Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
50 Sociedad MARTES 25 7 2006 ABC Podrán recibir fondos europeos los países donde ya es legal la utilización científica de embriones En la práctica, la decisión europea sólo permitirá trabajar con las líneas celulares ya existentes conducta que esta vez se ha incluido ya en el mismo documento, como condición de cumplimiento obligatorio. Entre otras cosas, se excluye cualquier experimento con clonación reproductiva o terapéutica, que se modifique la herencia genética o se creen embriones con el único propósito de conseguir células madre. Cada proyecto de investigación con células madre embrionarias deberá estar de acuerdo con la carta europea de derechos y el comité del genoma humano de la Unesco. También se podrán hacer ulteriores revisiones éticas del desarrollo de los programas ya autorizados. Cada proyecto deberá demostrar que cumple la legislación nacional y la Comisión Europea evaluará caso a caso. Un ginecólogo del Hospital Universitario de Berna (Suiza) muestra una pipeta con células humanas fertilizadas EPA La Unión Europea sólo financiará investigaciones con células madre que no destruyan embriones España suplirá con fondos propios los proyectos que no apoye Europa b Alemania cede con el compromi- Imposible manipular sin destruir Además y para convencer a la ministra germana Annette Schavan, que había dicho que no estaba dispuesta a aceptar actividades que supongan el sacrificio de embriones se ha añadido la condición de que no se financiarán las actividades que impliquen la destrucción de embriones humanos. Los expertos dicen que es imposible manipular los embriones sin destruirlos. España había amenazado con bloquear una propuesta que hubiera endurecido las condiciones previstas en el artículo 6 para el control de la financiación de estos experimentos, que el Gobierno español ya ha autorizado en nueve casos. Las consideraciones éticas y los prejuicios ideológicos evolucionan con el tiempo y cambian con los resultados políticos, como ha pasado con España dijo ayer el secretario so de que los fondos no se utilizarán en ningún tipo de clonación ni para crear embriones con el único fin de extraer células madre ENRIQUE SERBETO CORRESPONSAL BRUSELAS MADRID. Después de una serie de arduos debates los ministros de investigación aprobaron ayer en Bruselas el séptimo Programa Marco de Investigación de la Unión Europea, que servirá para repartir más de 50.000 millones de euros de financiación para proyectos de alta tecnología entre 2007 y 2013. El único escollo que quedaba, la espinosa cuestión de la investigación con células madre embrionarias se resolvió dejándolo, en líneas generales, como estaba: sólo habrá dinero europeo para países, como España, donde estas investigaciones están autorizadas y siempre que no suponga la destrucción de embriones, ni siquiera para extraer células madre. En definitiva, sólo se podrá trabajar con líneas celulares ya existentes si se quiere contar con las ayudas europeas. Obviando que se trata en esencia de una precisión innecesaria ¿cómo podría la UE financiar actividades prohibidas? la presidencia finlandesa ha buscado una fórmula en la que se han endurecido algunos matices de las directrices que se habían aplicado hasta el momento a la hora de seleccionar los programas que pueden recibir la financiación comunitaria. Así, ha sido posible vencer la resistencia de Alemania, Italia y Luxemburgo, que desde el principio se oponían a aceptar que el dinero de sus contribuyentes se utilice para financiar actividades prohibidas en su propio país. Austria, Eslovaquia, Polonia, Malta y Lituania se opusieron, pero no pudieron bloquear la decisión que dependía en gran medida del gran peso de Alemania y- -menos- -del cambio de posición de España por la llegada del gobierno socialista. La Comisión había preparado en el anterior programa marco un código de El Gobierno allana el terreno a la clonación terapéutica El Ejecutivo del Partido Popular fue el primer en abrir la puerta a la investigación con embriones en España. Pero fue el Gobierno socialista quien generalizó su utilización y autorizó los primeros proyectos de investigación. España tiene en marcha nueve trabajos con células obtenidas de embriones y ninguno de ellos cuenta con financiación europea. El próximo paso del Gobierno socialista es regular las técnicas de clonación terapéutica o transferencia nuclear que implican la creación de embriones para usos científicos. La polémica técnica se regulará en la nueva ley de investigación biomédica que previsiblemente aprobará en septiembre el Consejo de Ministros. Antes el Gobierno ha empezado a despejar los obstáculos legales que pueden impedir su autorización. En la reforma del Código Penal, el Ejecutivo despenalizará la fecundación de óvulos humanos con fines distintos a la procreación terapéutica. En la última reforma de la ley de reproducción asistida sólo se prohíbe la clonación reproductiva, la que busca crear un ser idéntico a otro y no otras formas de clonación. Con este cambio y la despenalización, sólo el Convenio de Biomedicina del Consejo de Europa aparece como un obstáculo. Aunque la ministra de Sanidad ha dicho que la ley será respetuosa con los acuerdos internacionales porque la clonación no no implica la creación de embriones. Elena Salgado EFE humana, lo que sucede en opinión de expertos en bioética cuando se realizan técnicas de clonación