Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 4 8 2006 Internacional 29 TRASPASO DE PODERES EN CUBA EE. UU. rompe su silencio y critica el relevo temporal de Fidel Castro Los exiliados abogan por aprovechar el cambio e instaurar la democracia b Mientras la Fundación Nacional Instan a La Habana a permitir que entren periodistas extranjeros EP LA HABANA. El Comité para la Protección de los Periodistas (CPJ) instó ayer a las autoridades cubanas a permitir el ingreso al país de periodistas extranjeros, después de que anteayer se prohibiera la entrada a un grupo de reporteros a su llegada al aeropuerto José Martí de La Habana, que carecían del visado especial de trabajo correspondiente. Instamos a las autoridades cubanas a permitir que los periodistas cumplan con su trabajo sin ser hostigados ni obstaculizados señaló Carlos Lauria, coordinador del programa de las Américas de CPJ, organización dedicada a defender la libertad de prensa en el mundo. En ese sentido, consideró crucial que los periodistas puedan informar sobre el traspaso de poder por parte de Fidel Castro, ya que se trata de una noticia de gran impacto internacional. También nos preocupan informes que indican que Cuba está rechazando visados a periodistas añadió Lauria. De momento se conoce el caso de cinco periodistas que trabajan para la emisora peruana RPP la chilena Radio Cooperativa y los periódicos estadounidenses The Washington Post, Los Angeles Times y el Miami Herald, que viajaron a La Habana para cubrir la evolución de la salud de Fidel y la nueva conyuntura política. Según uno de los periodistas afectados, le obligaron a salir de la isla en el mismo avión en el que había llegado. Cubano Americana apela a la creación de una junta civil- militar de transición, otros grupos piden una campaña de desobediencia civil PEDRO RODRÍGUEZ. CORRESPONSAL MIAMI. Las organizaciones de exiliados cubanos en Estados Unidos no se han quedado a la espera de un desenlace natural para el régimen de Fidel Castro. Revelando una vez más sus divisiones internas y divergencias de estrategia- -a veces más fuertes que su compartido odio hacia la dictadura castrista- -estos grupos han salido en las últimas horas a la palestra con diferentes propuestas para aprovechar lo que consideran una oportunidad para traer la democracia a Cuba. Desde alentar a que las autoridades en la isla establezcan un gobierno de transición hasta una campaña de desobediencia civil y resistencia pacífica. La Fundación Nacional Cubano Americana (FNCA) tradicionalmente considerada como la parte más organizada, y visible del exilio en EE. UU, ha apelado a las revolucionarias Fuerzas Armadas de la isla para que no permitan el inaceptable recambio de un tirano por otro tirano. Según el presidente de su junta, Jorge Mas Santos, hay muchos en las filas militares y del gobierno en La Habana que no aceptan la transferencia de poder a Raúl Castro ciativa que también intenta capitalizar la incertidumbre sobre el futuro del régimen comunista. Según el congresista republicano Lincoln Díaz- Balart, nuestra obligación ahora es actuar como voz de los que no tienen voz en Cuba Todas estas estrategias ilustran el reabierto debate en Estados Unidos sobre cómo fomentar alternativas democráticas en Cuba. El mes pasado una comisión presidencial solicitó un presupuesto especial de ochenta millones de dólares para, entre otras cosas, fomentar las actividades de organizaciones no gubernamentales dentro de la isla. Sugerencia adoptada por el Congreso federal que con carácter de urgencia se encuentra redactando un proyecto de ley para acelerar las ayudas a los disidentes cubanos. Después de tres días, EE. UU. rompió ayer su silencio y criticó la delegación provisional del poder por parte de Castro al tiempo que aconsejó a los habitantes de la isla de que no traten de cruzar el estrecho de Florida. El hecho de imponer a Raúl Castro niega al pueblo cubano su derecho a elegir libremente a sus autoridades afirmó el portavoz del Departamento de Estado, Sean McCormack. Washington está listo para ayudar a Cuba en su transición democrática y preparado para entregar rápidamente ayuda humanitaria sustancial en apoyo a una verdadera transición aseguró el portavoz, quien aseguró que los habitantes de la isla no tienen mejor amigo que EE. UU. Que no cunda la histeria Poniéndo de relieve el temor de Washington ante un éxodo masivo similar a la crisis de los balseros en 1994 que puede provocar un periodo de inestabilidad o una crisis política, McCormack alentó a los cubanos a hacer avanzar dicha causa- -un futuro democrático- -quedándose en Cuba y obrando por un cambio positivo Durante lo que va de semana, la Guardia Costera de Estados Unidos ha reiterado que no existe una explosión en el número de balseros cubanos. En caso de producirse esa temida estampida en el marco de una profunda crisis política en la isla, la Administración Bush ha afirmado que cuenta con planes de contingencia para organizar un bloqueo marítimo que evita su llegada a territorio estadounidense. EE. UU. destina un presupuesto especial de 80 millones de dólares para fomentar opciones democráticas La Guardia Costera americana ha reiterado que no existe un aumento en el número de balseros cubanos Debate latente El líder de la FNCA, hijo de su fallecido fundador Jorge Mas Canosa, ha indicado que su organización tiene contactos con varios altos cargos que confirman disensiones internas en el gobierno cubano. Para Mas Santos, el objetivo prioritario en estos momentos es fomentar un proceso democratizador y de reconciliación nacional, que incluya transparentes elecciones multipartidistas y la liberación de todos los prisioneros políticos encarcelados. Un proceso que, a juicio de Jorge Mas Santos, se encuentra amenazado por una posible intervención del régimen venezolano de Hugo Chávez pero que debería iniciarse con el establecimiento de una junta civil- militar que garantice la seguridad nacional, el orden y el respeto a los derechos de todos los cubanos. En busca de respaldo internacional para esta opción, la FNCA dice contar con el respaldo de varios jefes de Estado y de naciones como Nicaragua, República Dominicana, Francia, República Checa, y líderes como José María Aznar o Lech Walesa Otros grupos y personalidades del exilio cubano en Estados Unidos han animado a los disidentes en la isla para embarcarse en una ambiciosa campaña de resistencia pacífica bajo el lema Yo no estampado en pegatinas y panfletos de visible color amarillo. Ini- Yaaron Hernández acompaña a sus compatriotas exiliados cubanos en las celebraciones en la Pequeña Habana de Miami EFE