcionar suavidad de marcha. Pero cuando necesitamos salir de un apuro o simplemente aprovechar al máximo la potencia del motor la aceleración es sorprendente, tanto para pasar de 0 a 100 km h, que lo hace en 9,0 segundos, como en un adelantamiento que le permite pasar de 80 a 120 km h en 5,7 segundos. Dinámicamente, uno de los aspectos que más se deben valorar en este coche es la facilidad de con- La llave es en realidad un comunicador personal con el coche ducción y, sobre todo, su agilidad, que en ningún momento nos recuerda que llevamos un coche de casi cinco metros, con reacciones rápidas y los justos balanceos. Información adicional en: www. hoymotor. com y htpp: blogs. abc. es motor