Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
20 Nacional LUNES 31 7 2006 ABC Detenido tras estrangular a su mujer y a su sobrina de cuatro años en Ciudad Real La esposa estaba embarazada del que iba a ser el segundo hijo de la pareja b Ya son 41 las mujeres fallecidas en 2006 por violencia doméstica. La mujer asesinada era prima de la directora del Instituto de la Mujer de Castilla- La Mancha ABC ARGAMASILLA DE ALBA (CIUDAD REAL) La apacible localidad manchega de Argamasilla de Alba se vio ayer conmocionada por un nuevo caso de violencia doméstica. El vecino del pueblo R. L. G. S. de 42 años, fue detenido por la Guardia Civil como presunto autor de la muerte de su esposa de 39, A. I.O. M. y de su sobrina, quienes fueron estranguladas en el domicilio de la pareja. La mujer fallecida era madre de una niña de dos años y se encontraba embarazada de seis meses del que habría sido su segundo hijo. Los hechos fueron puestos en conocimiento de los servicios de emergencia por el propio R. L. G. S. que regentaba un gimnasio en el pueblo y sobre quien no pesaban antecedentes por malos tratos ni órdenes de alejamiento de las víctimas. El alcalde de Argamasilla, José Díaz Pintado, expresó su consternación y su estupor por lo sucedido, dado que el supuesto homicida es una persona muy normal y educada por lo que resulta muy doloroso que algo así pueda ocurrir, y más aún con menores involucrados, como en este caso El regidor lamentó también que en este caso no han sido posibles las medidas preventivas porque el agresor no tenía antecedentes A lo largo de la tarde trascendió también que la mujer estrangulada, que trabajaba en un supermercado, era prima hermana de la directora del Instituto de la Mujer de Castilla- La Mancha, María Isabel Moya, quien fue concejal del Ayuntamiento de Argamasilla. Un cliente del gimnasio del detenido y vecino de la familia señaló que la pareja no tenía ningún problema, al menos de puertas para fuera y subrayó que aparentaba ser bien avenida Al parecer, la hija de dos años del matrimonio se encontraba en el domicilio en el momento de los hechos y fue recogida después por la Guardia Civil, que procedió a detener a su padre. En cuanto a la pequeña fallecida, sobrina del agresor, pernoctó en el domicilio porque sus padres habían salido a cenar la noche anterior. El Ayuntamiento puso a disposición de las familias de las víctimas al psicólogo municipal hasta la llegada de un equipo de especialistas de la capital, mientras los cadáveres de las dos fallecidas fueron trasladados a Ciudad Real para proceder a su autopsia. Fuentes del Ejecutivo autonómico informaron de que la Administración castellano- manchega está estudiando personarse como acusación en este ca- so, de acuerdo con lo dispuesto en la Ley de Prevención de los Malos Tratos y de Protección a las Mujeres Maltratadas. La decisión se adoptará, con toda probabilidad, en el Consejo de Gobierno de mañana martes. Este trágico suceso eleva a 41 el número de mujeres fallecidas en lo que va de año por violencia doméstica, seis de ellas durante el mes de julio. En dos de los 41 casos contabilizados este año el agresor tenía una orden de alejamiento; en un tercer caso, la orden había sido solicitada por la víctima aunque en el momento de los hechos no era aún efectiva, y en un cuarto, la orden, de seis meses, había finalizado. El anterior crimen de estas características tuvo lugar el pasado día 26, cuando una mujer murió tiroteada por su marido en Níjar (Almería) El homicida intentó después suicidarse. En un desglose desde que empezó 2006, nueve mujeres murieron a manos de sus parejas en enero y otras tantas en marzo. Han sido hasta ahora los dos meses más trágicos. Cinco fallecieron por este tipo de violencia en abril y cinco más en mayo, cuatro en febrero, tres en junio y seis en lo que llevamos de julio. A diecisiete de ellas las atacó su cónyuge, a diez su compañero sentimental, a cinco su ex novio, a tres su ex cónyuge, a otras cuatro su ex compañero sentimental y a dos su novio. En todo 2005 murieron 62 mujeres en España, diez menos que en 2004, según datos facilitados por el Instituto de la Mujer. Un inmigrante es atendido por los bañistas que tratan de reanimarlo con un poco de agua AP Doscientos inmigrantes más llegan a Tenerife en tres cayucos, uno de ellos a una playa de bañistas ERENA CALVO LAS PALMAS. La tregua ha durado sólo un día. Después de un sábado relativamente tranquilo, la oleada de cayucos se reanudaba este domingo. Tres embarcaciones con dos centenares de inmigrantes alcanzaban ayer las costas tinerfeñas. Una de las barquillas, que no fue detectada, desembarcaba por sus propios medios en la playa tinerfeña de La Tejita, donde fueron atendidos en un primer momento por los mismo bañistas. Salvamento Marítimo y la Guardia Civil continuaron con su trabajo también el sábado en alta mar. El objetivo, remolcar los cuerpos sin vida de dos indocumentados que quedaron el viernes a la deriva. Viajaban en un cayuco con otros 30 subsaharianos. No fueron las únicas víctimas de la embarcación. Otros dos inmigrantes, Mohamed VI pide una solución global ABC RABAT. El rey de Marruecos Mohamed VI dijo ayer en su discurso del trono dirigido al pueblo que es partidario de buscar una solución global al fenómeno de la inmigración. El monarca manifestó que hay que abordar el fenómeno de la inmigración en un marco internacional y, en esa línea, alentó el codesarrollo Estas palabras del monarca se producen en vísperas de que la vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, se entreviste en Marruecos con el ministro del Interior de aquel país el próximo 6 de agosto. Un mes después, el 5 de septiembre, el propio presidente del Ejecutivo, José Luis Rodríguez Zapatero, se reunirá con Mohamed VI en Rabat. uno de ellos menor de edad, tampoco superaron la dureza del trayecto. La de ayer fue una madrugada de contrastes. Al tiempo que desembarcaban a los dos inmigrantes muertos- -ya son once en dos semanas- -llegaba a los Cristianos más de un centenar de subsaharianos que veían cumplido su sueño de alcanzar costas canarias. Entre ellos viajaban tres menores. Al parecer, estas últimas embarcaciones proceden de Mauritania, aunque la semana pasada llegaba un cayuco desde Costa de Marfil, a 3.500 kilómetros de Canarias. En los últimos quince días han llegado a las Islas más de 2.000 inmigrantes. Cruz Roja alerta de que ahora salen de más lejos y sin hacer escalas para burlar los controles, lo que agrava las condiciones de un trayecto que deja cada vez más víctimas en el cementerio azul