Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
78 MARTES 25 7 2006 ABC Economía La CE esperará a que la CNE decida sobre E. ON antes de adoptar medidas contra España Bruselas recuerda que se le debe comunicar antes cualquier decisión que se tome sobre esta opa b Los comisarios de Competencia y de Mercado Interior, Neelie Kroes, y McCreevy, han estado con Montilla la pasada semana, pero ya no hay más contactos AGENCIAS BRUSELAS MADRID. La Comisión Europea (CE) ha ampliado hasta finales de esta semana, el próximo viernes, el plazo para que el Gobierno español presente la información que le solicitó sobre la ampliación de las competencias a la Comisión Nacional de la Energía (CNE) A pesar de que el comisario europeo de Mercado Interior, Charles McCreevy, había señalado que esa fecha vencía ayer mismo, fuentes de la Comisión aseguraron que las autoridades españolas deben entregar a finales de esta semana a más tardar, la información sobre la ampliación de competencias de la CNE. En este sentido, y dado que se espera que esta misma semana, como muy tarde el viernes, la CNE decida si veta o aprueba con condiciones la opa de E. ON sobre Endesa, el portavoz comunitario de Competencia, Jonathan Todd, se limitó a decir que hasta que las autoridades españolas no hayan tomado medidas, es imposible para nosotros tomar una posición Además, recordó que la CE clarificó su posición ante las autoridades españolas hace al menos dos meses, así que están al tanto de nuestro punto de vista Todd también recordó que el ministro Montilla se reunió la semana pasada con los comisarios de Competencia, Kroes, y McCreevy, pero insistió en que no hay más contactos El pasado 3 de mayo la CE decidió abrir un procedimiento de infracción a España por la ampliación de las competencias a la CNE tras la opa de la energética alemana E. ON sobre la española Endesa. La Comisión cree que la CNE tiene ahora poderes amplios y discrecionales que no están justificados lo que puede vulnerar el principio de libre circulación de capitales y el derecho de establecimiento. Bruselas está además preocupada por las modificaciones introducidas por este decreto- ley, que fue aprobado tras la opa de la energética alemana E. ON sobre la española Endesa, y que dan más o menos, carta blanca a la CNE. Por ello, la CE pide a España que modifique su decisión o, si la considera adecuada que la justifique. Si Bruselas estima que los argumentos españoles no son suficientes, se pasaría a la segunda fase del procedimiento de infracción, que sería un dictamen motivado previo a la denuncia ante el Tribunal de Justicia de la UE. La ampliación de las competencias de la CNE ha sido considerada por el Ejecutivo comunitario como un intento de obstaculizar la opa del grupo energético alemán E. ON sobre la eléctrica española Endesa, que ya era objeto de otra opa por parte de Gas Natural. Incluso antes de que el nuevo decreto- ley sobre la CNE fuera ratificado por el Congreso, el comisario europeo de Mercado Interior, el irlandés Charlie McCreevy, pidió información al Gobierno y dio por sentado que se abriría un proceso de infracción. La CE aprobó, el 25 de abril, la opa de E. ON por Endesa al considerar que no deteriorará la competencia, ni en el mercado español ni en el europeo. La CNE decidirá como muy tarde el próximo viernes 29 de julio sobre la admisión de la opa que lanzó E. ON sobre Endesa y Bruselas teme que este organismo pueda imponer condiciones excesivas a la oferta alemana hasta po- Solbes, con el comisario de Mercado Interior, Charles McCreevy Bruselas mantiene que tiene recursos legales para poder anular la decisión de la CNE sobre la opa de E. ON der hacer inviable la opa. De hecho, la compañía alemana ya ha anunciado su intención de denunciar a la CNE a Bruselas si no se cumple la legalidad. Por el momento, la CE ha pedido al Gobierno español que le comunique previamente cualquier decisión de la CNE, que a su juicio, la Comisión podría anular si no cumple los requisitos. Este es el margen de maniobra que tiene el regulador español después de que Bruselas decidiera que la opa de E. ON sobre Endesa tiene dimensión comunitaria y que, por tanto, su análisis corresponde a la CE. De esta forma, la CNE difícilmente podría argumentar nuevas condiciones por razones de TÉCNICOS Y POLÍTICOS Á. LASO D LOM a Comisión Nacional de la Energía (CNE) es esta semana una olla a presión, porque debe decidir si aprueba o no la opa de la alemana E. ON sobre Endesa y qué condiciones pone a la citada compra. Los miembros del consejo de este organismo, que preside Mayte Costa, son cuatro del PP, cuatro del PSOE y uno de ERC, es decir, que se puede identificar una mayoría a favor de las tesis del Gobierno, que no son otras que vetar a los alemanes o ponerles condiciones tan duras que hagan inviable su opa. De hecho, el Gobierno Zapatero tiene ya asumida la L decisión política de vetar a E. ON, ya que prefiere ponerse una vez amarillo antes que cien colorado. Pero para llegar a esta conclusión, antes el triunvirato económico que forman Montilla, Solbes y Sebastián, intentó un pacto secreto con E. ON que la alemana rechazó de plano, lo que les ha radicalizado en su postura de veto. No obstante, el Gobierno sabe que la CE está vigilando muy de cerca este proceso, que ya tiene un procedimiento abierto sobre las nuevas competencias que le dio a la CNE y que le han permitido estudiar la opa de E. ON. De manera, que cualquier decisión de la CNE que tenga una laguna jurídica será aprovechada por Bruselas al máximo. Valdría la teoría de los hechos consumados si no fuera porque la Justicia tiene parada la opa de Gas Natural. Como antes en el Tribunal de De- fensa de la Competencia (TDC) que rechazó la opa de la filial de La Caixa sobre Endesa, o hasta en el Supremo, que la paró, las presiones políticas que sufren los consejeros de la CNE son de órdago a la grande, aunque no sea políticamente correcto decirlo. Por todo ello, estos consejeros necesitan argumentos con los que justificar su decisión. Argumentos que también pueden incluir en sus votos particulares si consideran necesario hacerlos. Quizás por ello, el consejo del organismo regulador, que ayer estudió las alegaciones de quienes se han personado en esta operación, tiene hoy previsto en el orden del día el análisis del informe elaborado por los servicios técnicos de la CNE sobre la opa de E. ON. Puede ser la tabla de salvación de más de uno, pero también una bomba de relojería para todos.