Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
6- 7 40 LOS VERANOS DE Los Stones arrancan hoy en Valladolid su minigira por España La banda británica comienza en la capital castellana su corto periplo español de la gira Bigger Bang que reunirá en Valladolid a 38.000 espectadores POR FÉLIX IGLESIAS FOTO: CÉSAR MINGUELA Una escena de Il viaggio a Reims ópera de Rossini ras nueve meses desde el anuncio de que los Rolling Stones, cual embarazo, iban a tocar en Valladolid, hoy aterrizan en la capital del Pisuerga Sus Satánicas Majestades para ofrecer su primer concierto de los dos que dan en España de su actual gira europea. El estadio José Zorrilla acogerá esta noche a 38.000 seguidores de la banda británica, procedentes de todos los puntos del país e incluso de fuera de las fronteras patrias. De hecho, desde hace semanas no hay ni una cama de hotel, hostal o pensión libre en toda la provincia, haciendo cierto para los hosteleros lo de hacer el agosto Gracias a la caída de Keith Richards de un cocotero, donde nadie sabe bien qué demonios hacía el guitarrista, de 63 años de edad, Valladolid y El Ejido (16 de agosto) serán las únicas plazas que disfrutarán del espectáculo de su actual gira Bigger Bang que, como siempre ocurre con la banda de Mick Jagger, es la más aparatosa y superlativa. La banda llegará al aeropuerto de Valladolid a primera hora de la tarde en su jet privado en compa- AMATI- BACCIARDI T ñía de esposas e hijos procedentes de Madrid, donde están alojados tras el concierto del sábado en Oporto. A pie de pista les esperarán varios coches de lujo, que, escoltados por la Policía Nacional, se desplazarán hasta las carpas habilitadas como camerinos, donde aguardarán mientras estén ofreciendo su música los teloneros, los norteamericanos Dandy Warhols. Para hacer más liviana la espera, la troupe de los Stones dispondrá de pequeños detalles como un buffet variado, una mesa de billar, televisiones vía satélite, internet y demás caprichos. Los primeros acordes de Jumping Jack Flash -tema con que abren todos los conciertos- -sonarán a las diez en punto y, con formalidad británica, a medianoche quedará en los oídos de todos el estribillo de Satisfaction con la que bajan el telón. Para cuidar de la seguridad de las decenas de miles de personas que acudirán al estadio se realizará un despliegue de un millar de personas entre Fuerzas de Seguridad del Estado, sanitarios, seguridad privada y personal de la productora. PESARO El relevo español POR COSME MARINA El peso histórico que la lírica española ha tenido a lo largo del tiempo se mantiene y se renueva con otras generaciones que van tomando el relevo en los circuitos internacionales. Y no sólo se trata de cantantes. También en otros ámbitos, como la dirección de escena o la musical, se están asentando profesionales que han marcado caminos firmes, plenamente competitivos. En este sentido, el debut con veinticuatro años de un director de orquesta español, José Miguel Pérez- Sierra, en el Festival de Pesaro, ha sido un gran acontecimiento para nuestra música. Pérez- Sierra se ha convertido en el director más joven en estar al frente de una ópera en el prestigioso festival italiano, en la cátedra de Rossini, y ha estado al frente de una formación de alto prestigio como es la del Teatro Comunale de Bolonia. Además, ha participado en una producción, Il viaggio a Reims que tiene marcada impronta española. Emilio Sagi es su responsable escénico y Pepa Ojanguren, la figurinista. Entre ambos han diseñado un fascinante fresco cómico convertido, desde hace más de un lustro, en el gran éxito del Festival. En este rigor rossiniano, Pérez- Sierra se ha desenvuelto con madurez impresionante. Ha mantenido firme el pulso musical de principio a fin, desmenunzando el exigente lenguaje del compositor italiano con minuciosidad, brillo e inteligencia. Llamó la atención el perfecto ajuste foso- escena, la vitalidad y entusiasmo que Pérez- Sierra imprimió a la formación y que se plas- mó en una visión con garra dramática, sin un desfallecimiento. Para él, fueron, y con justicia, las mayores aclamaciones de una velada matinal en la que también funcionaron con adecuación correcta los catorce cantantes provenientes de la Academia Rossiniana, convertida en un vivero de estrellas, y de la que en otras ocasiones han formado parte otros cantantes españoles como Mariola Cantarero, José Manuel Zapata- -también presente en esta edición del Festival- o David Menéndez, entre otros. Otra interesante aportación, la de la canaria Davinia Rodríguez, que cantó una encantadora Madama Cortese. En el resto del extenso reparto, un poco de todo, pero merecen destacarse las aportaciones de la rusa Olga Pertyatko como Contessa di Folleville o la MarchesaMeliebea de Kleopatra Papatheologou. Esta mixtura de culturas y de procedencias diversas es lo que ha dado otro vuelo a Pesaro, proporcionándole mayor ambición, al ser una cantera constante de nuevos cantantes que se asoman al mundo de la lírica con el rigor que supone haber pasado por la sabiduría y el magisterio que en este ámbito aporta Alberto Zedda. No es causal la presencia creciente de artistas españoles en éste y en otros festivales. Y no lo es porque trabajos de la seriedad y de la capacitación como el que ha desarrollado en Pesaro José Miguel Pérez- Sierra se convierten en la mejor tarjeta de presentación de una España cultural cada vez más vigorosa. No estamos ante un artista de gran potencial, es ya una realidad que, sin duda, irá a más. Últimos retoques del escenario que hoy pisarán los Stones