Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC JUEVES 10 8 2006 69 Deportes Liga de Campeones. Prometedor debut del Osasuna (0- 0) en Hamburgo y derrota (1- 0) del Valencia en Salzburgo El trío español, conforme con sus puestos porque es lo que hay M. F. GOTEMBURGO. Conformismo en el trío español una vez acabada la prueba. Es lo que hay apuntó Sergio Gallardo, una frase que corroboraron todos porque por unos motivos o por otros, los tres acabaron satisfechos con la posición que ocuparon. El más feliz de todos era Juan Carlos Higuero, que hoy afrontará las semifinales de los 5.000 metros y apenas le quedaban 24 horas de descanso. Al final he pagado el desgaste. He tirado ochocientos metros de la carrera y me ha faltado un poco de fuerza al final. Baala ha estado mucho más resguardado y Heshko me atacó en los últimos metros. No he podido El burgalés añade que ataqué en el ochocientos porque me quería ver primero al toque de campana y a ver qué pasaba entonces pero no pudo con Baala. Me habían hecho tres cambios casi seguidos y al final no pude Casado echó de menos un mes y medio más de preparación para aspirar a algo más que el cuarto puesto, que él considera muy bueno tal y como ha ido la temporada. Sabía que no venía a tope, pero en las semifinales había recuperado las sensaciones del año pasado Aseguró que fue en cabeza porque mi táctica era no dejar pasar a Heshko y si lo hacía plantarle cara, como en semifinales. Pero me dejó seco el último cambio Para Sergio Gallardo, quedar quinto con esta gente está bien. No me he encontrado con fuerzas en el momento en que se ha hecho el último cambio y me he quedado Higuero, Gallardo y Casado, los tres en cabeza durante la primera parte de la carrera EPA El bronce, escaso premio para la ambición de Higuero Le superaron Baala y Heshko, que sólo dieron la cara al final MANUEL FRÍAS. ENVIADO ESPECIAL GOTEMBURGO. No hubo sorpresas ni lamentaciones en la final de los 1.500 metros. Baala, el más experto de los participantes y el de peor final, hizo el menor gasto posible durante la prueba y buscó el sprint largo en vez del explosivo. Para él fue el oro. Heshko, el más rápido, prefirió jugársela en la última recta y para llegar a ella bien colocado utilizó codos y tacos- -Gallardo tiene sus marcas hasta encima de las rodillas- pero llegó tarde para pillar a Baala y sólo pudo adelantarle a Higuero. Para él fue la plata. Higuero intentó un ritmo alto para ir desgastando rivales y que no llegasen frescos a la última recta. No lo consiguió y al final acusó el esfuerzo. Medalla de bronce. Y lo celebró por todo lo alto porque es el primer metal que consigue en un Campeonato al aire libre. Arturo Casado acabó cuarto y Sergio Gallardo, quinto. El primero echó de menos un pelín más de preparación y el segundo, de experiencia. Tal y como se desarrolló la carrera, no podía Medallero País Rusia Alemania Francia España Bielorrusia Noruega Portugal Italia Suecia Portugal Bélgica Grecia Ucrania Rep. Checa Finlandia Gran Bretaña Holanda Dinamarca Polonia Eslovenia Oro 4 2 2 1 1 1 1 1 1 1 1 0 0 0 0 0 0 0 0 0 Plata 4 0 0 1 1 1 0 0 0 0 0 2 1 1 1 1 1 0 0 0 Bronce 2 1 1 2 0 0 1 1 1 1 0 0 2 1 0 0 0 1 1 1 Total 10 3 3 4 2 2 2 2 2 2 1 2 3 2 1 1 1 1 1 1 Infografía ABC tener otro desenlace. Esta vez no hay lamentaciones. Fue una carrera limpia en su desarrollo y desenlace. La final hubiera pintado bien desde el principio de no haber tenido dudas sobre las fuerzas de Casado e Higuero, los dos hombres que se encargaron de llevar el peso de la prueba en sus dos terceras partes. Táctica que se presume de desgaste, pero que acabó desgastándoles a ellos. Cuando se corre a minuto por vuelta no se puede pretender acabar de plano con los demás, que en la mayoría de los casos, como ayer, aguantaron agazapados atrás, dejando a otros el trabajo sucio para intentar dar el golpe después. Higuero estuvo valiente. Después de que Casado mantuviese la cabeza en la Casado, cuarto, y Gallardo, quinto, no resistieron el ataque definitivo de los dos grandes favoritos primera parte de la prueba, se puso al frente al paso por el 800. En ese momento, el francés Baala, que estaba más seguro de sus intenciones y de sus fuerzas, se colocó en segunda posición. Parecía, al menos, que el ucraniano Heshko se había quedado un tanto rezagado, lo que le podía venir bien al español al tener Baala un peor final que Heshko. A falta de 600 metros, Higuero realizó un nuevo cambio de ritmo, que se podía presumir como definitivo, pero se llevó a Baala y a Heshko detrás. Drama. A Baala aún le quedaba un último cambio, que dio a falta de 300 metros. Buscaba un sprint largo, a ritmo constante, sin buscar más explosiones físicas, porque ya no las tenía. Y la táctica le valió porque Higuero intentó ir tras él, pero no pudo, y Heshko tardó en reaccionar. Pero el ucraniano tenía aún un último cambio en el bolsillo y lo usó a la salida de la última curva para superar a Higuero y relegarlo a la tercera plaza, con los otros dos españoles ocupando la cuarta y la quinta plaza.